Susana García Cereceda, heredera de La Finca en una imagen de archivo.

Susana García Cereceda, heredera de La Finca en una imagen de archivo. Gtres.

Famosos LIBRE DE CARGOS

Sobreseída la investigación contra Susana García Cereceda, heredera de La Finca

El Juzgado Central de Instrucción número 6 de Madrid ha resuelto a favor de la empresaria tras la querella interpuesta por la Fiscalía Anticorrupción. 

Noticias relacionadas

Julio está siendo un buen mes para las hermanas García Cereceda. Mientras Yolanda (47 años) conoció hace una semana que un juez le devolvía la custodia de sus hijos, Susana  (49) ha descubierto este 30 de julio que el Juzgado Central de Instrucción número 6 procedía al sobreseimiento provisional de los delitos de descubrimiento y revelación de secretos, cohecho y falsedad documental que pesaban sobre ella. 

El juez Diego de Egea llega a esta conclusión tras dilucidar que no existen "indicios racionales y objetivos de criminalidad que determinen la partición de los investigados", entre ellos la empresaria Susana. 

Tal y como recoge el auto, los hechos investigados se remontan a 2010, tras el fallecimiento de Luis García-Cereceda, padre de Susana y Yolanda y un importante promotor inmobiliaria que, entre otros proyectos, fundó la lujosa y exclusiva urbanización La Finca (situada al norte de Madrid). 

Susana en una competición en la hípica.

Susana en una competición en la hípica. Gtres.

Así, tras la muerte del patriarca, Susana y otros implicados encargaron a José Manuel Villarejo (66) la investigación de "ciertos problemas financieros y societarios", según figura en el dictamen. Investigación, conocida como proyecto Land, por la que ahora la Fiscalía Anticorrupción impuso una querella. 

En cuanto al delito de descubrimiento y revelación de secretos, el magistrado considera que "no se deduce la existencia racional y objetiva de las conductas delictivas imputados", y es que faltan "indicios de su participación en el delito". 

Además, el juez apostilla que para este delito también es "necesaria denuncia de la persona agraviada o de su representante legal", una condición que tampoco se cumple en esta ocasión. 

Respecto al delito de cohecho, el juez considera que Susana no tenía "conocimiento de la pertenencia" de Villarejo "a los Cuerpos de Seguridad del Estado". Una condición necesaria para que los hechos investigados fueran considerados delitos. 

Tampoco ha prosperado el cargo de falsedad documental por la falta de "indicios racionales". Concretamente, el juez de Egea ha podido comprobar que todos los pagos acordados se llevaron a cabo "mediante transferencias bancarias", un método con el que se ha dado "publicidad a los distintos abonos". 

Con todo ello, el juez no ha visto indicios suficientes para imputar a la heredera, y ha determinado el "sobreseimiento provisional" de la causa. Un resolución con la que se podrá volver a abrir el caso si se descubren nuevos elementos que justifiquen la investigación. Una condición gracias a la cual por ahora puede respirar tranquila Susana. 

Las hijas de Luis García Cereceda han sido noticias en los últimos años debido a sus problemas legales, tanto entre ellas como con terceros. En cuanto a su disputa familiar, el origen de estas rencillas se remonta a el fallecimiento del patriarca, quien estipuló en el testamento que el 51% de su patrimonio iría a parar a Susana (su hija mayor) y el 49% a Yolanda. Un reparto con el que no estuvieron de acuerdo ninguna de las dos y que las ha llevado a protagonizar todo un Falcon Crest de la jet set madrileña. 

[Más información: Yolanda García-Cereceda, la heredera de La Finca, comienza a resurgir de su infierno]