Noticias y novedades

El móvil plegable de Samsung tendrá una batería también plegable

¿Cómo alimentará Samsung su móvil plegable? Pues con una batería que tendrá esa misma cualidad: será flexible.

4 julio, 2018 08:25

El año que viene promete ser emocionante para la división móvil de Samsung. No solo porque se echan encima las pertinentes revisiones de la línea S y Note con un número más que redondo, el 10, también porque la empresa planea comercializar el smartphone más innovador hasta la fecha: su móvil plegable. Son muchos los rumores en torno a él, pero sabemos que es una realidad ya que la propia Samsung lo ha confirmado. Y poco a poco conocemos más detalles, como su batería.

¿Cómo alimentar un móvil plegable para que no pierda la cualidad que lo define? Efectivamente, con una batería que se adapte a la curvatura del teléfono y también a los momentos en los que este se mantenga extendido o recto. Pues bien: la batería del Samsung plegable (en teoría se llamará Samsung X, aunque está por ver) será plegable. Y la fabricará una división de la compañía surcoreana: Samsung SDI.

Samsung SDI tiene lista una batería flexible con entre 3000 y 6000 mAh

Batería curvada de Samsung SDI, original de 2014

La noticia nos llega desde el medio chino It Home, un portal especializado en filtraciones con buena fiabilidad. No deja de ser lógico que un móvil plegable disponga de una batería con idéntica cualidad: dado que este componente es el que ocupa mayor espacio en un smartphone lo ideal sería que pusiera el menor número posible de cortapisas.

Samsung SDI era pionera en las baterías flexibles ya que lleva desde 2014 integrando este componente curvado en las pulseras Samsung Gear Fit. Dichas baterías habrían evolucionado desde los 210 mAh de entonces a una cifra que se movería entre 3000 y 6000 mAh. Esperemos que sea la máxima capacidad posible ya que, como anticipan los rumores, el móvil flexible de Samsung tendría 7,3 pulgadas al extenderse por completo; y 4,5 pulgadas cuando el smartphone se encuentra plegado.

Las cifras de presentación que baraja Samsung sitúan a su móvil plegable hacia el MWC de 2019. Se espera que el Samsung Galaxy S10 se adelante con respecto al lanzamiento del ¿Samsung X?, lo que daría al móvil plegable su propio «boom mediático». Samsung estaría a punto de poner en marcha las cadenas de producción para los componentes clave del smartphone, entre ellos la citada batería flexible y la pantalla, otro elemento que necesita especial atención.

La primera versión del móvil plegable de Samsung no irá dirigida al gran público ya que, como acostumbra el fabricante (ocurrió con las pantallas «edge», por ejemplo), el primer modelo tiene como meta marcar las líneas de los futuros móviles. Por ello se espera que no sea barato: costaría cerca de 1600 euros.