La selección femenina de rugby se juega este domingo ante Gales en Madrid el octavo puesto de la ránking mundial lo que le facilitaría los emparejamientos en los partidos clasificatorios para el próximo campeonato del mundo en Nueva Zelanda 2021.

Noticias relacionadas

"Escalar aunque sea un puesto, es un hito importante porque nos allana la clasificación, ya que los rivales con los que nos cruzaríamos serían de menor de nivel", comentó la jugadora Patricia García, durante la presentación del partido en el Museo de América.

La madrileña mira de reojo a Irlanda e Italia como posibles rivales aunque matiza que el ránking mundial no se cierra hasta junio del 2020 por lo que todavía "quedan varios partidos que pueden alterar esta clasificación". 

España, ahora mismo, es novena detrás de Gales que parte como favorita en este encuentro: "Hace 17 años que no les ganamos por lo que va a estar muy disputado. Ellas son las favoritas, ellas defienden la posición pero no vamos a ponérselo fácil". 

García, miembro además del jurado del premio Princesa de Asturias del Deporte, cree que el nivel de la selección se debe a su pasado: "No es parte de la cultura, como en Inglaterra o en Francia, pero gracias a las pioneras que comenzaron a jugar a finales de los años 80 y a conquistar títulos como el Europeo en 1995, nos ha llegado este legado y esta garra que pensamos seguir bebiendo y trabajando". 

[Más información: Sancionan con 2.000 libras la invasión de campo viral que hizo Inglaterra durante la haka]