Cultura

Rage 2, el juego que quiere "quitar seriedad a la violencia"

El título de Bethesda propone un mundo postapocalíptico con toques gamberros para deshacerse del tono gris y asentar una nueva saga.

Los Ángeles

"No nos tomamos a nosotros demasiado en serio". Rage 2 ha querido buscar otro tono a esas obras del estilo 'Mad Max', tratando de encontrar el humor en esos páramos postapocalípticos tan deprimentes. Magnus Nedfors, su director, contaba en una entrevista a EL ESPAÑOL durante el pasado E3, que la palabra clave durante el desarrollo ha sido "divertido".

"Normalmente uso la palabra 'jovial'", afirma el desarrollador de Avalanche Studios, que explica además cómo quieren darle a la violencia de estos juegos un giro que le otorga un nuevo sentido: "No es comedia pero intentamos divertirnos con la historia y los personajes. Esto existía en el primer juego y queremos exagerarlo en esta secuela. Hay mucha violencia en el juego y está bien torcerla con esa actitud. Por ejemplo, tienes la habilidad de cambiar la gravedad para que los enemigos vuelen en el aire y luego puedas disparares con una escopeta. Es quitar la seriedad a la violencia".

Nedfors defendía también esa temática postapocalíptica que parece tan de moda actualmente en el sector: "Los juegos postapocalípticos son populares porque son una fantasía con la que podemos relacionarlos. Podemos decir: 'Vale, esto podría pasar, podría ser un superviviente'. Es más difícil relacionarse con la ciencia ficción, con viajes al espacio por ejemplo. Además induce la cantidad justa de miedo, siendo duro y terrorífico estar en esa situación".

Ese frenetismo loco lo consigue Rage 2 gracias a "una combinación de los juegos de mundo abierto con las mecánicas de shooters de 'id Software'", según afirma el director. "Juntarlas ha resultado en una mezcla maravillosa de acción. Todo es más exagerado respecto al primer juego, dando un paso más en los combates. Y le hemos añadido mucho color", asegura. Bethesda tiene una licenciatura en cuanto a ambos géneros, los fps, siendo Doom uno de sus referentes, y los juegos de mundo abierto, con obras como Skyrim.

A nivel jugable el título supone estar moviéndose constantemente, algo muy característico de 'id Software' estudio junto al que Avalanche desarrolla Rage 2. "No puedes permanecer quieto, tienes que moverte de un lado a otro con herramientas defensivas y ofensivas, acercándote a los enemigos y salir rápido del combate cuando te sientes abrumado", dice el desarrollador.

Nedfords destaca de 'id', "los creadores de los juegos de disparos en primera persona", su capacidad para tratar las armas pesadas y cómo el jugador "siente su peso gracias a las animaciones y el sonido". Además, afirma que gracias a la colaboración con ellos su equipo y él han aprendido mucho sobre los fps: "No lo habíamos hecho antes y ha supuesto un impulso para nuestro conocimiento del género. El estudio y yo hemos crecido mucho, además de aprender a manejar herramientas que sin duda nos ayudarán en el futuro".

A esto Rage 2 le añade su propio toque con las nuevas nano habilidades, que "son la principal mecánica", según el creativo. "Hemos integrado distintas maneras de jugar con los enemigos gracias a ellas y sus combinaciones", asevera.

El mundo conoció Rage 2 gracias a una filtración de la cadena de tiendas Walmart poco antes de que el título fuese anunciado, algo que acabó siendo positivo para el estudio, según Nedfords: "Es triste cuando algo se filtra pero personalmente no me afecta mucho. Esta vez estaba cerca de cuando pensábamos hablar del juego. El departamento de marketing lo usó muy bien y le dio la vuelta. En lugar de enfadarse y amenazar con demandar, siguieron la corriente, se lo pasaron bien. Les dijeron: 'Eh, tenéis mal el color del pelo'". Ese mismo humor y ese mismo giro quiere llevarlos a cabo Rage 2 la próxima primavera en una ambientación en la que el gris se ve ahora amenazado por otros colores más gamberros.