El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro.

El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro. EFE

Política Referéndum 1-O

Montoro mantiene la intervención de las cuentas pese a la rectificación parcial de la Generalitat

El pago de las nóminas a los funcionarios sigue en el aire hasta que el Govern emita el listado de los pagos pendientes.

E.E.

El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, ha afirmado en el Congreso de los Diputados que el miércoles a las tres de la tarde la Generalitat reculó y la Invertentora General de Cataluña envió los certificados semanales de gasto para demostrar que no habían destinado dinero al 1-O. Lo dijo en su comparecencia ante la Comisión de Hacienda del Congreso, para explicar las medidas que el Gobierno acordó el viernes pasado para intervenir las cuentas de Cataluña.

Sin embargo, Montoro recordó que esos informes no son suficientes para garantizar el pago de las nóminas de los 170.000 funcionarios ya que el Govern debe emitir listados de pagos pendientes, como los salarios de los empleados públicos o el pago a proveedores.

En este sentido, afirmó que el Gobierno está buscando la forma que le permita conocer el importe de las nóminas de los funcionarios catalanes para poder abonarlas incluso ante la "falta de colaboración" de la Generalitat. Lo están haciendo a través del estudio de la información enviada en relación a los gastos y está requiriendo nuevos datos, Montoro garantizó que, pese a la intervención de las cuentas de la Generalitat, "las nóminas no están en peligro". Montoro recordó que la Autonomía sigue funcionando con normalidad en Cataluña y que lo único que se ha introducido es un control de pagos que, en su opinión no debe molestar a nadie. Pero afirmó que si a alguien le "estorba es quien tiene que dar explicaciones" de por qué le importuna.

El control del presupuesto catalán será "indefinido"

Por su parte, Montoro afirmó el miércoles que el control del presupuesto de la Generalitat de Cataluña se mantendrá de manera indefinida, "mientras sea preciso" y durante los meses que sean necesarios para garantizar la estabilidad y el cumplimiento de la legalidad vigente. Según el popular, las medidas que aprueba su departamento cuando hay inestabilidad persiguen "acabar con esa inestabilidad" y, por eso, son proporcionales al "riesgo que combaten" y se prolongarán en el tiempo mientras "ese peligro" se mantenga.

El ministro recordó que el año pasado ya se pidió a varias comunidades que adoptaran acuerdos de no disponibilidad presupuestaria, en aquel caso por superar los objetivos de déficit, lo que ponía en riesgo el compromiso de estabilidad presupuestaria adquirido con la UE.

En este sentido, insistió en que ni Cataluña ni ninguna otra comunidad pueden actuar como si fueran un ente aislado y no hubiera otras realidades alrededor o incluso por encima, como España no puede actuar al margen de la política presupuestaria y financiera de la UE. También enfatizó que la Generalitat y la antigua CiU apoyaron en su día la Ley de Estabilidad Presupuestaria y el Fondo de Liquidez Autonómica (FLA) y "la liquidez que le ha dado el Estado español le ha venido bien a Cataluña y a toda España".

Montoro recordó que la Autonomía sigue funcionando con normalidad en Cataluña y que lo único que se ha introducido es un control de pagos que, en su opinión no debe molestar a nadie. Pero afirmó que si a alguien le "estorba es quien tiene que dar explicaciones" de por qué le importuna.