Hatice Cengiz, la novia turca del periodista saudí asesinado Jamal Khashoggi.

Hatice Cengiz, la novia turca del periodista saudí asesinado Jamal Khashoggi.

Mundo CASO KHASHOGGI

Habla la novia de Khashoggi: "Trump me invitó a EEUU, pero no me usará para una foto"

Hatice Cengiz, la novia turca del periodista saudí Jamal Khashoggi, ha concedido su primera entrevista tras la muerte y descuartizamiento de su pareja en las dependencias del consulado saudí en Estambul. Lo ha hecho en una televisión turca, país que ha dicho que Khashoggi consideraba "seguro". Según Cengiz, ha declinado una invitación del presidente de EEUU, Donald Trump, a Washington para no verse "utilizada" en una campaña de imagen "en su beneficio".

Khashoggi acudió el pasado 2 de octubre al consulado a tramitar los papeles de su divorcio para volver a casarse, esta vez con Cengiz, que lo acompañó a la cita concertada unos días antes. Ella se quedó en la calle esperándolo y, pasadas las horas sin que el columnistas del Washington Post crítico con el régimen saudí saliera del edificio, comenzó a preocuparse: "Él no creía que lo fueran a interrogar o a arrestarlo en un país extranjero. No se atreverían".

En la entrevista al canal turco Habertürk, Cengiz ha dicho que Khashoggi "creía que Turquía era un país seguro y si era detenido o interrogado, el tema se resolvería fácilmente". De hecho, el periodista era amigo del presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, según contó Cengiz. 

La vida que ya no tendrán

En su entrevista con la televisión turca, Cengiz contó que la intención de la pareja era vivir a caballo entre Turquía y Estados Unidos. 

Según el relato de la mujer, el columnista fue al consulado sin preocupación alguna, después de haber sido tratado con normalidad en la anterior visita, cuando fue a pedir la cita, al martes siguiente. La primera vez sí había acudido con prevenciones, y le había pedido que estuviera atenta y diera la alarma si ocurría algo y tardaba en salir. "Se le podía ver en la cara", dijo. Pero luego salió aliviado e incluso alegre por la amabilidad con la que había sido recibido.

"Sus conexiones locales en Turquía eran muy buenas, como sabe, sus conexiones políticas también", le dijo Cengiz a la cadena turca Habertürk, este viernes. Pero cuando entendió "lo que estaba pasando", empezó a temblar. "Tenía muchísimo miedo. Me sentía muy débil como para irme. Nunca olvidaré ese miedo", señaló. Después de ya más de 20 días, Cengiz confesó que "muere cada día".

La novia de Khashoggi es una académica de nacionalidad turca. Se había comprometido con el periodista cuatro meses atrás, pocos meses después de conocerse y empezar a salir. Ahora, dice sentirse "en una oscuridad" que no puede "expresar".

Sin una llamada de Riad

Cengiz ha revelado también que no ha recibido llamada alguna de las autoridades saudíes expresando sus condolencias. Recientemente, sí fue contactada por teléfono por el secretario de Estado de EEUU, Mike Pompeo, a quien le preguntó si tenía alguna novedad sobre la investigación, algo que pudiera alegrar sus últimas y vanas esperanzas de hallar con vida a Khashoggi: "Pero dijo que no tenía nada que decirme".

El Gobierno saudí pasó dos semanas entre las negativas del asesinato en las dependencias consulares y el silencio, mientras un equipo conjunto con investigadores turcos trataba de averiguar los hechos acaecidos. La versión turca explica que Khashoggi entró al consulado, fue conducido al despacho del cónsul y allí se topó con sus asesinos, un equipo de unas 15 personas llegado a Estambul el día anterior y esa misma jornada del 2 de octubre. Fue interrogado, torturado y despedazado en apenas siete minutos.

Las autoridades saudíes no entran en estos detalles. Se limitan a admitir el "enorme error", como califican al asesinato, y culpan a los 18 funcionarios detenidos en Riad no sólo del crimen, sino de haberles mentido sobre esta "acción premeditada". Fuentes consultadas por EL ESPAÑOL aseguran que el asesinato del columnista "ha sido un shock" para el entorno del príncipe heredero Mohamed bin Salman (MBS), a cuyo séquito podría pertenecer al menos uno de los acusados.

Las mismas fuentes aseguran que los arrestados serán juzgados en su país, y que se enfrentan a una más que posible condena a muerte por decapitación. eso sí, el ministro de Exteriores saudí no acepta la versión turca, "tenemos discrepancias", dijo Adel al Jubeir a la cadena estadounidense Fox News. Este viernes el gobierno de Erdogan exigió al reino que diga dónde está el cuerpo y quién ordenó matar a Khashoggi.

En todo caso, si Cengiz se ha negado a la foto con Trump, la familia de Khashoggi sí ha viajado a Estados Unidos, donde ha solicitado asilo. A los pocos días de ser recibido en palacio por el rey Salman y su hijo, el heredero MBS -verdadero hombre fuerte del régimen-, Salah Khashoggi, hijo del periodista asesinado, huyó a Washington.