Drake durante una actuación en Ziggo Dome, de Ámsterdam.

Drake durante una actuación en Ziggo Dome, de Ámsterdam. Efe

Música Crecimiento en ventas

Internet saca a la música del hoyo

La música en España sube por tercer año impulsada por el "streaming" de pago: el 61,2% de los ingresos proceden de la venta digital frente a un 38,8% en las tiendas de discos tradicionales.

Los españoles gastaron 163,7 millones en música grabada, en 2016, una cantidad que supera en un 1,67 % los 161,1 millones de 2015. Es el tercer año consecutivo de subida y el 61 % procede del streaming de pago, según el informe anual de Promusicae. Ese dato, según la asociación que agrupa a la industria discográfica, confirma "la tendencia de mejora en un sector golpeado duramente por la piratería y las descargas ilegales".

Después de pérdidas ininterrumpidas en España desde 2001 (cuando se vendían 603 millones de euros), 2014 fue el año del repunte del mercado de la música grabada con un crecimiento del 21%. En 2015, subió un 6,85% y este 2017 se mantiene la tendencia de subida aunque moderada.

El consumo de música digital se reafirma: todo apuntaba a que el mercado digital superaría al físico en 2016, puesto que 2015 había terminado con un reñido 51%-49% (físico-digital) pero el trasvase ya es más que evidente porque el 61,2% de los ingresos proceden de la venta digital frente a un 38,8% para las tiendas de discos tradicionales. El sector digital pasó de generar unos ingresos de 79,6 millones de euros a 100,2 millones de euros, casi un 26% más.

Más suscriptores

Esto se explica, según Promusicae, por la consolidación de la modalidad de streaming: en 2016 se superó el millón de suscriptores de pago a los servicios de música que ofrecen streaming, es decir Spotify, Apple Music, Google Play y Deezer, entre otros. Los ingresos por suscripción aumentaron en un 37,4 %, hasta los 62,2 millones de euros, mientras que el streaming gratuito y financiado por publicidad alcanza un 24,7 %, 25,3 millones de euros.

Los ingresos generados por la venta de CD y vinilos es de 63,7 millones de euros en 2016 con más de 8,5 millones de discos vendidos, la mayoría en formato CD, un formato que, sin embargo, sigue bajando, y ya ha perdido un 18,7 % respecto a 2015, con poco más de 8 millones expendidos. Los vinilos vuelven para los grandes lanzamientos de las discográficas: se vendieron 433.000, frente a 362.000 en 2015, es decir un 19,6 % más.

Manuel Carrasco fue el artista más vendedor en España -89.500 unidades- con su octavo disco, "Bailar el viento", algo que ha conseguido por primera vez desde que debutara en 2002, tomando el puesto que han ocupado Sergio Dalma (2009 y  2010), Pablo Alborán (2011 a 2014) y Alejandro Sanz (2015). Su inmediato perseguidor, Melendi, vendió de "Quítate las gafas" 53.000. En el cuarto aparece Dani Martín, con "La montaña rusa", y les siguen David Bisbal con "Hijos del mar", Malú con "Caos", y Vanesa Martín con "Munay".