El coordinador antiterrorista de la UE, Gilles de Kerchove, en la Eurocámara

El coordinador antiterrorista de la UE, Gilles de Kerchove, en la Eurocámara

Europa

"Debemos prepararnos para el regreso de yihadistas europeos desde Siria"

Gilles de Kerchove, coordinador antiterrorista de la UE: "El Estado Islámico va a querer organizar ataques para demostrar su relevancia" / "Hay un grupo de 15 Estados miembros, entre los que está España, que son los más afectados por el fenómeno de los yihadistas europeos".

Bruselas

Varias docenas de terroristas de la organización Estado Islámico están listos para cometer nuevos atentados en Europa. Es el aviso que acaba de lanzar la Oficina Europa de Policía, Europol, en su último informe sobre la amenaza yihadista en la UE. En el punto de mira se encuentran sobre todo Francia, Bélgica, Holanda, Reino Unido y Alemania. Los terroristas podrían recurrir a nuevos métodos que ya han usado en Irak y Siria, como coches bomba, secuestros para extorsionar o incluso armas químicas o biológicas.

En una entrevista con EL ESPAÑOL y el diario danés Berlingske, el coordinador antiterrorista de la UE, Gilles de Kerchove (Bruselas, 1956), afirma que la UE debe prepararse para el regreso de los yihadistas europeos que han ido a combatir con el autodenominado califato a Siria e Irak y que a su vuelta podrían preparar ataques en Europa. También le preocupan las mujeres y los hijos que han participado en los combates y cuya integración ahora plantea muchas dificultades.

De Kerchove, que ocupa el cargo desde 2007, se define a sí mismo como un "burócrata" de la UE. Su función no es política, sino que consiste precisamente en coordinar, lejos de los focos públicos, la actuación de los países miembros en la lucha antiterrorista y presentar recomendaciones. Asegura que el intercambio de información ha mejorado mucho desde los atentados de París y Bruselas y reclama a los gigantes de internet -como Google, Facebook o Twitter- que hagan más para combatir la propaganda terrorista y cooperar con las fuerzas de seguridad.

El departamento de Estado de EEUU ha lanzado una alerta por riesgo de atentados terroristas en Europa durante las Navidades en mercados o celebraciones, ¿cómo de grave es la amenaza?

No soy la persona adecuada para comentar sobre alertas de una amenaza concreta, porque no tengo acceso a inteligencia operativa. Pero en la medida en que el califato se está derrumbando, y por lo que vemos en diferentes redes sociales, el Estado Islámico va a querer organizar ataques para demostrar su relevancia. Los servicios de seguridad y la policía están muy alerta porque sabemos que en los próximos meses, no necesariamente en Navidad, tenemos que vigilar más que normalmente.

Pero al mismo tiempo hemos reducido de forma significativa nuestras vulnerabilidades. Quizá intenten hacer algo. Pero el ritmo de detenciones, de desmantelamiento de células en Europa en las últimas semanas, muestra que nuestros servicios son más eficaces que nunca. Si el riesgo es una combinación de nivel de amenaza y vulnerabilidad, podemos decir que la amenaza es alta y compleja pero al mismo tiempo nuestra vulnerabilidad es menor que antes.

La amenaza de nuevos ataques es alta y compleja, pero al mismo tiempo nuestra vulnerabilidad es menor que antes

Europol también ha avisado de la gravedad de la amenaza terrorista y ha señalado sobre todo a Francia, Bélgica, Reino Unido, Holanda o Alemania, pero no a España. ¿Cuál es el nivel de riesgo en España?

No puedo decirlo, porque yo trabajo en el área de la cooperación policial y no del análisis de riesgo. Lo que puedo decir es que hay un grupo muy activo en la UE de 15 Estados miembros, entre los que está España, que son los más afectados por el fenómeno de los yihadistas europeos y los que sufren el mayor nivel de amenaza, aunque el riesgo varía de un país a otro. Pero no puedo decir si España es más vulnerable.

¿Está satisfecho con la información y colaboración de España en la lucha antiterrorista en la UE? ¿Se ha visto afectada por los 11 meses sin Gobierno?

No. El ex ministro del Interior (Jorge Fernández Díaz) ha sido muy activo y colaborador. Tener un Gobierno en funciones no ha cambiado las cosas, porque la lucha antiterrorista es tan importante que todo el mundo quiere usar y optimizar los diferentes instrumentos. Y España, en todos los niveles, es muy activa. Intentan utilizar al máximo los diferentes instrumentos.

¿Habrá un regreso masivo de yihadistas europeos ahora que la coalición internacional está atacando los bastiones de Estado Islámico en Mosul (Irak) y Raqa (Siria)?

Sabemos que tenemos que prepararnos. Pero no sabemos lo que va a ocurrir. Porque algunos pueden intentar quedarse en Irak y Siria, otros tratarán de esconderse en Turquía, Líbano o Jordania. Otros querrán irse a otras zonas calientes como Libia o el Sahel o Filipinas. Y otros regresarán a Europa, pero no sabemos cuántos.

En primer lugar porque no sabemos cuántos están todavía vivos. Alrededor de 2.000 soldados iraquíes han muerto ya en la ofensiva, lo que quiere decir que en el otro bando muchos han muerto también. Todavía hay 2.500 europeos en Siria e Irak, según nuestros cálculos. Es un gran número, pero puede ser que la mitad estén ya muertos, no se sabe.

Todavía hay 2.500 europeos en Siria e Irak. Es un gran número, pero puede ser que la mitad estén ya muertos, no se sabe

¿Cómo puede hacer frente la UE a este regreso de combatientes?

Tenemos que prepararnos. Estoy haciendo propuestas sobre diferentes áreas en las que debemos trabajar juntos. En primer lugar, compartir información más concreta. También hay que diseñar mecanismos de evaluación de riesgos. Cuando alguien regresa, hay que evaluar su grado de peligrosidad caso por caso y tratar de dar la respuesta adecuada. Para los más peligrosos, y si hay pruebas, se presentan cargos y se les encarcela.

Para los peligrosos contra los que no hay pruebas, probablemente hay que vigilarles las 24 horas. Europol puede ayudar a coordinar que todos los países lo hagan de la misma forma. En tercer lugar, los Estados miembros deben tener sistemas de rehabilitación eficaces para los menos peligrosos. Es urgente.

¿Qué ocurrirá con las mujeres y los hijos de los yihadistas que vivían en zonas de combate?

Todos estamos luchando con la cuestión de cómo integrar a las mujeres y a los niños. No es nada fácil y no he encontrado muchas propuestas concretas. Va a ser un reto. Hay un país miembro (no dice cuál) que considera que un niño de más de 9 años debe considerarse como un combatiente. Hemos visto vídeos de niños de 10 o 12 años con un arma y matando. ¿Cómo se abordan estos casos? No podemos tratarlos como adultos, pero tenemos que hacer algo muy específico si queremos evitar que se conviertan en asesinos 10 años más tarde.

Queremos evitar los errores cometidos tras la retirada de los rusos de Afganistán a finales de los 80

Estamos trabajando en ello para estar preparados. Queremos evitar los errores cometidos tras la retirada de los rusos de Afganistán a finales de los 80, cuando no se hizo nada con los muyahidines, es más, algunos países les apoyaron en la lucha contra Rusia. El problema es que estas personas iniciaron un turismo yihadista y desestabilizaron Argelia, Bosnia y Kosovo, Daguestán y Chechenia, Somalia y Yemen. No queremos que eso se repita.

¿Cuál es el riesgo de que los terroristas de Estado Islámico se infiltren en los flujos de refugiados o radicalicen a las comunidades sirias en Europa?

No debemos exagerar. El principal riesgo para nosotros son las redes estructuradas, gente posicionada en Europa o enviados desde Siria. Y el segundo son personas que viven en Europa, no tienen contacto con Daesh o Al Qaeda y únicamente están inspirados por su retórica en Internet. O los dirigidos desde Raqa, porque sabemos que allí hay una unidad que planifica atentados en Europa. Para mi el riesgo es marginal, pero eso no significa que no debamos estar atentos. Por eso vigilamos mucho más las fronteras. Si podemos integrar más a los refugiados, eso sería útil.

El riesgo de que los terroristas se infiltren en los flujos de refugiados es marginal, pero eso no significa que no debamos estar atentos

¿Por qué cree que los yihadistas podrían utilizar nuevos métodos en la UE como los coches bomba o las armas químicas?

Los combatientes han pasado tres años en el califato, donde probablemente han aprendido a utilizar productos químicos como armas o a poner una bomba en un coche. Por eso creo que hay que anticiparse y tomar las medidas necesarias para reducir cualquier riesgo. La Comisión está actualizando su plan de acción sobre armas nucleares, químicas y biológicas, así que pronto sabremos si nuestro marco legal es bastante eficaz sobre cuestiones como los precursores químicos.

Los atentados de París y Bruselas revelaron fallos en el intercambio de información entre los países miembros, ¿se ha avanzado en los últimos meses?

Sí, entre 2015 y 2016 hemos visto una gran mejora. En Europol hay una base de datos dedicada a los yihadistas europeos, que entre los dos años ha aumentado un 64%, hasta casi 4.000 casos. Las consultas a las bases de datos también han subido un 60%. En la base de datos del sistema de información del espacio sin fronteras Schengen (SIS) el incremento ha sido del 20%. Y tenemos 9.500 alertas en una categoría especial de personas consideradas radicales que tienen que ser vigiladas discretamente porque no hay suficientes pruebas para detenerles. Eso es bueno, porque hace tres años teníamos sólo 1.000. No significa que sea perfecto, pero los progresos son impresionantes.

El intercambio de información entre los países miembros no es perfecto, pero los progresos son impresionantes

En materia de servicios de inteligencia, este año se ha creado una plataforma antiterrorista en Holanda en la que participan casi todos los estados miembros, y que está activa las 24 horas del día y los 7 días de la semana. También en Europol tenemos muchas discusiones con los países que no son suficientemente activos. Los belgas y los franceses han organizado una colaboración bilateral muy estrecha. El órgano de cooperación judicial, Eurojust, ha montado un equipo conjunto de investigación de los ataques de Bruselas. Europol está apoyando la investigación de los atentados de París. E incluso el FBI ha colaborado.

¿Qué más debe hacerse?

Lo primero es poner en marcha rápidamente el registro de datos de pasajeros aéreos (PNR, por sus siglas en inglés), que debe estar activo en mayo de 2018. Pero si se puede acelerar, mejor, porque vamos a tener el regreso de estos combatientes desde Siria e Irak y necesitamos detectarlos mediante los algoritmos del PNR. Lo segundo es crear nuevas bases de datos, como el registro de entradas y salidas y la autorización previa de viaje.

Pero el expediente más importante que tenemos sobre la mesa es la interconexión, la interoperabilidad entre las diferentes bases de datos que hemos creado en los últimos 15 años. El primer paso es facilitar el acceso, creando un interfaz único de búsqueda. El segundo es poder utilizar datos biométricos, como huellas digitales, para interrogar al sistema, porque estas personas usan nombres y pasaportes falsos. El tercero y más difícil es cruzar los datos de inmigración y los de seguridad, porque eso plantea dudas sobre protección de datos. Pero hay soluciones técnicas para resolverlo.  

¿No demuestra esto que la UE avanza demasiado lentamente ante una amenaza que es inminente?

Es verdad, pero así es la democracia y la discusión parlamentaria y la búsqueda de consenso. Eso lleva tiempo. De todas formas, los Estados miembros siguen siendo los principales responsables de la seguridad interior. No pueden culpar a la UE. Nosotros hacemos todo lo posible para apoyar a los países miembros. Lo que hemos avanzado en los últimos tres años, por ejemplo sobre los yihadistas europeos, es impresionante. Pero como usted, soy impaciente, siempre estoy dispuesto a ver progresos más rápidos. 

Para el próximo jueves, la Comisión ha organizado una reunión con las grandes empresas de internet, ¿qué les van a pedir para combatir la propaganda terrorista o el reclutamiento en internet?

En la actualidad, son Europol o las ONG las que tienen que avisar a las empresas de internet de la presencia de contenidos ilegales y sólo entonces éstas los suprimen. Europol es muy eficaz pero sólo ha logrado eliminar 17.000 sitios de probablemente millones. La cuestión es si deberíamos ir hacia un sistema en el que sea la propia compañía la que de forma automática, con algoritmos, suprima el contenido. Eso es algo que puede discutirse.

Deberíamos ir hacia un sistema en el que sean las propias compañías de Internet las que, de forma automática, con algoritmos, supriman los contenidos terroristas

La otra cosa que a mi me gustaría es que las empresas den más apoyo financiero a todas las iniciativas para empoderar a las voces moderadas de la sociedad civil. 

Algunos países como Francia o Alemania reclaman que las empresas de Internet faciliten el acceso a mensajes encriptados para la lucha antiterrorista, pero las compañías se resisten. ¿Cómo puede resolverse esta cuestión?

No estoy sugiriendo que no necesitemos la encriptación para proteger datos. Hay gente que nos espía, delincuentes que usan internet para robar secretos comerciales, para acceder a nuestros secretos. Es necesaria. No es la encriptación en sí lo que está en juego, sino cómo podemos permitir que los servicios de inteligencia y la policía puedan sortearla por motivos legítimos y acceder al contenido de mensajes encriptados. No tengo la respuesta sobre cómo hacerlo porque tampoco los estadounidenses la tienen.

Otra cuestión es la de las pruebas digitales. Muchas veces, la única prueba que tenemos para garantizar la condena de una persona que ha regresado de Irak y Siria es un mensaje de Whatsapp, un correo electrónico, un vídeo, una foto. Y esto está muchas veces almacenado en la nube en California. Para tener acceso, a menudo hay que recurrir a una petición de ayuda judicial mutua. Eso lleva tiempo y es problemático. La Comisión está explorando modos de facilitar el acceso rápido y fácil. Eso es otro expediente que hay que discutir con las compañías. Es parte de la agenda.

¿Están afectando los actuales problemas de la UE con Turquía a la colaboración antiterrorista? 

Es una preocupación legítima. Pero nosotros estamos dispuestos a trabajar estrechamente con ellos y de momento lo hacemos. Turquía está activa en diferentes foros internacionales y en la coalición contra el Estado Islámico. Porque Turquía tiene exactamente los mismos problemas que la UE. Espero que podamos mantener una buena relación e intercambiar toda la información posible.

También hay problemas entre la UE y Marruecos por la anulación por parte del Tribunal de Justicia del acuerdo agrícola, ¿qué efecto ha tenido esto en la lucha contra el terrorismo?

No ha afectado a la cooperación antiterrorista. España dice que la cooperación con Marruecos es modélica, y ha habido muchas detenciones en Ceuta y Melilla. Tampoco hay problemas en las relaciones bilaterales de Marruecos con Francia, Bélgica y Holanda, los otros países que tienen una gran diáspora marroquí. Yo también estoy dispuesto a aumentar la cooperación antiterrorista entre la UE y Marruecos cuando se resuelvan los actuales problemas.