Quim Torra, durante una de sus últimas comparecencias

Quim Torra, durante una de sus últimas comparecencias Efe

España

Torra, sobre el uso del espacio público: "La Diada es por la república"

Ha insistido en denominar a los políticos presos como "presos políticos" y ha dicho que "es contradictorio juzgarlos cuando Puigemont está libre".

El presidente de la Generalitat, Quim Torra, ha asegurado este domingo que la manifestación de la Diada -que se celebra el martes- es "por la República catalana". "Si quieren hacer una por el federalismo, que la hagan en otra calle", ha añadido con cinismo para responder sobre el uso del espacio público.

"Esta manifestación es por la República catalana. Puede haber otras en otra calle. También salen el 12 de octubre otros grupos político y yo no les acompaño. El debate es eso", ha defendido el presidente catalán.

Torra considera que no irá al Congreso de los Diputados porque "no me parece que me tengan que votar nada". "Es interesantísimo cómo se ha ido creando esta burbuja de mi comparecencia en el Congreso", ha dicho.

Torra hace un llamamiento al separatismo para que la Diada de mañana sea un éxito

Según las palabras del president estaría dispuesto "a ir a Madrid, al País Vasco, al País Valencià, a cualquier lugar para explicar porqué el pueblo de Cataluña tiene el derecho de autodeterminarse"

Torra ha hablado en el programa de La Sexta El Objetivo. En directo y desde el Palau de la Generalitat ha descargado el discurso victimista que habitualmente usa el separatismo. 

"Es un momento grave y excepcional. No sé qué va a pasar de aquí a 15 días. Vista la situación de enorme gravedad tenemos que ser muy prudentes a la hora de valorar cualquier escenario", se ha referido a la posibilidad de iniciar los pasos hacia la independencia. 

"La mayoría de catalanes cree que votar no es un delito"

Torra ha reprochado a la presentadora que dijera "políticos presos" y no "presos políticos" como él considera a los miembros de la Ejecutiva de Puigdemont que permanecen en prisión. "No puedo aceptar que votar sea un delito", ha simplificado el reproche penal hacia los consellers. "No puedo aceptar que votar sea un delito, no lo aceptan la mayoría de catalanes". 

Para él, según ha explicado, en Cataluña hay tres grandes consensos. "Somos un país de grandes consensos", ha exagerado. "Por eso podemos hablar de pueblo, de cohesión de país [la comunidad autónoma catalana]. Un 80% está a favor de la autodeterminación, otro 80% están en contra de las medidas del estado español y un 80% está en contra de una institución como la monarquía", ha recalcado optimista.

Los políticos presos están acusados de rebelión, sedición y malversación de caudales públicos. "No voy a negociar la aprobación de los presupuestos por su liberación. Ellos me han pedido que no los utilice como moneda de cambio", ha avisado Torra. "Debe ser el estado español el que se dé cuenta de lo que está pasando, por eso apelamos a los sentimientos". 

"Puigdemont está libre, no puede haber sentencia"

La causa sigue pendiente de juzgarse. "No aceptaré la sentencia porque votar nunca puede ser delito, además", ha insistido sobre el asunto, "cómo van a poder juzgar a los miembros de un Gobierno si su presidente está libre. Puigdemont está libre", ha dicho sobre el expresident fugado de la justicia.

Torra confía en que el "gobierno Sánchez no lo haga igual que el de Mariano Rajoy". Su discurso ha estado plagado de victimismo y contradicciones. Un ejemplo: "Apelo a la conciencia de los hombres y ciudadanos libres. Les pido a los españoles que se apoderen de su soberanía", algo que iría en contra de la independencia. "Que haya más referéndums, un referéndum en Vallecas", ha llegado a decir sin sonrojarse. 

Ha dicho que existe "neutralidad" en el espacio público en Cataluña, sin tener en cuenta la llamada al independentismo desde el Ayuntamiento de Vic o los lazos amarillos. "Hay que garantizar la seguridad, la convivencia y la libertad de expresión. La convivencia es un valor esencial para los catalanes. Fíjese desde donde vienen los incidentes", ha señalado a los que no quieren independizarse. 

Los planes "para la república" han ocupado la agenda de su Ejecutivo en los últimos meses, descuidando lo asuntos públicos importantes. "Nos hemos encontrado ante la impugnación de nuestro Gobierno por parte de Rajoy, pido comprensión a los catalanes porque esta es una situación difícil. Vamos a presentar un proyecto político".