Vargas Llosa, Bertín Osborne y Felipe González en Casa América.

Vargas Llosa, Bertín Osborne y Felipe González en Casa América. Efe

Cultura

El desayuno entre Bertín Osborne, Vargas Llosa y Felipe González para arreglar Venezuela

El presentador, el Nobel de Literatura y el expresidente del Gobierno participan en una charla sobre la situación y los retos de América Latina.

La escena es ciertamente llamativa: qué hacen un premio Nobel de Literatura como Mario Vargas Llosa, un expresidente del Gobierno como Felipe González y un showman televisivo como Bertín Osborne sentados en la misma mesa. La respuesta: una mesa de debate para abordar y tratar de dar respuesta a la encrucijada actual de América Latina y a los retos del futuro en el marco del XII Foro Atlántico, que se ha celebrado este lunes en Casa América de Madrid. La conferencia, moderada por el presentador de En tu casa o en la mía ¿?, ha arrojado un lúcido intercambio de ideas entre Vargas Llosa y González.

El escritor, que el próximo mes de octubre presentará nueva novela, Tiempos Recios (Alfaguara), sobre el golpe militar auspiciado por la CIA en Guatemala en 1954, se ha mostrado optimista sobre la situación política en Latinoamérica: "Las dictaduras militares, que cuando yo era joven prácticamente ocupaban de un confín al otro del continente, han desaparecido. Ahora tenemos democracias generalmente corrompidas e ineficientes, pero hay que tener claro que una dictadura corrompida es preferible a una dictadura".

En ese sentido, ha vislumbrado un progreso general con las excepciones de Cuba, Venezuela y Nicaragua. También ha cargado el presidente de la Fundación Internacional para la libertad contra el presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, tan mencionado últimamente en España por su anacrónica petición de perdón por los agravios de la conquista. "Me preocupa mucho México porque tiene hoy en la presidencia a un populista que ha obtenido una mayoría absolutamente extraordinaria que le da un poder que le permitiría perpetuarse en el poder y que podría eliminar la democracia mexicana", ha aventurado Vargas Llosa, que llegó a Casa América acompañado de su mujer, Isabel Preysler.

Felipe González, Vargas Llosa y Bertín Osborne en Casa América

Venezuela y el futuro

Aunque la charla-desayuno entre Bertín, Vargas Llosa, y González partía con el título de Un diálogo sobre los retos de España y América Latina, poco -por no decir nada- han hablado sobre la coyuntura española. El único que se ha aventurado a dar un pequeño coletazo sobre el estancamiento de las negociaciones para formar Gobierno ha sido el presentador, haciendo gala de su habitual campechanería. "Si nos ponemos a hablar de pactos echaríamos toda la mañana, sería demasiado complicado", ha bromeado.

Pero lo cierto es que la gran parte de la conferencia ha versado sobre un tema no menos escabroso: la situación en Venezuela. González, el expresidente del Gobierno, partidario de la oposición encabezada por Juan Guaidó, ha sido el más lúcido en este tema, haciendo hincapié en que el país necesita "un Gobierno de Transición sin Maduro" para que dé paso a la celebración de unas elecciones con garantías que no estén controladas por el actual presidente venezolano.

El Nobel de Literatura ha aplaudido todas las reflexiones de González, asegurando que "si todos los dirigentes socialistas tuviesen la lucidez de Felipe González y hubiesen actuado de una manera tan clara, inequívoca, solidarizándose con los opositores venezolanos, otra seria la situación hoy en día". Vargas Llosa, también favorable al autoproclamado presidente Guaidó, ha reivindicado, asimismo, la "extraordinaria movilización" del pueblo venezolano, tanto de los que han "reaccionado con los pies, huyendo del país", como de los que están dentro, "peleando y resistiendo de manera heroica".

Bertín, que apenas se ha manifestado, se ha preguntado por qué los "momentos de euforia y de optimismo" en Venezuela, en los que parece que el régimen de Maduro va a caer, nunca acaban de culminarse. "Todos estamos preocupados, pero esto es un sinvivir", ha opinado. En cuanto al resurgir de los populismos tanto en América Latina como en el resto del mundo, González ha avisado que "el triunfo del populismo es la exaltación de la mediocridad; la respuesta simple a problemas complejos, siempre que se le añada el señalamiento de un culpable".

Durante la conferencia también ha habido lugar para destripar la salida de Reino Unido de la Unión Europea, que Vargas Llosa ha calificado de "desastre" y "tragedia" para ambas partes. "El resultado de la consulta fue una sorpresa para todo el mundo, pero el hecho es que ocurrió. ¿Qué va a ocurrir? El brexit blando ha fallado clarísimamente. Si Boris Johnson sale elegido en las elecciones dentro de los tories, el partido de los conservadores va a experimentar una catástrofe mayor, y el resultado puede ser el fin de Gran Bretaña".