Josep y Pere Pujol Ferrusola, a su llegada a la Audiencia Nacional

Josep y Pere Pujol Ferrusola, a su llegada a la Audiencia Nacional Efe

Tribunales

En libertad el empresario catalán detenido por la UDEF por blanquear dinero de los Pujol

El juez de la Audiencia Nacional José de la Mata investiga al propietario de Cat Helicopters, Jorge Barrigón, por un presunto préstamo ficticio firmado con Josep Pujol Ferrusola.

Noticias relacionadas

El juez de la Audiencia nacional José de la Mata ha dejado en libertad a Jorge Barrigón, el presidente de  de la empresa Cat Helicopters -compañía de helicópteros que opera en Barcelona, detenido la mañana del miércoles por presunto blanqueo del capital de uno de los hijos de Jordi Pujol, tal y como adelantó EL ESPAÑOL.

Se trata de un nuevo golpe en el 'caso Pujol'. La Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) de la Policía había detenido a Barrigón, registrando tanto su domicilio como sus oficinas por presuntamente blanquear casi un millón de euros de uno de los hijos del expresidente de la Generalitat, Josep Pujol Ferrusola, en una operación dirigida por De la Mata,.

Según las pesquisas de los investigadores, este empresario catalán habría simulado un préstamo de 900.000 euros que le habría concedido Josep Pujol cuando en realidad, según la investigación, el hijo del 'ex molt honorable' nunca le habría dado ese dinero. Para los agentes de la UDEF encargados de la investigación, se trató de una simulación para ocultar una operación de blanqueo de capitales y poder introducir en el mercado legal un dinero obtenido ilícitamente.

La UDEF sospecha que Josep Pujol podría haber cobrado a cambio de mediar para que Cat Helicopters recibiera adjudicaciones de la Consejería de Interior de la Generalitat para que contratara los servicios de sus helicópteros, prevaleciéndose de las buenas relaciones de Pujol con ciertos miembros de la Generalitat.

El magistrado investiga a Barrigón por delitos de blanqueo de capitales, falsedad documental u organización criminal, por falsear un contrato de préstamo irreal para favorecer a un miembro del 'clan Pujol', que se encuentra investigado al completo por el magistrado De la Mata y la Fiscalía Anticorrupción.

Esta detención deja al pie de los caballos a Josep Pujol Ferrusola, quien en su declaración ante el juez aseguró que había prestado ese dinero a Barrigón, con quien mantuvo cierta relación empresarial. Los agentes de la UDEF registraron durante todo el día de ayer las oficinas de Cat Helicópters en busca de indicios sobre amaños de contratos, que podría dejar sin capacidad de maniobra a uno de los hijos del ex presidente catalán.

De la Mata tomó la decisión de actuar contra Barrigón después de recibir un informe de la Policía en el que se desmontaba la coartada de Josep Pujol y Barrigón respecto del supuesto préstamo. Ambos les había tomado declaración la Agencia tributaria en 2013 en el marco de una inspección por aquel préstamo. Ambos mantuvieron que era real y por lo que se firmó un contrato. La idea del préstamo es que con ese dinero pudiera ofrecer una oferta de compra de la empresa andorrana Heliand.

Traslados de los Pujol a Andorra

Según su testimonio de entonces, el otro socio estaba dispuesto a venderlo. Al tratarse de una persona que tomaba las decisiones de un día para otro -según la tesis de Pujol y Barrigón- decidieron guardar los 900.000 euros en una caja fuerte de la Banca Privada de Andorra, para poder hacer uso de él de manera inmediata si el socio decidía venderlo.

Sin embargo, este socio en cuestión, Tony Revés, ya declaró ante el inspector de Hacienda y en octubre la Policía le tomó declaración y negó tajantemente que nunca hubiese existido esa opción de compra. Además, sostuvo que en la fecha de los hechos, en el año 2010, la compañía estaba valorada en 4,5 millones de euros.

Este testigo aseguró que la empresa ahora investigada y registrada su sede en Barcelona durante toda la jornada del miércoles habría trasladado en numerosas ocasiones a miembros de la familia Pujol a Andorra y no descartaba que pudieron eludir los controles para evitar ser registrados a su llegada al pequeño Principado, donde luego se ha descubierto que ocultaban cuentas sin declarar a Hacienda.