Examinadores de tráfico en huelga.

Examinadores de tráfico en huelga. EFE

España

El Gobierno reconoce que hay 128 examinadores de tráfico menos que hace 6 años

Hasta 42 provincias han perdido examinadores y el tiempo de espera entre que se presenta la solicitud de examen hasta la evaluación llega ya hasta los 20 días en algunos centros.

Noticias relacionadas

El Gobierno reconoce que actualmente hay 128 examinadores de tráfico menos que hace seis años y que su número ha descendido desde 2011 en todas las provincias excepto en cuatro, en las que ha aumentado, y en seis en las que el número se ha mantenido igual.

Los datos los ha presentado el Ejecutivo a petición del diputado socialista Miguel Ángel Heredia, quien se interesó por este colectivo, en huelga desde hace varias jornadas en demanda de más personal y otras medidas laborales. Hoy han proseguido los paros y, según los convocantes, la Asociación de Examinadores de Tráfico (Asextra), apoyados por el sindicato CSIF, el seguimiento ha sido de en torno al 80%. 

Según la respuesta del Gobierno al diputado socialista, el número de examinadores ha crecido solo en Álava (tres más), Alicante (otros tres), Ávila (uno) y Ceuta (uno), en tanto que se ha mantenido en las mismas cifras en Albacete, Barcelona, Huesca, Cantabria, Soria y Melilla. Por su parte, entre las 42 provincias donde más desciende en términos absolutos figuran Madrid, con 14 menos; Cádiz (10), Sevilla (9), Jaén (6) y Ciudad Real (5).

De 10 a 20 días para conceder el examen

El Gobierno también explica en su respuesta que el número de días transcurridos desde que las autoescuelas particulares presentan la solicitud de examen en las oficinas de Tráfico hasta el día en que tiene lugar esa evaluación difiere según las provincias. 

Así, dependiendo de la provincia y el centro hay un tiempo de espera entre 10 días naturales y hasta 20 días naturales, como ocurre en Alicante, Baleares, Castellón, Ciudad Real, Gipuzkoa, La Rioja, Toledo y Valencia y las oficinas locales de Alzira y Talavera. 

Para paliar la falta de personal examinador en algunas jefaturas, Tráfico cuenta con la figura del examinador itinerante, que, destinado en los servicios centrales, se desplaza 11 meses al año adonde hay más escasez. El Gobierno ha añadido que se han autorizado horas extraordinarias en aquellas jefaturas con problemas puntuales y se han fomentado las atribuciones temporales incentivadas, según el Ejecutivo. 

Además, se acaba de convocar un nuevo curso y, por tanto, la DGT dispondrá próximamente de 24 nuevos examinadores que, tras las prácticas, podrán incorporarse a las jefaturas con mayor demanda de exámenes en verano, época en que son más necesarios los refuerzos.