Tsipras, Rajoy y Hollande, este sábado en Lisboa.

Tsipras, Rajoy y Hollande, este sábado en Lisboa. Reuters

Europa CUMBRE MEDITERRÁNEA

Los líderes de la Europa mediterránea, unidos ante las "amenazas" contra la UE

Cumbre de países mediterráneos en Lisboa con una firme defensa de una "Europa más fuerte y más unida".

Los líderes de los siete países del sur de Europa ratificaron este sábado en la cumbre mediterránea de Lisboa su apuesta por una "Europa más fuerte y más unida" para poder responder a los retos que enfrenta.

Rajoy: Europa debe dar un mensaje de unidad y voluntad de integración

Los siete jefes de Estado o de Gobierno que participaron en este encuentro acordaron lanzar un mensaje muy claro: "creemos en Europa" y solo "con una Europa más fuerte y más unida podemos dar una respuesta más eficaz a los ciudadanos", dijo el anfitrión y primer ministro luso, António Costa.

En una declaración conjunta al término de la cumbre, Costa explicó que el encuentro sirvió para ratificar una posición común en tres áreas fundamentales: crecimiento económico, seguridad interna y externa de la UE, y migraciones.

Junto al presidente luso, también comparecieron ante la prensa los otros líderes europeos para hacer balance final de la reunión.

El segundo en tomar la palabra, el presidente francés, François Hollande, explicó que "hay que abrir una nueva etapa" en Europa, la de la convergencia de las políticas económicas en torno al crecimiento y el empleo, y la de la construcción de un futuro común ante "intentos de divisiones" o "amenazas", tanto internas como externas.

Por parte de Chipre, el presidente, Nicos Anastasiades, coincidió en que es necesario concretar una estrategia y traducir las declaraciones en acciones para Europa "reconquiste la confianza".

Un mensaje al que se sumaron los otros participantes en la reunión: los primeros ministros de Grecia, Alexis Tsipras; Italia, Paolo Gentiloni, Malta, Joseph Muscat, y España, Mariano Rajoy.

En su turno de intervención, el presidente del Gobierno español anunció que España será la anfitriona de la próxima cumbre de este tipo, que tendrá lugar en abril.

"Preparados" para el brexit

Por otro lado, los líderes de los siete países de la Europa meridional ratificaron que están "preparados" para iniciar el proceso de salida del Reino Unido de la UE y expresaron su deseo de que ese país siga siendo un "socio próximo".

"Estamos preparados para iniciar negociaciones (...) con la esperanza de tener al Reino Unido como un socio próximo de la UE", señala el documento de conclusiones de la cumbre mediterránea de países del sur celebrada en la capital lusa.

La próxima reunión informal de líderes europeos en Malta y la que tendrá lugar en Roma en marzo servirán para "debatir y decidir una dirección y objetivos claros para la UE", añade el documento.