La planta de aloe vera tiene multitud de propiedades

La planta de aloe vera tiene multitud de propiedades

¿Cómo hacer... ?

Cómo hacer crema de aloe vera 100% natural

El aloe vera aporta elasticidad, luminosidad y tiene multitud de vitaminas que combaten el envejecimiento. Te mostramos cómo hacer crema de aloe vera.

El aloe vera es una planta que tiene gran cantidad de propiedades muy beneficiosas para la salud, con efectos muy positivos en diversos tratamientos de belleza, ya que, entre otras cosas, protege el cabello, (si quieres más información puedes entrar en cómo hacer mascarilla casera), ayuda a perder peso y además ayuda a recuperar el brillo y elasticidad de la piel, siendo un potente principio activo rejuvenecedor.

Aprender cómo hacer crema de aloe vera puede ser muy útil, ya que además de disfrutar en casa de una crema cien por cien natural, podremos contribuir a la economía familiar con un ahorro considerable, que siempre viene muy bien.

Los beneficios de los productos a base de aloe vera

La crema facial de aloe vera podemos fabricarla en casa con unos remedios caseros, y al estar elaborada de una forma natural, no tiene ni conservantes ni productos químicos añadidos con lo cual, aunque las cremas comerciales son muy efectivas, una crema de aloe vera hecha en casa tendrá muchos beneficios porque mantiene intactas los principios activos de esta planta.

De alto poder cicatrizante, está demostrado que el aloe vera, tanto en cremas faciales de aloe vera como en cremas hidratantes caseras de aloe vera, mejoran el tono y la elasticidad de la piel, combate las estrías y el acné con eficacia, además de suavizar el cutis, atenuar las arrugas, o ayudar a combatir las manchas en la cara. Ya sea en cremas, en cápsulas o en geles, el aloe vera también es muy beneficioso para el cabello: frena su caída, es muy eficaz para eliminar la caspa y mantener un pelo más fuerte, e incluso ayuda a hacer crecer las uñas o a blanquear los dientes.

Por este motivo hay tantos y tan variados productos cosméticos cuyo ingrediente activo es esta planta, que crece con profusión en climas mediterráneos, y que es además muy fácil de cultivar en casa para obtener productos que nos ayuden a mejorar nuestra piel y nuestro cabello. Por ejemplo, tanto el gel como la crema hidratante de aloe vera, tienen propiedades humectantes para la piel, y un amplio contenido de vitaminas para ejercer una gran acción nutritiva sobre nuestra piel.

Además, si la planta se usa para elaborar de forma casera crema facial de aloe vera, proporcionaremos a nuestro cutis un extra de colágeno y ácido hilaurónico, muy común en cremas nutritivas y regenerantes, que podemos encontrar en muchas perfumerías y farmacias, a precios bastante altos. Aplicada de forma regular diaria, la crema hidratante de aloe vera, además de proteger contra los radicales libres y climatología adversa, es perfecta para hidratar la piel y mantenerla elástica, además de contrarrestar el proceso de envejecimiento natural de la piel. Un ejemplo del poder del aloe vera es el que exponemos en el artículo sobre cómo reafirmar el pecho y devolver la firmeza.

Además, la crema hidratante a base de aloe vera puede actuar perfectamente como cicatrizante, y como suavizante. Por una parte, alivia el dolor de las quemaduras y heridas, ayudando a cicatrizarlas con más rapidez, y por otra, es muy recomendable aplicarla si nos vamos a exponer al sol, por sus efectos suavizantes.

De hecho, muchas cremas "after sun" cuentan entre sus principios activos con aloe vera.

Cómo hacer crema de aloe vera en casa

Tanto para las cremas faciales de aloe vera como para las cremas hidratantes corporales a base de aloe vera, existen una serie de fórmulas distintas, dependiendo de si se trata de una piel seca, mixta, grasa, o con acné. En cualquier caso, la formulación más sencilla para crema facial o hidratante es válida para todo tipo de pieles por su efecto anti envejecimiento. 

Veamos cómo hacer una crema de aloe vera en casa, paso a paso, y de forma muy sencilla. Necesitaremos gel de aloe vera (si tenemos una planta en casa, se puede extraer directamente cortando la parte exterior con un cuchillo fino y sacando la pulpa) aloe líquido (se pude comprar en herbolarios o en tiendas online), aceite de almendras, algún aceite esencial (del aroma que te guste), y los utensilios necesarios: cuchara de madera y tarro de cristal o un frasco de vidrio.

  • Herviremos un poco de agua, y agregamos el gel de aloe vera que hemos extraído de la hoja. Mezclar bien con una cuchara de madera hasta que la masa quede homogénea y uniforme.
  • Una vez que tenemos la masa uniforme, añadimos unas gotitas de aloe líquido y volvemos a remover para que se mezclen bien los ingredientes.
  • A continuación, y una vez que la mezcla anterior esté fría, añadimos el aceite de almendras y el aceite esenciales y removemos bien la mezcla.
  • Con la ayuda de una cuchara de madera, introduciremos la crema en un tarro de cristal previamente esterilizado.
  • Cerramos bien el tarro y lo mantenemos en un lugar fresco y seco, para que la crema no pierda sus propiedades.

Preparar una crema facial de aloe vera o una crema hidratante para el cuerpo es muy sencillo en cualquier fórmula que utilicemos, y no necesitamos ingredientes muy especiales ni muy caros para obtener los mejores resultados, sin aditivos ni productos químicos. La planta de aloe vera es sencilla de mantener en casa, no necesita demasiados cuidados porque se adapta perfectamente al clima mediterráneo, y tiene muchas propiedades que la hacen única para el cuidado de nuestra piel.

Además, también es una planta curativa, por su alto poder cicatrizante, y puede servir para aliviar quemaduras o para protegerse de exposiciones prolongadas al sol.