El diputado de Podemos Alberto Rodríguez conversa con la presidenta de la cámara, Ana Pastor, en el Congreso.

El diputado de Podemos Alberto Rodríguez conversa con la presidenta de la cámara, Ana Pastor, en el Congreso. EFE

Sociedad

Los charcos que pisa Podemos al querer acabar con 'el fraude a los becarios'

Su reforma del sistema de prácticas externas "desconoce" la normativa, "resta autonomía" a las Universidades y debilita las opciones de los estudiantes españoles, según PP y Cs.

El Congreso de los diputados ha debatido hoy la toma en consideración de la proposición de Ley reguladora de las prácticas académicas universitarias externas, presentada por Unidos Podemos. La medida pretende restriginir las prácticas externas únicamente al ámbito universitario, de manera que una vez que el becario acabe sus prácticas la empresa deba contratarlo si quiere seguir contando con él. Aunque estaba dispuesto que se votase hoy, finamente la votación se hará el próximo jueves.

El partido de Pablo Iglesias se ha encontrado con varios charcos al defender su medida en el Congreso ya que la mayoría de los partidos han criticado los problemas de "fondo" y "forma de la medida" como que Podemos "desconoce la normativa" y debilita las opciones laborales de los estudiantes.

Según Podemos, la medida pretende acabar con el "fraude laboral" de las prácticas externas y para ello propone limitar las prácticas a las curriculares -las que se hacen mientras duran la formación- y posibilita que se hagan cuando se haya superado el 50% de los estudios. Además, fija en 5 horas diarias y 25 semanales el tiempo de realización de las prácticas en periodo lectivo y a 7 diarias y 35 semanales en tiempos no lectivos. Y establece que haya un mínimo de 48 horas de descanso ininterrumpido a la semana. Otra de las medidas que recoge es la aplicación de cuotas de becarios a las empresas: un becario para empresas de 10 trabajadores, dos en las de más de 30, tres en las de 59 y un máximo del 5% de la plantilla en las empresas que superan los 60.

El diputado Alberto Rodríguez (Unidos Podemos) presentó la proposición de ley aludiendo a la inestabilidad del actual sistema laboral y a la pérdida del "ascensor social que tan claro tenían nuestros padres" cuya consecuencia ha sido que "las expectativas de vivir mejor se han desplomado" porque "no hay seguridad de nada". Rodríguez afirmó que según la Comisión Europea el 61% de los estudiantes que realizan prácticas en este país no reciben ninguna compensación económica. "Trabajar gratis sin cotizar y sin remunerar me parece un disparate", explicó el diputado por Canarias. La posición de Unidos Podemos no fue compartida durante el debate por la Cámara ya que aunque todos los grupos se mostraron a favor de mejorar la situación de los universitarios en lo relativo a las prácticas, pero consideraron que la vía que proponía el partido morado no era la adecuada. 

Unanimidad en el Congreso por el 'no'

Para el Partido Popular la propuesta de Podemos pondría en peligro un sistema formativo "que está dando resultados" y lo acusaron de "poner bajo sospecha a todo el sistema al que acusan de fraude generalizado". Asimismo acusó al partido de Pablo Iglesias de un problema de base: en concreto, la diputada Silvia Valmaña consideró que "confunden las prácticas formativas externas universitarias durante la formación, con otras modalidades" haciendo imposible cualquier acuerdo. Además, Valmaña explicó que la medida debilita las opciones de los estudiantes españoles frente a los estudiantes europeos.

Por su parte, para la diputada de Ciudadanos Marta Martín el problema de la propuesta de Podemos es de "forma", ya que "no tiene sentido que para regular una materia específica planteen una ley cuando las prácticas se regulan por real decreto", afirmó. Además, explicó que pese a que su partido se muestra preocupado por la situación de las prácticas universitarias su propuesta "plantea tantas rigideces" que tiene como consecuencia que las prácticas no se puedan acordar entre Universidades y empresas. Para el diputado socialista Ignacio Urquizu uno de los problemas fundamentales del texto es que limita las prácticas a 500 horas, por lo que carreras como "las enseñanzas sanitarias o magisterio" no estarían contempladas y habría que "rehacer los planes de estudio". Asimismo, explicó que la medida desfavorecería a muchos estudiantes ya que "no todos los estudios tienen ese tipo de prácticas que ustedes proponen". 

De este modo, las críticas de PP y Ciudadanos a la medida de Podemos han resonado en la Cámara. Por su parte, el PSOE apoyará la medida pero con enmienda, tanto el PDeCat como Foro Asturias y ERC parece que votarán a favor.