Pedro Sánchez en videoconferencia con los presidentes autonómicos.

Pedro Sánchez en videoconferencia con los presidentes autonómicos. Efe

Política CORONAVIRUS

El Gobierno busca hoteles para aislar en masa a los infectados cuando generalice los test

El propósito es localizar a todos los ciudadanos sin síntomas que puedan propagar el virus. Su aislamiento será "con su consentimiento". 

6 abril, 2020 02:38

Noticias relacionadas

El Gobierno empieza poco a poco a trabajar en la segunda fase de la lucha contra el coronavirus. Si la primera es la del confinamiento total para frenar drásticamente el porcentaje de contagios, la segunda será la de la desescalada.

El primer paso que el Ejecutivo ha dado en esa dirección ha sido solicitar a los presidentes autonómicos un informe detallado con los recintos públicos y privados disponibles -hoteles, palacios de congresos, albergues, hostales, polideportivos-.

La intención es acondicionar el mayor número de plazas para acomodar allí a aquellos ciudadanos que den positivo en el test pero no presenten síntomas o sean extremadamente leves. Los expertos sitúan aquí un nuevo foco que podría provocar una segunda oleada de contagios masivos que quieren evitarse a toda costa. 

Las comunidades autónomas han recibido entre el domingo y el lunes más de un millón de test. El objetivo más inmediato es hacer la prueba a los trabajadores de los sectores esenciales que están día tras día en primera línea de batalla. Sin embargo, el Gobierno busca ya fórmulas para aislar a los asintomáticos cuando se levante el estado de alarma -como mínimo, el 26 de abril- y se active la segunda fase: la de detección precoz del Covid-19.

Los expertos que trabajan codo con codo con el Gobierno son partidarios de hacer un test generalizado para poder dividir a la ciudadanía en grandes bloques: los infectados, los que posiblemente estén infectados y no lo saben, los que están expuestos al virus, los que desconocen si han pasado o no la enfermedad y los inmunes, los que ya la han superado, según han contado a EL ESPAÑOL fuentes que ya se ocupan de ese futuro escenario. 

Desescalada

Si el Gobierno consigue encasillar a cada uno de los 47 millones de españoles en una de estas cinco categorías, el plan sanitario para aislar a los más graves y a los vulnerables será compatible con acabar con la hibernación de la economía y reactivarla tras el frenazo de marzo y abril.

En esa fase de desescalada, el Ejecutivo quiere que aquellos ciudadanos que den positivo en la prueba pero no presenten síntomas se aíslen en esos recintos que las comunidades autónomas van a poner a disposición de aquellas personas que lo necesiten.

Sin embargo, pasar la cuarentena fuera de casa será "una decisión voluntaria", aseguran las mismas fuentes, conscientes de la psicosis que puede producir entre la ciudadanía obligar ahora a millones de ciudadanos a pasar quince días aislados fuera de sus casas estando, aparentemente, bien de salud. 

Sin embargo, las fuentes consultadas quieren remarcar que los expertos recomiendan a estos enfermos asintomáticos aislarse de sus familias "para protegerlas". Quieren también que todos los ciudadanos sean conscientes de que este aislamiento será también un paso "necesario" e "imprescindible" para evitar que el Covid-19 golpee de nuevo con fuerza a los más vulnerables. 

Consentimiento

El objetivo final es evitar que haya una segunda oleada de contagios masivos con otro elevado número de fallecidos y que haya que tomar de nuevo las medidas de confinamiento actuales. En palabras del ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, "hay que garantizar la salud pública como derecho constitucional", aunque las fuentes consultadas remarcan que el aislamiento de los asintomáticos será "con su consentimiento, nunca de forma obligada".

María José Sierra, directora adjunta del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias (CCAES), aseguraba este domingo que el Ministerio de Sanidad está elaborando, junto con el Instituto Nacional de Estadística y el Instituto de Salud Carlos III, un informe con el número total de ciudadanos españoles que están ya inmunizados. El estudio estará listo "en las próximas semanas". Serán ellos los primeros que podrán empezar a hacer una vida relativamente normal.   

El Gobierno también tiene encima de la mesa la posibilidad de que la población más vulnerable use mascarilla de forma habitual. Sierra aseguró que este escenario está también en estudio -se llegó a decir que el uso de las mascarillas sería generalizado- y que "cuando esté claro", se comunicará a la ciudadanía.

Información sobre el coronavirus: