Susana Díaz felicita a Juan Manuel Moreno tras ser investido presidente de la Junta de Andalucía.

Susana Díaz felicita a Juan Manuel Moreno tras ser investido presidente de la Junta de Andalucía. Efe

Política ANDALUCÍA

Moreno Bonilla, nuevo presidente de la Junta de Andalucía con los votos de PP, Ciudadanos y Vox

El telón socialista ha caído finalmente del Palacio de San Telmo. El popular Juan Manuel Moreno Bonilla ha sido investido presidente de la Junta de Andalucía por 59 votos a favor —26 de PP, 21 de Cs y 12 de Vox—y 50 en contra —33 del PSOE y 13 de Adelante Andalucía—. Pase lo que pase bajo su mandato, el malagueño, cabeza del PP andaluz, siempre podrá arrogarse el ser el primer líder de la administración regional que no es socialista, el que estrenó la alternancia en la comunidad. Tomará posesión del cargo este viernes, 18 de enero.

Juanma Moreno, presidente de la Junta de Andalucía

El ambiente durante el debate estuvo caldeado en esta segunda jornada, dejando la solemnidad para el discurso inaugural del proceso de investidura. Sobre todo, dados los rifirrafes entre la presidenta saliente, Susana Díaz, y el candidato del PP.

Volaron los cuchillos de un lado a otro de las bancadas. Tanto Moreno Bonilla como Díaz se hacían la oposición el uno al otro. “La noche de la carambola [por la jornada electoral, el pasado 2 de diciembre], a usted le estaban preparando un funeral de tercera los miembros de su grupo parlamentario”, le espetaba la socialista. “Hay muchos en Ferraz señalándole la puerta. Sea prudente, porque hay que ver quién acaba de portavoz en el PSOE”, le atizaba el popular.

"La humildad ha vencido a la soberbia"

"No viene el coco, venimos a trabajar honradamente", ha recalcado Moreno a Díaz, a la que ha pedido lealtad pese a las diferencias. "Creo, sinceramente -ha continuado-, que la humildad ha vencido a la soberbia". La apelada, desahuciada de San Telmo, ha lanzado una dura acusación contra su sucesor: "Suárez enterró el franquismo y usted va a entrar en el gobierno con sus herederos".

Díaz se ha reivindicado ante los parlamentarios y ante Ferraz como líder de la oposición. Ha antepuesto a Moreno que no pondrá en cuestión la "legitimidad" del ejecutivo, lo que no significa que no vaya a trabajar para recuperarlo. Asimismo, se ha comprometido a defender el autogobierno y la igualdad.

Moreno Bonilla ha contraatacado. "El que manda en el PP andaluz soy yo. Para que usted lo sepa", ha recalcado ante las carcajadas de los socialistas, que se encontraban revueltos. "Son las risas nerviosas de final de ciclo", ha diagnosticado Moreno Bonilla. "Yo tengo la suerte de tener unos leales compañeros del partido a nivel nacional que siempre me amparan, me ayudan y están a mi lado. Cosa que usted no puede decir".

Su primer Consejo de Gobierno, en Antequera

La comparecencia más 'esperada' era la del portavoz de Vox, Francisco Serrano, con un discurso en línea con el mensaje lanzado por la formación de Santiago Abascal desde que pasó al primer plano mediático tras la obtención de 12 escaños en las elecciones del 2 de diciembre."Representamos a los españoles que estamos hasta el gorro del lenguaje inclusivo", ha dicho en el estrado, 24 horas después de calificar de "kale borroka" la protesta feminista a las puertas del Parlamento de Andalucía.

Por distinto motivo, también ha sido noticia Teresa Rodríguez, líder de Podemos en la región, que ha podido intervenir pero se ha visto obligada a abandonar el pleno por una bajada de azúcar.

Este viernes, Moreno tomará posesión del cargo, en un acto en el que reunirá a Pablo Casado y a Mariano Rajoy. Siete días después, el viernes 25 -ha anunciado-, dirigirá su primera reunión del Consejo de Gobierno en Antequera (Málaga), para conmemorar el 40 aniversario del pacto que se firmó en esta ciudad.