Juan Carlos Navarro besa la séptima Copa del Rey que conquista en su carrera

Juan Carlos Navarro besa la séptima Copa del Rey que conquista en su carrera EFE

Baloncesto ACB

Juan Carlos Navarro anuncia su retirada del baloncesto con 38 años

Tras 20 años en acción, el catalán colgará las botas tras semanas de negociaciones con el Barcelona. 

Juan Carlos Navarro ha anunciado su retirada y, por tanto, liberará uno hueco que el Barcelona ansiaba tener. El conjunto culé le ofreció una salida como jugador para incorporarse a la parcela técnica y así se hará tras semanas de negociaciones. 

El mítico capitán del Barcelona no quería dejar el baloncesto aún, de ahí el retraso en la toma de decisión. Finalmente, Navarro ha reflexionado y dejará para siempre el baloncesto profesional como jugador, pero seguirá su camino en los despachos en un puesto que aún está por determinar.  

El adiós de un mito

Se retira uno de los símbolos del baloncesto español. Uno de los impulsores de la mejor generación de la historia de este deporte en España. Juan Carlos Navarro ya no se deslizará por los canchas de ACB ni Euroliga. Su escaso rendimiento el curso pasado ha sido uno de los alicientes para tomar esta dura y difícil decisión. 

Han sido 20 años al servicio del Barcelona y, por supuesto, de la Selección, donde ha conquistado infinidad de galardones y se ha erigido como uno de los mejores jugadores de Europa y del baloncesto patrio. El conjunto culé firmó un contrato con Juan Carlos Navarro el curso pasado por diez años, en los que le aseguraba jugar la temporada pasada para que esta que está próxima a su comienzo diera un paso al lado. 

De este modo, el cuadro azulgrana se aseguraba el vínculo con Navarro pero ya lejos de la cancha. Así lo han confirmado desde el conjunto culé en su despedida, aunque no especifican qué labor desempeñará en la estructura del Barcelona. 

Una carrera de oro

El currículum de Juan Carlos Navarro es intachable. Ha ganado todo lo que podía ganar en el baloncesto FIBA. Un breve paso por la NBA - en los Memphis Grizzlies -le ha impedido cumplir una carrera íntegra en el Barcelona, pero se ha cubierto de oro durante ese tiempo, al igual que con la Selección. 

Durante estos 19 años dedicados al equipo de sus amores, Navarro se ha hecho con ocho Ligas, siete Copas, cinco Supercopas y dos Euroligas. Un palmarés envidiable del que no pueden presumir muchos jugadores.

Además, fue uno de los miembros de la generación de los Júniors de Oro, que desembocaría en la época más exitosa de la Selección, ganando un Mundial, dos Eurobasket, dos platas olímpicas y otras tantas medallas en campeonatos de Europa. Una leyenda que dice adiós y deja huérfana al baloncesto español, aunque siempre será recordado como uno de los mejores.