Varios meses por delante y seis nombres determinantes. Es el horizonte que observa el Real Madrid en uno de los mejores momentos de su temporada. El equipo de Zidane está en plena lucha por La Liga y ha terminado como el único español que ha ganado en la ida de octavos de final de la Champions League. Sin embargo, el tiempo corre y el final de temporada está más cerca. Con ello, la planificación de la próxima plantilla.

Noticias relacionadas

Los rumores siguen extendiéndose por toda Europa y el Real Madrid es protagonista de ellos. Bien por aquellos jugadores que no han renovado en el equipo y cuyo futuro es toda una incógnita, o por esos nombres que están generando gran impacto en el fútbol continental y que tienen a varios equipos tras su fichaje.

El cuadro merengue, como publicó este medio, quiere obtener hasta 100 millones de euros en ventas y poder remodelar la plantilla para optar a todo el año que viene y acabar con las dudas en ciertas posiciones del equipo.

Ramos y Lucas

Son las dos posibles salidas del Real Madrid. Los dos cuentan con ofertas de renovación por parte del club merengue, que no quiere perderles a final de temporada. Sin embargo, los dos jugadores han respondido negativamente a estas propuestas.

Sergio Ramos, como publicó EL BERNABÉU, no aceptó la propuesta blanca y se puso en el mercado. En la entidad, eso sí, quieren tener una respuesta este mes de marzo para poder planificar el equipo del año que viene. Lucas, por su parte, también rechazó la oferta del Real Madrid. El Atlético de Madrid no pierde detalle y estaría por la labor de fichar al gallego si se pone en el mercado.

David Alaba, en un partido del Bayern Múnich de la temporada 2020/2021 EFE

Alaba

El jugador del Bayern es el único que tiene claro su futuro. Al menos en parte. Alaba no continuará en el cuadro alemán después de haber rechazado varias propuesta de renovación. Ha reconocido en público que quería cambiar de aires y solo faltan por conocer dónde lo hará. "Quiero un nuevo desafío, un nuevo desafío para poder desarrollarme más como persona fuera del campo", aseguró en rueda de prensa.

El Real Madrid le quiere y parte como favorito. El PSG le sigue de cerca. Alaba no costaría ni un euro en concepto de traspaso y supondría la incorporación de un jugador con capacidad de jugar en en diferentes posiciones del campo y con experiencia en la élite.

Camavinga

El centrocampista también acaba contrato en 2022. El Rennes, por ello, no se la quiere jugar. Sabe que llegar a esa temporada sin una renovación supondría su marcha de forma gratuita. La relación con el jugador es buena y, como deslizaron desde la entidad francesa hace unas semanas, se está tratando el tema con su entorno más cercano para tomar una decisión.

Camavinga gusta y concentra algunas de las características perfectas para sumarse al proyecto merengue. Joven, con gran potencial y de explosión presente y futura. "Después de eso, veremos al final de la temporada. Nos reuniremos y veremos los pros y los contras", subrayó el propio Camavinga.

Haaland

El delantero noruego acaba contrato en 2024. Sin embargo, en 2022 se activa una cláusula de salida que ha dado mucho de qué hablar durante su explosión en el fútbol europeo. En el Dortmund creen que pueden retenerle y, por el momento, se están planificando para el año que viene con Haaland en su plantilla. Pese a ello, es un hecho que este verano saldrá y hasta su representante ha reconocido que hay 10 equipos dispuestos a hacerse con el goleador.

El Real Madrid es uno de ellos. Y, tal y como desveló EL BERNABÉU, el conjunto blanco ha tomado una decisión: optar por Haaland y darle preferencia sobre Mbappé. El cuadro capitalino tiene buena relación con el Dortmund y no tendría problemas para pagar los cerca de 100 millones de euros del traspaso. Además, el salario de unos 18 millones entraría dentro de la escala salarial blanca.

Mbappé, con el balón de su hat-trick al Barcelona Reuters

Mbappé

El cuadro blanco quería juntar al delantero francés y a Haaland antes del 2022. Un sueño que no se podrá cumplir debido a la crisis económica generada por la Covid-19 y que podría dejar a Mbappé un tiempo más alejado de la capital española. Su caso, sin embargo, debe resolverse y hasta que no lo haga no dejará de estar relacioando con el Real Madrid.

Mbappé acaba contrato en 2022 y aún no ha renovado. Él mismo explicó que estaba reflexionando qué hacer. O ampliar su estancia en París con un proyecto de larga duración o iniciar una nueva etapa lejos de Francia. El PSG confía en poder retenerle, incluso sin renovarle hasta 2022. Leonardo, director deportivo de la entidad, ya ha dejado claro el momento que viven. 

"Hemos estado discutiendo la renovación de Mbappé por un tiempo y es hora de tomar una decisión en la que las partes deben expresar su visión de futuro. Llegaremos pronto a la hora de la decisión", ha anunciado.

[Más información - El agente de Hugo Duro: "Debutar en Champions con el Real Madrid ha sido como un sueño de niño"]