La berenjena es un producto culinario muy apreciado por diferentes culturas. Muchas naciones tienen un plato típico elaborado a partir de berenjena. Por ejemplo, en España, los catalanes tienen la samfaina, la escalivada o el espencat donde la berenjena se acompaña del pimiento.

¿Sabías que en España se producen más de 250 mil toneladas de berenjenas al año?

Las berenjenas son unas hortalizas muy sabrosas y nutritivas, así como versátiles, que podrás emplear en numerosas recetas fáciles y rápidas. Sin embargo, hay muchas personas que siguen preguntándose cómo preparar las berenjenas para que queden ricas y sabrosas. Asadas, fritas, al horno, rellenas… Las recetas con berenjenas son tantas que te sorprenderán.

La variedad más común en España son las berenjenas moradas, con la piel lisa y brillante. Cuando vayas a comprarlas tienen que estar duras y prietas, de lo contrario estarán muy maduras y su sabor será demasiado amargo. Y ahora sí, pasamos a cocinar estas deliciosas recetas con berenjenas.

Cómo cocinar las berenjenas

Sea cual sea la receta que elabores, hay un paso previo muy importante que debes realizar: cubrir las berenjenas con sal durante 20 minutos y después enjuagarlas con abundante agua fría. Todas estas recetas fáciles y rápidas se pueden preparar con cualquiera tipo de berenjena, así que toma nota, ¡comenzamos!

1. Berenjenas al horno

Las berenjenas al horno son una excelente manera de comer esta hortaliza, además es una de las recetas con berenjenas más sencilla y rápida de preparar. Solo necesitas los siguientes ingredientes:

  • 2 berenjenas grandes
  • Aceite de oliva
  • Cebolla picada fina
  • Perejil picado
  • Vinagre blanco
  • Sal y pimienta al gusto.

Procedimiento:

  1. Después de lavar las berenjenas, córtalas en rodajas de 1 cm más o menos. Para eliminar el sabor amargo, frota unas rodajas contra otras durante unos segundos. Después, pincela con aceite de oliva cada rodaja de berenjena y ponlas en la parrilla del horno hasta que se hayan dorado.

  2. A continuación, cambia las rodajas a una fuente y añade la cebolla, el perejil, el vinagre, la sal y la pimienta, mézclalo todo bien y deja reposar para que se combinen los sabores. Las berenjenas al horno son una opción saludable y práctica que gustará a todos tus comensales.

2. Berenjenas rellenas

Esta es una de las recetas con berenjenas en la que podrás aprovechar algún resto de comida del día anterior, o ingredientes que tengas en casa, para darles un sabor nuevo y diferente. Lo bueno es que se pueden rellenar casi con cualquier alimento: verduras, carne picada, arroz, legumbres, pollo al curry… Esto es debido a que el sabor de las berenjenas combina muy bien con cualquier relleno.

Antes de rellenarlas, parte a lo largo cada una de ellas y pínchalas con un tenedor. Espolvoréalas con sal y deja reposar durante media hora, enjuágalas con agua fría y mete las berenjenas al horno a 200 °C.

Pasados unos 20 minutos, asegúrate de que las berenjenas estén tiernas y procede a quitarles la carne interior para rellenarlas. Puedes incluir en el relleno la propia carne de la berenjena también junto al resto de ingredientes, y vuelve a introducir las berenjenas al horno hasta que estén doradas.

3. Frittata de berenjena

Ingredientes:

  • 1 o 2 berenjenas, según el tamaño, cortadas en cubos
  • 6 huevos batidos
  • Albahaca fresca picada
  • Aceite de oliva, pimienta y sal.

Elaboración:

  1. En un sartén, pon el aceite a calentar y, cuando esté muy caliente, añade la berenjena en cubos y sazona con sal y pimienta. Debes cocinarla hasta que la berenjena esté algo blanda.

  2. Una vez en su punto, añade los huevos batidos y la albahaca. Mezcla de forma suave todos los ingredientes y deja que se cuaje por un lado antes de darle la vuelta, como si fuese una tortilla. Cuando esté hecha por ambos lados, deja enfriar y sirve con una rama de albahaca para decorar.

4. Rollitos de berenjena

Los rollitos de berenjena son una de las recetas con berenjenas más equilibrada y fácil de preparar. Esto es lo que necesitas para elaborarla:

  • 2 berenjenas cortadas en láminas finas
  • 1 tomate a rodajas
  • Albahaca
  • Queso de cabra
  • Aceite de oliva, sal y pimienta.

Elaboración:

  1. Como dijimos al principio, hay que rebozar las berenjenas en sal durante 30 minutos y después enjuagarlas.

  2. A continuación, pon las berenjenas al horno ya cortadas y sazonadas con sal, pimienta y un poco de aceite de oliva, pues las berenjenas absorben mucha grasa. Cuando estén en su punto, rellena las láminas con el tomate, la albahaca y el queso de cabra. Enrolla y fija cada una con un palillo.

  3. Puedes rociar los rollitos con aceite de oliva y un poco de pimienta antes de servir.

5. Berenjenas a las finas hierbas

La berenjena a las finas hierbas es otra de las recetas fáciles y rápidas que podremos preparar con berenjena, y además está deliciosa. Para esta receta necesitas:

  • Berenjenas
  • Cebolla picada muy fina
  • Plantas aromáticas al gusto
  • Aceite de oliva y sal

Pasos a seguir:

  1. Para empezar, pela y corta en rebanadas las berenjenas y espolvoréalas con sal. Déjalas reposar durante 5 minutos antes de enjuagarlas bajo el chorro de agua fría.

  2. A continuación, escurre y ponlas en un recipiente refractario y, después, coloca encima la cebolla, espolvorea las hierbas finas y añade un poco de aceite.

  3. Deja que se marinen y se mezclen bien todos los ingredientes, al menos, durante 30 minutos dentro de la nevera. Pasado este tiempo, tendremos que calentarla en una sartén con un poco de aceite.

  4. Con el aceite bien caliente, sofríe todo a fuego lento hasta que las berenjenas estén cocidas por completo. Esta receta es perfecta para acompañar un plato fuerte, como por ejemplo, un filete de carne o pescado.

También te puede interesar...