Carmen Machi y Jordi Rebellón están siendo investigados por Hacienda.

Carmen Machi y Jordi Rebellón están siendo investigados por Hacienda.

Famosos PROBLEMAS CON EL FISCO

Carmen Machi y Jordi Rebellón, investigados por Hacienda por un supuesto delito de fraude fiscal

La Agencia Tributaria investiga a los actores por utilizar sociedades para pagar, presuntamente, tipos impositivos más bajos.

Carmen Machi (55 años) y Jordi Rebellón (62) están siendo investigados por un supuesto delito de fraude fiscal. Los actores están en el punto de mira de la Agencia Tributaria por utilizar sociedades a través de la cual facturaban sus ingresos para, supuestamente, pagar menos impuestos. 

Según la sentencia a la que ha tenido acceso Cinco Días, en el caso de Carmen Machi el Tribunal Superior de Justicia de Madrid ha desestimado el recurso presentado por la actriz contra una resolución del Tribunal Económico Administrativo Regional de Madrid. 

Carmen Machi está siendo investigada por un supuesto caso de fraude fiscal.

Carmen Machi está siendo investigada por un supuesto caso de fraude fiscal.

La intérprete tendrá que pagar una multa de 83.155,19 euros por una infracción tributaria leve en concepto del IRPF que dejó de pagar de 2007 a 2009. Asimismo, antes ha tenido que regularizar su situación con Hacienda por el levantamiento de una declaración paralela con la que se mostró conforme y por la que tuvo que pagar 237.000 euros. 

La sentencia recoge que la actriz creó la sociedad, Mama Floriana, "solo para eludir los tipos impositivos más elevados en el IRPF y deducir gastos que no eran deducibles en el impuesto sobre sociedades". Una estrategia habitual entre los famosos en la última década y que Hacienda ha perseguido duramente. 

Machi no ha estado de acuerdo con la consideración de Hacienda y recurrió la sanción impuesta alegando que no era la socia mayoritaria de esta sociedad ni la administradora de la misma, y que la sanción era "a todas luces desproporcionada".

La actriz está acusada de haber facturado sus ingresos de 2007 a 2009 a través de una sociedad.

La actriz está acusada de haber facturado sus ingresos de 2007 a 2009 a través de una sociedad.

El abogado del Estado se opuso a este recurso ya que estimó que los ingresos de la firma Mama Floriana de 2007 a 2009 procedían de "la facturación a terceros de servicios cuyo contenido esencial era su intervención como actriz presentadora, directora de escena, doblaje, galas, producción artística y sin embargo ha percibido de esta sociedad por estos mismos servicios en torno a 15.000 euros al año". 

En el fallo se explica, además, que "la sociedad no aporta valor a la actividad personalísima de su socia, que esta podría realizar sin necesidad de interponer una sociedad con el único objetivo de obtener una ventaja fiscal para eludir los tipos de gravamen más elevados del IRPF".

Los gastos no deducibles de Rebellón

La sala de lo Contencioso de la Audiencia Nacional también ha fallado este año contra una sociedad de Jordi Rebellón, conocido por su papel el doctor Vilches en la serie Hospital Central. 

La sentencia dictamina que el intérprete facturó a través de la sociedad Traspapelat sus servicios, con un valor total de 762.238,59 euros, de los ejercicios 2005, 2006 y 2007, mientras la firma tribuyó al actor solo 72.121.44 euros. Una diferencia de ingresos que puso sobre aviso a la Agencia Tributaria. 

Jordi Rebellón está siendo investigado por Hacienda por un supuesto caso de fraude fiscal.

Jordi Rebellón está siendo investigado por Hacienda por un supuesto caso de fraude fiscal.

"La realidad es que ningún actor independiente estaría dispuesto a prestar sus servicios" por un salario así, sobre todo porque los ingresos que genera son mucho más elevados. Así, la sentencia explica que "no se justifica con la intermediación de Traspapelat ninguna ventaja económica ni de ningún tipo salvo la elusión fiscal o de una menor tributación en el IRPF". De nuevo, un caso en el que la Agencia Tributaria ve indicios de que un actor ha utilizado una sociedad para reducir los impuestos que tiene que pagar. 

La sentencia también ha dictaminado que no se pueden deducir algunos de los gastos que registró la sociedad, como compras en Mercadona, El Corte Inglés o Leroy Merlin; taxis, viajes, parking, y "celebraciones y fiestas particulares". 

[Más información: Shakira declarará el próximo jueves por seis delitos contra la Hacienda Pública]