Avión de Ryanair en el aeropuerto de Bruselas.

Avión de Ryanair en el aeropuerto de Bruselas.

Mundo

Evacúan un avión con destino Madrid porque un pasajero gritó 'Alá es grande'

Un avión de Ryanair en el aeropuerto de Bruselas-Zaventem fue desalojado cuando un pasajero gritó la consigna habitual de los yihadistas. La policía trató el incidente como una amenaza de bomba pero tras un registró se concluyó que no había ningún explosivo a bordo.

Un avión de la compañía Ryanair con destino a Madrid fue desalojado hoy en el aeropuerto de Bruselas-Zaventem tras una amenaza de bomba que resultó ser falsa, según informó el canal de televisión flamenco VTM y confirmó la agencia de noticias Belga.

De acuerdo con la cadena de Flandes, la policía hizo bajar de la aeronave a los pasajeros y procedió a un registro del aparato.

"A continuación, el avión pudo despegar", indicó a Belga la portavoz del aeropuerto bruselense, Florence Muls.

Aunque se desconoce si se ha practicado alguna detención, la policía federal confirmó a VTM la apertura de una investigación judicial sobre el suceso.

Según el mismo medio, la tripulación habría activado el procedimiento de emergencia después de que un individuo pronunciara las palabras 'Allahu Akbar' ("Alá es grande"), que algunos terroristas yihadistas exclaman al cometer atentados, pero el avión pudo despegar finalmente sobre las 9.25 (7.25 GMT).

El canal de televisión refirió que nueve jóvenes belgas de origen italiano habrían tratado de gastar una broma y, en consecuencia, fueron expulsados del vuelo e interrogados."El comandante del vuelo se negó a llevar a los nueve jóvenes. Uno de ellos era un bromista tonto que dijo 'Allah-u Akbar'. Los nueve tuvieron que bajar y ser interrogados. Se ha preparado un expediente judicial porque anunciar un ataque que no es tal también es punible", aseguró a VTM desde la policía federal Peter De Waele.En marzo de 2016, tanto el aeropuerto de Bruselas-Zaventem como el metro de la ciudad fueron objeto de sendos ataques terroristas que costaron la vida a 32 personas.