Imprescindibles de la gastronomía española, los churros son el dulce favorito de desayunos y meriendas tanto para los niños como para los adultos. No hay nada mejor que unos churros con chocolate caliente en una mañana de frío y lluvia, pero también podemos disfrutar de ellos en cualquier época del año. Lo peor es cuando nos detectan una intolerancia al gluten, pues esos pequeños disfrutes deben ser suprimidos de la dieta. O también puedes modificar la receta y elaborar unos deliciosos churros sin gluten para celíacos.

Es cierto que, en la receta tradicional, los churros caseros se elaboran con harina de trigo, pero hoy día hay muchas alternativas a esta harina prohibida para los intolerantes al gluten. Acompáñanos y descubre cómo volver a disfrutar de este dulce.

Receta de churros sin gluten para celíacos

Ingredientes:

  • 200 g de harina de arroz o maíz
  • 200 ml de agua
  • 1 cucharada de azúcar
  • 60 g de mantequilla
  • Una pizca de sal
  • 1 cucharadita de levadura sin gluten
  • Aceite para freír

Elaboración de churros sin gluten:

  1. Antes de comenzar la preparación de los churros caseros sin gluten, es importante especificar que puedes emplear harina de arroz o de maíz, es decir, Maizena. Puedes elegir la que más te guste o con la que más familiarizado estés tanto por el sabor como por la comodidad para preparar la masa. En cualquier caso, si lo deseas, puedes mezclar ambas y añadir 100 g de cada tipo.

  2. Cuando tengas la harina preparada, pon el agua a calentar a fuego medio con la mantequilla. Y recuerda para tus recetas posteriores que la mantequilla es un alimento sin gluten, de modo que puedes utilizarla siempre que quieras para aportar ese toque tan característico y delicioso. Agrega también una pizca de sal y mezcla bien.

  3. Siguiendo con la receta de churros sin gluten para celíacos, y mientras se calienta el agua con la mantequilla, mezcla en otro recipiente distinto la harina con la levadura y el azúcar. Si prefieres añadir la azúcar al final de la elaboración, puedes prescindir de ella en este paso, de lo contrario podrían quedar demasiado dulces.

  4. Una vez tengamos el agua hirviendo, retira el cazo del fuego antes de añadir la mezcla anterior de harina, levadura y azúcar (si optas por echarle). Mueve de forma enérgica con una cuchara de madera o espátula para conseguir que todos los ingredientes queden bien integrados. En este punto, debes tener en cuenta que las harinas sin gluten son más costosas de trabajar, así que no te preocupes si te lleve unos minutos mezclar los ingredientes de manera homogénea.

  5. Si quieres que los churros adquieran la consistencia perfecta, debes dejar que la masa repose durante unos minutos. Mientras, coge una sartén grande y añade abundante aceite para freír, que puede ser tanto de oliva como de girasol. Debes llenar la sartén con unos cinco centímetros de altura más o menos y ponerla a fuego medio.

  6. Con el aceite bien caliente, coloca la masa de churros sin gluten dentro de una manga pastelera y dale forma a tus churros caseros según los vas echando a la sartén. Para ello, puedes usar una boquilla con forma de estrella para conseguir la forma tradicional de los churros. En caso de que no tengas manga pastelera, puedes cortar un pico de una bolsa de plástico para usarla sustituyendo a la manga. Si lo consideras necesario, baja un poco el fuego y fríe los churros hasta que estén dorados por ambos lados.

  7. Puedes colocar un recipiente con papel absorbente para colocar los churros y eliminar el exceso de aceite. Por último, añade si lo deseas azúcar por encima para decorar cuando todavía estén calientes.

Como has podido comprobar, la preparación de churros sin gluten para celíacos es muy similar a la tradicional, y el sabor será muy parecido. No te pierdas la siguiente receta, también es apta para intolerantes al gluten.

Churros sin gluten con trigo sarraceno

Para elaborar esta receta, hemos optado por utilizar harina de trigo sarraceno, ya que es una fuente de fibra y proteínas vegetales. Además, este alimento supone una gran fuente de compuestos polifenólicos.

Pero antes de comenzar, debes saber que tendrás que combinar esta harina con un poco de Maizena para que la masa de tus churros caseros no quede demasiado dura. Y ahora sí, aquí tienes otra deliciosa receta de churros sin gluten para celíacos.

Ingredientes:

  • 120 g de harina de trigo sarraceno
  • 60 g taza de Maizena
  • 250 ml de agua
  • 1/2 cucharada de extracto de vainilla
  • 1 cucharada de sal
  • 2 cucharadas de azúcar moreno
  • 75 g de chocolate puro
  • 125 ml de aceite de oliva

Preparación:

  1. En primer lugar, mezcla todos los ingredientes secos en un bol grande.

  2. Después, coloca el agua a hervir en una olla y, cuando alcance el punto de ebullición, retira del fuego y deja que se entibie.

  3. Vierte el agua tibia en el bol de los ingredientes secos hasta obtener una masa bastante espesa.

  4. A continuación, añade el chocolate junto con el extracto de vainilla y amasa muy bien. Debes tener presente que la consistencia de esta masa quedará algo más firme que la de la receta anterior, pero esto contribuirá a que puedas hacer tú mismo la forma de los churros.

  5. Procede pues a darle la forma, el grosor y el largo deseado a tus churros caseros, aunque también puedes emplear una manga pastelera.

  6. Es el momento de calentar el aceite de oliva en una sartén grande a fuego medio. Cuando esté bien caliente, introduce los churros y fríe hasta que se doren por ambos lados.

  7. Por último, deja que escurran sobre papel absorbente de cocina y espolvorea con azúcar si lo deseas. ¡Listo!, a disfrutar de unos exquisitos churros sin gluten pero con el mismo sabor que los tradicionales. ¡Qué aproveche!

También te puede interesar...