Pedro Sánchez y Donald Tusk, reunidos en Bruselas.

Pedro Sánchez y Donald Tusk, reunidos en Bruselas. Efe

Política NUEVA LEGISLATURA EUROPEA

Sánchez se reúne en Bruselas con Tusk, y se cita con Merkel y Macron antes del Consejo en Bruselas

La cumbre está convocada como cena a las 18.00 horas de este domingo pero, salvo sorpresa, se alargará hasta el lunes.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha iniciado con el presidente del Consejo europeo, Donald Tusk, su agenda de contactos previos a la cumbre europea en la que este domingo los jefes de Estado y de Gobierno de la UE aspiran a cerrar un acuerdo sobre el reparto de los altos cargos de las instituciones comunitarias. Está previsto que antes del inicio de la cumbre, Sánchez tenga citas bilaterales con la canciller alemana, Angela Merkel, y el presidente francés, Emmanuel Macron.

Sánchez y el primer ministro portugués, António Costa, son los elegidos por sus socios en el Partido Socialista Europeo (PES) como sus negociadores para defender los intereses de la familia socialdemócrata en la nueva jerarquía, para la que Tusk ha sido encargado de diseñar un reparto que respete varios equilibrios -de género, ideológico y geográfico-.

Por ello, está también previsto que Sánchez y Costa participen a lo largo de la tarde en una nueva 'minicumbre' de los negociadores de las tres principales fuerzas políticas europeas, junto a los primeros ministros liberales Mark Rutte (Países Bajos) y Charles Michel (Bélgica) y los elegidos por el Partido Popular Europeo (PPE), el primer ministro letón, Arturs Karins, y el croata, Andrej Plenkovic.

Pedro Sánchez se reúne con Donald Tusk antes de la cumbre europea.

La cumbre está convocada como cena a las 18.00 horas de este domingo pero, salvo sorpresa, se alargará hasta el lunes.

Merkel, principal valedora del candidato del PPE a presidir la Comisión Europea, Manfred Weber, ha vuelto a defender en las últimas horas el modelo de Spitzenkandidaten -candidato principal- por el que el elegido debe ser uno de los cabeza de lista a las europeas de mayo, aunque no lo ha limitado al candidato alemán y ha incluido al aspirante de los socialistas, el holandés Frans Timmermans.

Los líderes de la Unión Europea (UE) celebran este domingo la tercera cumbre, tras los comicios europeos, en la que abordarán el reparto de cargos comunitarios, con la idea de nominar a los presidentes de las principales instituciones antes de que la Eurocámara se constituya el martes 2 de julio.

En su último encuentro la semana pasada, los mandatarios ya aspiraban a cerrar el reparto, pero no lograron un acuerdo.

Renovar todos los cargos

En cualquier caso, el reto en estas negociaciones es designar a las personas que ocuparán durante los próximos años las presidencias de la Comisión Europea, del Consejo europeo y del Banco Central Europeo (BCE), así como la Alta Representación de Política Exterior.

La configuración de este paquete marcará además la decisión sobre el futuro presidente del Parlamento Europeo. La Eurocámara, además, tiene poder para tumbar al candidato a dirigir el Ejecutivo comunitario, por lo que las negociaciones buscan también satisfacer sus condiciones.

Ante la dificultad de la tarea, los líderes de la UE podrían optar por cerrar únicamente la presidencia del Ejecutivo comunitario, el único de los puestos que puede tumbar el Parlamento Europeo, aunque el objetivo todavía sigue siendo lograr un acuerdo sobre todo el paquete, según señalan fuentes comunitarias a Europa Press.

Sánchez acude a la cumbre extraordinaria sin revelar aún las cartas de España en estas negociaciones y argumentando que su candidato a la presidencia de la Comisión es Timmermans, y que lo importante no es la nacionalidad sino que el futuro jefe del Ejecutivo comunitario comparta los mismos intereses.

El Gobierno español ha venido defendiendo, además, que tiene distintos perfiles sobre la mesa en función de los puestos a los que pueda aspirar. La mayoría de las fuentes consultadas apuestan por una vicepresidencia de la Comisión que podrían ocupar tanto Josep Borrell, si se trata de una cartera política, como Nadia Calviño si el cargo pertenece a la parcela económica.