Imagen promocional de Netflix.

Imagen promocional de Netflix.

Medios NUEVAS PLATAFORMAS

El misterio de los 1,1 millones de abonados de Netflix en España

La compañía reconoce en privado que las suscripciones superan esta cifra, aunque con matices y siempre sumando altas totales.

El número de abonados a Netflix es uno de los misterios mejor guardados de la industria audiovisual. La compañía solo reconoce cifras globales y la única distinción que hace es la de clientes dentro de Estados Unidos y fuera de su mercado doméstico. En esta línea, la compañía superó los 109,2 millones de suscriptores (memberships) en septiembre de este año, de los que 52,7 millones están en EEUU y 56,4 millones en el exterior.

En España el único dato conocido es el que aporta el panel semestral de hogares de la CNMC. Este informe  -que entrevista a 8.839 individuos y 4.937 hogares- calcula que en el primer semestre de 2017 los abonados de Netflix llegaron al 7,3% de la población internauta. Esto se traduce en 1.163.000 suscriptores, el doble que los 550.000 clientes que este mismo indicador les atribuía seis meses antes. Un crecimiento exponencial, ya que en su primera medición la plataforma apenas alcanzó los 216.000 usuarios.

No obstante, la propia CNMC advierte que este dato debe ser tomado con cautela. Fuentes del departamento de estudios del regulador han indicado a EL ESPAÑOL que estamos ante una cifra orientativa que solo busca hacer una primera aproximación del fenómeno de las plataformas de televisión por streaming. Reconocen que el estudio solo calcula porcentajes y que la traducción en abonados depende de muchos factores, en los que el universo de internautas es solo uno de ellos.

"No está tan lejos de la realidad"

Con todo, las fuentes consultadas por este periódico reconocen que la cifra aportada por la CNMC “no está tan lejos de la realidad”. De hecho, en privado, directivos de Netflix reconocen que estos 1,1 millones de abonados “podrían ser incluso más”, con los datos de cierre del año 2017 en la mano. Unas cifras que, sin embargo, tienen dos condicionantes, según reconocen todas las fuentes consultadas.

El primero es el número real de consumidores de Netflix. La cifra de abonados efectivamente estaría sobre los 1,1 millones de clientes, pero nos referimos solamente a quienes están dados de alta en la suscripción. Esto significa que por cada suscripción, podrían generarse hasta cuatro clientes, ya que es común que los usuarios compartan una sola alta y los gastos de suscripción. Este dato podría elevar en varios miles los verdaderos usuarios de Netflix.

El segundo dato a tener en cuenta para contabilizar la altas reales de Netflix es la volatilidad de sus usuarios. Las fuentes del sector consultadas indican que es probable que la plataforma supere estos 1,1 millones de abonados, pero no como clientes activos, sino que como fruto de la acumulación de abonados. Esto por la elevada tasa de altas y bajas que se producen. Muchos usuarios contratan solo un par de meses la suscripción y luego la cancelan, lo que contaría como un alta anual en estos datos, aunque su usuario ya no esté activo.

Altas gratuitas

El tercer dato a tomar en consideración es el número real de abonados que pagan su suscripción mensual en España. Desde su desembarco en nuestro país en 2015, Netflix ha ofrecido un mes gratis a sus abonados como una manera de dar a conocer el producto. La promoción sigue vigente casi tres años después, lo que genera que un elevado número de abonados adopte la estrategia de utilizar el mes gratis sin pagar posteriormente por su suscripción.

En todo el mundo, Netflix cerró el tercer trimestre con 104 millones de clientes de pago, con solo 5,2 millones de clientes que no lo han hecho, una tasa de apenas el 4,7% de los clientes totales. No obstante, la mayoría de estas altas gratuitas se producen en el mercado internacional, donde se encuentra España.

Los datos del 30 de septiembre reportados por la compañía indican que 3,8 millones de clientes tienen una suscripción gratuita a nivel internacional, el 6,7% de los 56,4 millones de clientes en el extranjero. Datos que sirven a la compañía para demostrar que su dato de clientes efectivos podría estar muy cerca del número de altas.

Asimismo, en el crecimiento de Netflix no se puede dejar de lado el apoyo que han tenido por parte de las operadoras. Vodafone y Orange siguen ofreciendo esta plataforma en su paquete de servicios -aunque los ingleses ponen más foco en HBO- y Movistar, que tenía problemas con la estadounidense por motivos puramente técnicos, se ha mostrado recientemente dispuesta a abrir la puerta a colaboraciones. Tanto con Netflix como con HBO y Amazon.