Region POSICIÓN CONJUNTA

El Gobierno regional y la Federación de Municipios unen sus fuerzas para defender el agua de Castilla-La Mancha

26 junio, 2018 15:31

La Federación de Municipios y Provincias de Castilla-La Mancha (FEMP-CLM) ha mostrado su apoyo el documento de posición común en defensa de los intereses de la comunidad y de los ciudadanos en materia de agua que está preparando el Ejecutivo autonómico. El consejero de Medio Ambiente, Francisco Martínez Arroyo, ha celebrado la "buena acogida" demostrada por la presidenta de la agrupación y alcaldesa de Puertollano, Mayte Fernández, en una reunión que mantuvieron ayer en Toledo en el marco de los encuentros que está manteniendo con interlocutores sociales y económicos de la región para la consecución del acuerdo.

Martínez Arroyo ha avanzado que el documento estará terminado para mediados del mes de julio y que a partir de ese momento será trasladado a los partidos políticos para obtener una posición común de apoyo con el objetivo de que "Castilla-La Mancha pueda defender con fuerza los intereses de la región y sus ciudadanos en materia de agua con una sola voz".

La finalidad de estas reuniones, según el responsable regional de Agricultura y Medio Ambiente, es que "el agua, que es un bien público y siempre escaso, genere desarrollo al mismo tiempo que cumplimos los mínimos medioambientales, y en estos momentos no lo estamos haciendo".

Castilla-La Mancha tiene el "reto" de que ambas cuestiones, economía y medio ambiente, sean compatibles, para lo cual ha considerado necesario que el documento de posición sea negociado con todos los implicados, ha añadido.

Ampliar el acuerdo

Tras el apoyo de la FEMP a la propuesta del Gobierno regional y una vez finalizada las reuniones presenciales planteadas para los próximos días, Martínez Arroyo espera poder alcanzar un "acuerdo entre todos", ya que "no se entiende que en una cuestión tan sensible de la que depende el futuro de nuestra tierra no nos pongamos todos de acuerdo".

Por otro lado, en relación al pacto nacional por el agua, ha indicado que "no es fácil y es un reto ambicioso", pero ha confiado en que el cambio en el Gobierno central "lo va a reactivar" y que además tendrá en cuenta a las comunidades autónomas. Para Martínez Arroyo, de lo que se trata es de que "haya un pacto nacional y que el agua redistribuya la riqueza entre todos los territorios y entre todas las personas".