Las mechas shatush consisten en realizar una serie de mechas a lo largo del cabello que sean de dos a tres tonos más claros que tu pelo natural. El efecto que obtendrás con las mechas shatush será parecido al de las mechas californianas, solo que mucho más marcadas. Además, podrás hacer este tipo de mechas en casa siguiendo los pasos que te ofrecemos a continuación.

En otro artículo ya hablamos sobre cómo aclarar el pelo sin la utilización de tintes. Ahora hablaremos de las mechas shatush.

Cómo hacer mechas shatush

Para empezar, necesitarás los siguientes materiales:

  • Decolorante para el cabello
  • Peine apretado
  • Tintes de pelo adecuado
  • Guantes
  • Un pincel especial para tintes

Una vez lo tengas todo preparado, es hora de pasar a la acción. Sigue al pie de la letra estas instrucciones para no cometer ningún error:

  1. Para empezar, divide tu cabello en cinco colas: dos laterales y tres en el centro.

  2. Comienza a cardar cada mechón de la coleta con movimientos rápidos del peine hacia atrás, comenzando desde las puntas hacia la raíz.

  3. Mezcla el decolorante con peróxido de hidrógeno (agua oxigenada) del número de volúmenes adecuado a tu color de pelo con la mitad del tinte escogido. Por ejemplo, si eres castaña, tendrás que utilizar agua oxigenada de 40 volúmenes. Asegúrate de que el tinte sea, al menos, dos tonos inferiores al color de tu cabello natural.

  4. Toma el primer mechón y aplica la mezcla de forma horizontal y de abajo hacia arriba hasta la mitad del cabello. Cerciórate de que la punta del mechón tenga abundante producto. Después, realiza una 'V' en la parte de arriba del cabello y en su centro tinta una línea delgada hasta la mitad, un poco antes de llegar a la raíz.

  5. Ahora que has terminado con ese primer mechón, tendrás que seguir el mismo procedimiento para el resto de mechones.
  6. Según el color y el peróxido de hidrógeno que hayas utilizado, debes esperar entre 15 y 45 minutos. Lee bien las instrucciones del decolorante y los tintes de pelo utilizados, pues lo indicará el fabricante en los envases correspondientes.

  7. Una vez pasado el tiempo de espera indicado, aclara con abundante agua para eliminar los restos del tinte.

  8. A continuación, mezcla el tinte restante con agua oxigenada con menos volúmenes y un poco de champú morado. Aplícalo sobre las secciones decoloradas y espera entre 5 y 7 minutos.

  9. Enjuaga de nuevo el cabello y aplícate champú morado. Cuando esté libre de jabón, utiliza una mascarilla reparadora y… ¡Tus mechas shatush estarán listas!

¿Son adecuadas para rubias y morenas?

Con las mechas shatush podrás lucir un cabello con reflejos que brillará con luz propia gracias a la obtención de una apariencia muy natural. De hecho, con estas mechas no es posible distinguir dónde comienza el tono natural y dónde la coloración. Este tipo de mechas no deja raíz cuando el pelo crece, sino que provoca un efecto de variación natural de tonos tan peculiar como la de un niño.

Con estas mechas no eliges un color concreto de tinte, sino que teniendo en cuenta la tonalidad de tu cabello, se baja la gama cromática un par de tonos para obtener ese brillo único, sobre todo apreciable expuesto a luz. Por ello, cualquier mujer puede presumir de un cabello bonito con unas mechas shatush cualquier que sea su color original. Además, está indicado sobre todo para las mujeres que usan tintes de pelo muy a menudo para no castigarlo demasiado. También son ideales para las mujeres mayores que quieren conseguir una apariencia más juvenil, pues con estas mechas se obtiene mucha más naturalidad y brillo en tu melena. Incluso pueden realizarse con el pelo corto. 

Si eres rubia, el efecto que producirán las mechas shatush será muy natural, aportando luminosidad y brillo a tu cabello. En cambio, si eres morena las mechas aportarán a tu pelo destellos en contraste con tu color natural, creando un efecto muy bonito.

Diferencias entre las mechas shatush y las californianas

Las mechas shatush aportan mayor naturalidad a los tintes de pelo, consiguiendo unos reflejos más naturales, algo que no sucede con las californianas. 

Ambas comparten el mismo objetivo; raíces más oscuras y puntas más claras. Sin embargo, los resultados son muy distintos de un método a otro. Por lo tanto, la mayor ventaja de las mechas shatush es su naturalidad, obteniendo reflejos sin que el resultado se vea forzado. Además, si no quedas satisfecha basta con dejar perder el color hasta recuperar tu tono original. Ni siquiera tendrás que volver a tintarte para eliminarlas, pues se van difuminando solas con el paso del tiempo

Mientras que las mechas californianas se realizan desde media melena hasta las puntas, dejando ver el contraste de color de dichas mechas con la base del pelo, las shatush se aplican desde casi la raíz a las puntas. Es por este motivo que, de todos los tintes de pelo utilizados hoy en día, uno de los más demandados es esta técnica francesa de la década de los años 70.

Dentro de las mechas balayage, las shatush son las más sutiles, uniformes y con un gran efecto de luz. En las mechas californianas, en cambio, se intenta imitar el aclarado natural del cabello con el efecto del verano, pero de una manera más artificial que las mechas shatush.

Prepárate para la llegada de la temporada primavera-verano y prueba a cambiar de look.