Stoffel Vandoorne, este martes en Montmeló.

Stoffel Vandoorne, este martes en Montmeló. @HondaRacingF1 Twitter

F1

El McLaren con el motor Honda "de prueba" ya se acerca a los mejores

Stoffel Vandoorne rodó a dos segundos de los mejores en Montmeló y, al final de la primera sesión, tuvo que apearse del MCL32 por otro fallo en la unidad de potencia.

Sin los problemas mecánicos que marcaron la primera semana de test, Stoffel Vandoorne rodó sin problemas este martes en Montmeló, a dos segundos de los mejores. En esta segunda toma de contacto con el McLaren, el piloto belga volvió a contar con el motor Honda "de prueba" al que se refirió ayer el jefe deportivo de la escudería, Eric Boullier.

Una unidad de potencia que dista de la que presentarán tanto Alonso con Vandoorne en el GP de Australia, después de los "profundos cambios" que anunció ayer Boullier que se llevarían a cabo. Pero, a pesar de ello, el belga rodó una veintena de vueltas del tirón sin aparentes problemas durante la primera sesión del día. Eso sí, cuando la sesión matinal agonizaba, el MCL32 de Vandoorne volvió a presentar un fallo en la unidad de potencia similar a los de la semana pasada en los primeros test.

Con tiempos que nunca bajaron del minuto y 22 segundos, Vandoorne se mantuvo a cierta distancia de los mejores, aunque bastante más cerca que la semana pasada. A unos dos segundos del mejor tiempo, marcado por el Red Bull de Ricciardo, de nuevo la nota más positiva es que no hubo incidencias en el motor y que, de hecho, rodó a poco más de un segundo del Toro Rosso de Kvyat y el Ferrari de Vettel.

En esa primera sesión, Ricciardo impuso el ritmo con un tiempo de 1:20.077, mientras que Sebastian Vettel fue el más constante, siendo el piloto que más vueltas se mantuvo sobre la pista. Para el test del miércoles, se espera que tanto Alonso como Sainz vuelvan a estar en sus monoplazas sobre Montmeló.