Belén Rueda, sobre la muerte de su hija: Lo superas, pero no lo olvidas

Belén Rueda, sobre la muerte de su hija: "Lo superas, pero no lo olvidas"

Famosos EN 'MI CASA ES LA TUYA'

Belén Rueda, sobre la muerte de su hija: "Lo superas, pero no lo olvidas"

La actriz se 'desnudó' como nunca antes en televisión con Bertín Osborne.

Noticias relacionadas

En plena promoción de la película El cuaderno de Sara, Belén Rueda (52 años)  visitaba este viernes Mi casa es la tuya para dar una entrevista de lo más sincera en la que no tuvo inconveniente en hablar de uno de los episodios más duros de su vida: la muerte de su hija María con apenas 11 meses.

"Paré el mundo. María nació con una cardiopatía y no hice nada de trabajo, me dediqué a ella e intenté sacarla adelante, pero no fue posible, porque con 11 meses falleció". Fue entonces cuando Bertín Osborne (36) le contó a Belén que sabe muy bien lo que es vivir ese trance, porque al él le sucedió lo mismo y coincide con ella en algo: "Consigues superarlo, pero nunca se olvida".

De ahí que desde que nacieron sus hijas haya tenido claro el tiempo que tenía que estar con ellas. "Nunca he estado más de 15 días sin verlas. No me arrepiento de haber rechazado trabajos porque iba a estar mucho tiempo sin verlas". De hecho en algunos ha puesto condiciones inamovibles: "Cuando rodé El orfanato pedí acabar siempre los jueves, rodábamos en Asturias y aunque fueran las dos de la mañana, cogía el coche y volvía a Madrid para estar con ellas".

Ahora, cuando éstas ya tienen 19 y 23 años, Rueda asegura que "soy una mami guay, pero mami, no amiga guay. Tenemos mucha confianza. Me cuentan muchas cosas, no todas porque no es necesario. Ahora es cuando me toca a mi y he podido hacer otras cosas".

Pero volviendo al pasado, a sus orígenes, la actriz recordó que aunque ahora vive en Madrid con 4 años su familia se trasladó a Alicante y allí estuvo viviendo hasta los 16 años, por lo que ella se siente alicantina. Allí vivió una gran infancia junto a sus hermanos, unos años en los que por la profesión de su madre, instructora de ballet, ella entró en contacto con esta disciplina y a punto estuvo de dar el salto profesional.

Sin embargo, decidió no dedicarse al ballet de forma profesional e inició sus estudios de arquitectura. Pero con 20 años el amor se cruzó en su vida y lo dejó todo para marcharse con su chico a vivir a Italia y casarse. El amor duró solo dos años, pero no borraría esa experiencia de su vida, además de porque terminó siendo bilingüe en italiano, algo que profesionalmente la ha ayudado, porque vivió y disfrutó su amor muy intensamente.

Belén Rueda en 'Mi casa es la tuya'

Belén Rueda en 'Mi casa es la tuya'

Cuando volvió de Italia y se separó de su marido, Belén decidió no retomar los estudios de arquitectura y comenzó a trabajar en una inmobiliaria gracias a unos amigos de sus padres. "La verdad es que vendí muchos pisos", contaba a Bertín.

Poco después y, gracias a varios castings en los que demostró su gran talento, dio el salto a la televisión, primero de la mano de José Luis Moreno (70) y, poco después, al lado de Emilio Aragón (58). Ese fue el inicio de una exitosa carrera en televisión que más tarde le abriría las puertas a la interpretación.

De sus primeros papeles como actriz en televisión Rueda recuerda el de Clara en Periodistas y una anécdota sobre el mismo. La actriz contó que, justo cuando estaban empezando a preparar esta ficción, una actriz que iba a intervenir en Médico de familia no pudo hacerlo y la llamaron a ella. Entonces vio raro que hiciera otro personaje ya que podría ser un lío para el espectador, por lo que, dado que era la misma productora, decidieron que fuera el mismo personaje: Clara.

Sin embargo, su intervención causó un gran revuelo en la audiencia, ya que mucha gente creyó que "le iba a quitar el marido a Lydia Bosch, y me insultaban por la calle, me llamaban 'zorra'", contó entre risas.

Otro de sus papeles más recordados fue el de Lucía en Los Serrano, momento para el cual el programa quiso contar con Antonio Resines (63). Ambos actores reconocieron que el final de aquella ficción "no fue la mejor idea", pero claro, "¿qué haces para que una serie tan larga tenga un final apoteósico?".

Belén Rueda y Antonio Resines en 'Mi casa es la tuya'

Belén Rueda y Antonio Resines en 'Mi casa es la tuya'

Más allá del sueño, los actores han contado que la grabación del último capítulo fue una auténtica locura, principalmente porque los niños habían crecido muchísimo y su aspecto no tenía nada que ver con los primeros capítulos, por lo que tuvieron que buscar mil tretas para camuflar su edad.

Aprovechando la visita de Resines, Osborne también quiso saber si son cortados a la hora de hacer escenas de cama. Ambos contestaron que sí, sobre todo, las escena de sexo. Pero también contaron anécdotas sobre los besos. La actriz narró alguna que otra experiencia un tanto desagradable: "Me ha pasado tener que decir a un compañero tras una secuencia 'la lengua te la dejas en su sitio'".

[Más información: El duro episodio de la muerte de su hija y otras cosas que no sabías de Belén Rueda]