Economía DECLARACIONES DE CARLOS PEDROSA, SECRETARIO REGIONAL DE UGT

Dan la voz de alarma por la escandalosa tasa de paro juvenil en Castilla-La Mancha

27 marzo, 2018 08:04

El secretario regional de UGT, Carlos Pedrosa, ha exigido "soluciones inmediatas" a la situación "dramática" que viven 34.300 jóvenes menores de 25 años en situación de desempleo en Castilla-La Mancha, un 46 por ciento de la población, nueve puntos por encima de la media nacional. Ante este situación, Pedrosa ha considerado "prioritario" el impulso de programas de formación específica para jóvenes o el rejuvenecimiento de plantillas a través del contrato de relevo, ha informado UGT en nota de prensa.

El sindicato ha recordado que la Encuesta de Población Activa (EPA) del cuatro trimestre de 2018 ha arrojado una cifra total de 81.100 jóvenes menores de 35 años en situación de desempleo en la región y que la tasa de paro representa el 28 %. Además, ha puesto el acento en que la temporalidad en la contratación juvenil es "constante en los últimos tiempos", de manera que en diciembre de 2017 el 95,7 % de los asalariados castellano-manchegos menores de 25 años (12.119) tienen un contrato temporal y entre los jóvenes de edades comprendidas entre los 25 a 34 años (17.208) esta modalidad de contratación supone el 93,3 %.

Para el secretario regional de UGT, con estas expectativas "es necesario establecer de forma inmediata una serie de estrategias por el empleo joven que surtan efectos reales y positivos frente al desempleo y la precariedad, al tiempo que debe afrontarse de manera integral la situación de los jóvenes castellano-manchegos". Así, Pedrosa ha considerado "urgente" abordar el abuso de las contrataciones temporales y el subempleo, como los falsos autónomos o los becarios, regulando las prácticas no laborales, vinculándolas siempre a un programa de formación y con una duración proporcional a la realidad del plan de estudios correspondiente.

También ha propuesto utilizar el contrato en prácticas frente al sistema de becas en empresas para darles un carácter laboral y acordar un Estatuto del becario que regule los derechos y deberes de los contratos en prácticas no laborales. Entre las medidas, ha planteado crear Oficinas de Empleo Joven regionales que ofrezcan un asesoramiento individualizado, adecuado a la realidad individual de cada joven, con un seguimiento y una evaluación que permita tener un "resultado eficaz".

Y a los jóvenes sin cualificación profesional, Pedrosa ha creído que se les debe ofrecer itinerarios formativos asociados a una ayuda económica que incentive la realización, el aprovechamiento y la finalización de la formación y "evite el abandono". El responsable de UGT en la región ha apostado por replantear la regulación del contrato para la formación y el aprendizaje, estableciendo mayores garantías de la finalidad formativa e impedir el uso abusivo de esta modalidad mediante un sistema de control y penalización para las empresas.