El profesor que lidera a 125 catedráticos para combatir la propaganda independentista en Europa

El profesor que lidera a 125 catedráticos para combatir la propaganda independentista en Europa UNIVERSIDAD DE NOTTINGHAM

España POLÍTICA

Alfonso, el profesor que lidera a 125 catedráticos en el extranjero contra las mentiras del separatismo

Una mañana de octubre de 2017, Alfonso Valero, profesor de la Universidad de Notthingam Trent University, cansado de ver cómo los medios británicos trataban la información del referéndum catalán del 1 de octubre, decidió llamar a su amigo José Villadangos. La llamada de Valero a su amigo, catedrático de la Universidad de Melbourne, era para comunicarle que quería construir un foro de profesores españoles que trabajasen en el extranjero y que defendiesen "la imagen del país más allá de las fronteras". 

Los dos profesores consideraban que el tratamiento mediático de la situación de Cataluña estaba siendo "injusto", pues se daba a entender a la opinión pública internacional que los catalanes sufrían "represión" por parte del Gobierno de España. La situación de los medios internacionales, en especial los británicos, había llegado a un punto en el que "nadie quería publicar la versión no nacionalista" sobre los sucesos de octubre en Cataluña "a no ser que fuesen a favor de los independentistas", explica Valero a EL ESPAÑOL.

Lo que comenzó siendo un foro de dos amigos ante una situación de frustración ha desembocado, después de diez meses, en una asociación de 125 intelectuales y académicos, en su mayoría catedráticos, que trabajan tanto en el extranjero como en España. Todos ellos tienen en común la intención de "defender la Constitución y la unidad de España en el extranjero". Entre los países en los que ejercen estos profesionales como 'embajadores' se encuentran Reino Unido, Francia, Australia y Chile.

Torra aboga por volver a hacer "otro 1 de octubre".

Valero fue creando esta red de contactos mediante correo electrónico, comunicándose con profesionales que ya conocía o que le sugerían otros miembros del grupo. A la mayoría de los componentes les invitó él "porque conocía su posición ideológica y encajaban en el proyecto de defender la democracia". "A algunos les invité tras leer algún artículo o comentario suyo ver su firma en algún manifiesto", recuerda. Ahora, después de diez meses de la creación del grupo y con 123 miembros más, contactan por correo electrónico "para enviar las ideas a todos a la vez". 

La imagen de España

Valero ha conseguido, de forma desinteresada y en la medida de sus posibilidades, "limpiar la imagen de nuestro país en el extranjero". "La opinión pública internacional, especialmente la británica, considera que 'España es un Estado represor ', visión que se ha alimentado tras los incidentes del 1-O". Una visión reforzada por los medios británicos que "prefieren debilitar la imagen de unidad de nuestro país y del resto de los países europeos con la intención de favorecer el brexit". 

Valero cree que esta "mancha" en la imagen de la "democracia española" también "es culpa" de los líderes independentistas que "han hecho calar en la sociedad algunas ideas como que Cataluña es un pueblo uniforme, que la discrepancia es una traición o que la república catalana no ha sido posible por una conjura de enemigos externos".

El coordinador del foro considera que los independentistas catalanes están llevando a cabo "una inaceptable instrumentalización de las instituciones y una alarmante manipulación de la opinión pública". Critica también la imagen de "superioridad frente al resto de los españoles" que buscan transmitir, y un claro ejemplo de ello es el artículo del Quim Torra en el que llamó a los españoles "bestias con forma humana" y "taras en el ADN". 

Manifiestos 

El foro ha publicado cuatro escritos. El primero fue en forma de carta pública a Sally Mapstone, rectora de la universidad escocesa de Saint Andrews. Los componentes del foro mandaron una misiva al claustro de Saint Andrews pidiendo explicaciones sobre el apoyo público que en forma de manifiesto había dado el centro a la exconsejera de Educación Clara Ponsatí.

El foro consideró que la actuación de la universidad no era "adecuada" ya que Ponsatí escapó a Bélgica "tras el referéndum ilegal organizado por el Gobierno del que ella era miembro". Los académicos reprocharon a la universidad escocesa su respaldo sin condiciones a Ponsatí, directora de su Escuela de Economía y Finanzas. El centro les respondió que entendían que el tema era "muy emocional" pero que su obligación era "respaldar a su trabajadora". 

El segundo escrito de los intelectuales mostraba su desacuerdo con el nombramiento de Torra como presidente de la Generalitat. Los componentes consideraban que ese hecho desenmascaraba definitivamente al nacionalismo.

El tercer escrito que firmaron los 125 miembros del grupo fue la respuesta al director del director escocés The National, medio que defendía a los "presos políticos" catañl y consideraba a los defensores de la Constitución de 1978 "herederos del franquismo". El foro le recordó al director del periódico que lo acontecido en Cataluña en octubre podía compararse con el golpe de Estado del teniente coronel Antonio Tejero. 

El último escrito del grupo ha sido una petición a la ministra Celaá sobre "los abusos lingüísticos del nacionalismo" en el ámbito de la enseñanza en los colegios catalanes, haciéndole ver a la responsable de Educación la necesidad de que los jóvenes catalanes también puedan estudiar en castellano.