El PSOE negociará con los demás grupos la reforma, que cree posible aprobar en poco tiempo.

El PSOE negociará con los demás grupos la reforma, que cree posible aprobar en poco tiempo. .

España Igualdad de género

El PSOE quiere obligar a las empresas a publicar internamente los sueldos

Los socialistas proponen una ley para acabar con la brecha salarial que incluye sanciones para las empresas sin plan de igualdad o registro de sueldos a disposición de los empleados. 

El PSOE quiere acabar con la brecha salarial que, según diversos estudios, llega hasta el 30% cuando se mide la diferencia de sueldos entre hombres y mujeres. Este lunes, la secretaria de Igualdad del partido, Carmen Calvo, ha presentado una proposición de ley que obliga a las empresas a contar con planes de igualdad y registros salariales donde se especifiquen, por categorías, los sueldos de los trabajadores, a los que tendrán acceso los empleados tanto a petición propia como colectivamente, dependiendo del tamaño de la empresa. 

Según Calvo, se trata de hacer cumplir la ley que ya existe, desde la Constitución y las directivas de la Unión Europea a la laboral. Según el PSOE, la iniciativa no requeriría la mayoría absoluta del Congreso y, por ese motivo, se puede aprobar con más facilidad.

"El empresario está obligado a llevar un registro con los valores medios de los salarios, los complementos salariales y las percepciones extrasalariales de su plantilla, desagregados por sexo y distribuidos por grupos profesionales, categorías profesionales o puestos de trabajo iguales o de igual valor. Los trabajadores tienen derecho a acceder al registro salarial de su empresa", dice la iniciativa. 

La norma regirá para los trabajadores con más de seis empleados y la empresa deberá suministrar información sobre los sueldos de hombres y mujeres al menos una vez al año. Las de más de 250 tendrán que someterse a una auditoría salarial. 

Presunción de discriminación

El texto también advierte de que, si en una empresa con más de 25 trabajadores la diferencia de salarios por sexo es del 25%, "se presumirá que concurre discriminación salarial por razón de sexo, salvo prueba en contrario que lo justifique por motivos no relacionados con el sexo de los trabajadores".

Para las infracciones graves, las multas oscilarían entre el 0,71 % y el 1,30 % de la masa salarial de la empresa, según el texto legal, que será debatido en el Congreso de los Diputados. No tener un libro salarial se penará con una multa de hasta el 0,7% de la masa salarial.