Assange, tras ser detenido.

Assange, tras ser detenido. Reuters

Mundo

Aplazan la vista de Assange al 12 de junio al estar "muy enfermo" para comparecer

El abogado del periodista ha asegurado que Assange está "muy enfermo" y que "en su estado no es posible mantener una conversación normal".

El fundador de Wikileaks no se ha presentado por videoconferencia este jueves por estar "muy enfermo", según ha comunicado su abogado. Assange se encontraría ingresado en en el centro hospitalario de la prisión Belmarsh de máxima seguridad británica. Su abogado ha concretado que está "lejos de estar bien".

"Durante las siete semanas que ha permanecido en Belmarsh, su salud ha continuado deteriorándose y ha perdido peso de manera dramática. La decisión de las autoridades de prisión de trasladarlo a la unidad sanitaria habla por sí sola", ha dicho un portavoz de Wikileaks.

Durante la escueta audiencia de apenas cinco minutos, la magistrada Emma Arbuthnot determinó que la próxima audiencia "tal vez podría celebrarse en Belmarsh" por ser "más conveniente para todo el mundo".

La justicia sueca ya rechazó el pasado martes aplazar la vista fijada el próximo lunes 3 de junio para tratar la orden de detención por supuesta violación por problemas de salud del periodista australiano.

Así lo confirmó a varios medios de este país escandinavo el abogado en Suecia de Assange, Per E. Samuelson, que había pedido el lunes el aplazamiento por el estado de su defendido. Según declaró Samuelson a la emisora pública Radio de Suecia, el periodista australiano ha sido ingresado.

"En su estado no es posible mantener una conversación normal con él", aseguró Samuelson, que el viernes pasado lo visitó en prisión y no quiso revelar más detalles.

La Fiscalía sueca decidió hace dos semanas reabrir el caso, cerrado en 2017 por la imposibilidad de lograr avances tras refugiarse cinco años atrás Assange en la legación ecuatoriana.

La decisión fue justificada por el cambio en la situación legal del periodista y porque los tribunales suecos han concluido en varias ocasiones que las sospechas contra él son verosímiles.

Tres de los delitos ya prescribieron

Assange fue condenado recientemente por un tribunal británico a 50 semanas de cárcel por violar las condiciones de libertad condicional en 2012 y espera a que Reino Unido decida sobre una petición de extradición a Estados Unidos por filtrar documentos secretos en WikiLeaks y otra hipotética de Suecia.

El proceso en Suecia se reactivó al pedir una de las denunciantes la reapertura del caso tras la detención en Londres de Assange, a quien Quito le retiró el asilo por haber conculcado supuestamente "convenciones internacionales y el protocolo de convivencia" en la misión diplomática.

Tres de los delitos por los que fue investigado Assange en Suecia prescribieron y el de violación lo hará en agosto de 2020.

La Fiscalía sueca emitió en noviembre de 2010 una orden de arresto europea contra Assange, que fue detenido un mes después en Londres, y a partir de ahí comenzó un proceso judicial que culminó en junio de 2012, cuando el Supremo reafirmó la extradición a Suecia y el periodista se refugió en la embajada ecuatoriana.

El proceso en Suecia contra Assange, que se declara inocente y no ha sido formalmente acusado de nada, ha estado rodeado de polémica sobre la solidez de las denuncias y los motivos de las demandantes, filtraciones a los medios, sustituciones de fiscales y la reapertura de un caso que había sido reducido inicialmente a delito menor