El último viaje del mandatario cubano, Fidel Castro.

El último viaje del mandatario cubano, Fidel Castro.

América

El legado de la "patria" de Fidel que se deshace

Este domingo Cuba entierra las cenizas del comandante en Santiago de Cuba, mientras algunos ciudadanos se atreven a alzar la voz para exponer las deficiencias de sus políticas más emblemáticas.

Noticias relacionadas

El aparato del partido comunista se vuelca en llenar las calles de gente y banderas al paso de las cenizas de Fidel Castro que esta semana han recorrido la isla de punta a punta para enterrarlas este domingo en Santiago de Cuba. Mientras, muchos en La Habana recuerdan el legado del 'líder supremo, comandante en jefe de la Revolución' con cierto escepticismo y el gesto torcido.

La gestión de Castro en la década de los años 60 del siglo pasado fue para muchos el faro de Latinoamérica, el referente hacia el que mirar. Pero 57 años después de aquello, hay señales claras de que el paso del tiempo y la escasa modernización de las políticas se han cobrado su precio. Lo dicen los propios habaneros de a pie que se atreven a alzar su voz con cuidado de que nadie del aparato les escuche.

Si vas al médico sin su regalito, prepárate a esperar

Si hay algo que funciona a golpe de dólar en la isla, eso es el sistema sanitario 'gratis y universal'. Pero no es oro todo lo que reluce. "Eso lo sabe todo el mundo. Si vas al médico sin su regalito, prepárate a esperar. Te meten en la cola y te dejan ahí hasta que quieran", cuenta Pablo José, el portero de un edificio del barrio de Miramar.

El sistema de salud es uno de los orgullos de la Revolución cubana y una de las primeras banderas de Fidel Castro en la lucha contra el 'imperialismo' estadounidense. En los años posteriores al triunfo de la Revolución, miles de médicos abandonaron la isla instigados por la política hostil de Washington hacia el castrismo. Fidel hizo de la formación de médicos y de la construcción de una sanidad eficiente uno de sus proyectos más personales. Pero el "ejército de las batas blancas" se desmorona desde hace tiempo debido a las carencias en los hospitales y los sueldos paupérrimos.

"Al médico hay que ir con fulas [pesos equivalentes al dólar] y con recomendación. Pagas 20 pesos y el médico se mueve para hacerte las pruebas. Vete aquí y dile a fulano que vas de mi parte", explica Pablo José.

"Y en el periodo especial era peor", dice en referencia a la crisis económica que sufrió la isla en los años 90 con la caída de la URSS. "Estando yo en provincias, mi madre, que es impedida, se cayó al suelo y se rompió la boca. Cuando llamó al centro médico por teléfono para que la auxiliaran, todo lo que le dijeron fue: 'que se ponga hielo y descanse'. El sistema de salud no sirve", añade.

Yanelis sufre de jaquecas, pero su remedio aparece y desaparece con frecuencia de las estanterías de las boticas. "Los medicamentos no son gratis, pero son muy económicos y accesibles a todos. El problema es que cuando lo necesitas, no está o cuando alguien te avisa que ha llegado, vas pero ya no queda". Pero esta chica de 27 años tiene suerte, los turistas que pasan por el hostal que atiende le dejan a veces 'Advil', la marca de ibuprofeno más extendida de Estados Unidos y América Latina.

"Ser profesora con tres hijos no da para vivir". Adelina gana el triple limpiando una casa dos días a la semana

Muchos cubanos conciben la educación como un regalo de la Revolución, no como un derecho y muchos desconocen que en Europa la escolarización es gratis también para todos los ciudadanos.

Aquí la queja generalizada de los padres en el sistema escolar es que el nivel es bajo y el compromiso de los profesores escaso. No en vano, la profesión de maestro es una de las más denostadas de la isla. La razón: el salario ronda los 420 pesos cubanos, es decir, unos 20-25 dólares.

Adelina roza los 60 años. Durante un tiempo fue profesora de secundaria, "que va muchacho", suelta, "con tres hijos que tengo eso no daba para vivir". Recientemente encontró trabajo como señora de la limpieza en casa de unos extranjeros y ahora gana 70 dólares al mes por dos días a la semana. Una fortuna. No importa que para llegar a la casona con jardín de Vedado tenga que tomar dos autobuses, una hora de viaje desde su casa.

Lista ya la versión en PDF de 14 y medio para #SaltarselaCensura

En la isla aún no se publican ciertos libros censurados por las autoridades, sin contar que la prensa independiente está prohibida. Buen ejemplo es 'Trilogía sucia de La Habana', un retrato desgarrador sobre la Cuba del periodo especial que critica con dureza las carencias del sistema y que está firmado por el escritor Pedro Juan Gutiérrez.

También es un buen ejemplo 14 y medio, el diario digital independiente fundado recientemente por la bloguera y activista Yoani Sánchez y su marido y periodista Reinaldo Escobar, que se atreven a "saltarse la censura" desde el corazón de La Habana junto a una red de colaboradores. Este jueves Escobar estuvo detenido 4 horas en una comisaría de policía.

Cuando le detuvieron, estaba dando una entrevista al enviado especial de TVE en La Habana, Vicenç Sanclement, en el emblemático Malecón de la capital, a la vista de todos, sin nada que ocultar. El propio Sanclemente fue retenido y "soltado" tras la intervención de la diplomacia española, según indicaron fuentes del Ministerio de Asuntos Exteriores a EL ESPAÑOL.

Sin embargo, el festival internacional de cine latinoamericano, el conocido festival de Jazz, la bienal de arte y la presencia constante de grandes figuras de la música en la isla, recuerdan que Cuba aún es en la región un exponente de la cultura. Sin ir más lejos, un día después de la muerte de Fidel estaba programado el primer concierto del tenor Plácido Domingo que tuvo que ser suspendido al conocerse la noticia.

El deporte en Cuba no es profesional y sus atletas no pueden competir en ligas extranjeras

El deporte estrella en Cuba es la pelota (béisbol) y poco a poco le va comiendo el terreno el fútbol. El boxeo también tiene grandes figuras. Las instalaciones deportivas, aunque viejas, son cuantiosas y están casi siempre llenas. Fidel Castro siempre fue un firme entusiasta del deporte y suyo fue el empeño de crear un centro de alto rendimiento para atletas y un instituto de medicina deportiva.

Las medallas en los Juegos Olímpicos, en los campeonatos internacionales de atletismo y en los Juegos Panamericanos son considerados en la isla como un triunfo colectivo fruto de una concepción política del deporte y de su valor como herramienta de propaganda. Pero los programas y becas a atletas han dado sus frutos. Cuba se situó en el puesto 18 del medallero de Rio 2016 y en el 16 en Londres 2012.

Eso sí, el deporte en Cuba no es profesional y sus atletas no pueden competir en ligas extranjeras, una de las reclamaciones más antiguas del mundo del béisbol y la que más debate genera entre los aficionados. Para cualquier cubano, ver a sus compatriotas triunfando en Estados Unidos es un orgullo, pero la presencia en equipos yanquis se debe casi siempre a una deserción de por medio. De ahí los sentimientos encontrados.

La propaganda no puede ser abandonada ni un minuto, porque es el alma de nuestra lucha

¿Cual es el legado de Fidel? "Fidel es revolución y revolución es patria. Cualquier cubano, incluso los que se han ido, quieren volver aquí", opina un joven de La Habana que juega al baloncesto a pecho descubierto.

"La propaganda no puede ser abandonada ni un minuto porque es el alma de nuestra lucha", dijo Fidel Castro en los años 50. Y desde entonces, así fue. El sistema creó adecuados eslóganes que intelectuales y músicos afines continúan repitiendo, y símbolos reconocibles por todos. A la bandera y el himno, presentes masivamente en la vida diaria cubana, se suman versos de José Martí, considerado el intelectual impulsor de la independencia cubana en el siglo XIX, que todo el mundo conoce y recita al dedillo. Aunque a él cada uno lo interpreta a su modo, pues el mismo intelectual da nombre a un medio llevado por cubanos anticastristas en Florida.