Un décimo de lotería roto.

Un décimo de lotería roto. EFE

España

¿Qué hago si se me pierde o estropea mi décimo de Lotería de Navidad?

En caso de que el décimo esté muy estropeado, deberá ser la Fábrica Nacional de Moneda y Timbre la que se pronuncie sobre la validez del mismo y emita un veredicto.

En el caso de jugar a la Lotería de Navidad hay que tomar precauciones, cuidar el décimo comprado es esencial, no vaya a ser que toque y se haya perdido o estropeado. En ese desafortunado caso hay que seguir un proceso específico para poder cobrar el premio.

¿Qué hacer si el décimo está deteriorado?

Según Loterías y Apuestas del Estado, hay que llevar el décimo a una administración, que lo remitirá al citado organismo para que lo revise y determine si procede cobrar el premio.

En caso de que el décimo esté muy estropeado, deberá ser la Fábrica Nacional de Moneda y Timbre la que se pronuncie sobre la validez del mismo y emita un veredicto.

En este caso hay que seguir tres pasos. El primero es no intentar manipular el décimo deteriorado. Es decir, no intentar unir las piezas con celo ni intentar despegar las piezas mojadas. En segundo lugar reunir todas las piezas posibles y llevarlo en un sobre de plástico a la administración. Por último, ya solo quedaría esperar la resolución de la Fábrica Nacional de Moneda y Timbre.

¿Qué hacer si me han robado el décimo?

Si nos hemos quedado sin nuestro décimo, porque nos lo han robado o lo hemos perdido, el primer paso denunciar ante la Policía Nacional, la Guardia Civil este hecho. Eso sí, la denuncia de debe presentar siempre antes de que se celebre el sorteo. Además hay que incluir en ella datos del décimo: número, serie, fracción y sorteo al que se juega.

Además, en ella debemos relatar todas las circunstancias del hecho y aportar las posibles pruebas que tengamos como una foto del décimo o fotocopias para poder identificar claramente el documento. De la misma manera, hay que notificar por escrito el hecho a la Asesoría Jurídica de Loterías y Apuestas del Estado.

En el caso de perder el décimo premiado si el premio es mayor de 2.500 euros, el comprador del décimo tiene opciones para recuperarlo y cobrar el dinero, gracias a la ley contra el blanqueo de capitales. Según este texto, hay que presentar el DNI para recibir el dinero. Sin embargo, si el premio es inferior a 2.500 euros hay poco que hacer, porque ya que ese cheque se puede cobrar en una administración.