El orzuelo es una infección bacteriana en el ojo

El orzuelo es una infección bacteriana en el ojo

¿Cómo hacer... ?

Cómo curar un orzuelo de forma rápida y definitiva

Qué es un orzuelo, cómo curar un orzuelo, cómo quitar un orzuelo definitivamente... Contestamos a todas las preguntas sobre este molesto granito en el ojo.

20 diciembre, 2019 17:14

Un orzuelo es un bulto rojo, que tiene el aspecto de un grano, y que se forma en el borde exterior del párpado. Suelen ser especialmente molestos y dolorosos, por la infección de las bacterias, que se produce una de las pequeñísimas glándulas sebáceas que tenemos alrededor de las pestañas se bloquea, bien por la suciedad o por la acumulación de piel muerta. Un orzuelo se puede curar, con tratamientos médicos o farmacológicos.

En otro post ya vimos cómo curar la conjuntivitis, ahora vamos a centrarnos en cómo curar un orzuelo.

Por qué salen los orzuelos

Estos orzuelos o granitos en el ojo son muy evidentes, se pueden ver a simple vista, aunque los síntomas más habituales son el dolor agudo y la hinchazón del lacrimal, el color rojizo, la picazón y la incomodidad, el incremento de las lágrimas, y también se puede producir una costra alrededor del párpado.

Las causas de la aparición de los orzuelos suelen ser la infección de esta parte de la piel del ojo, bien porque se ha acumulado suciedad y se generan bacterias, o porque hay un exceso de piel muerta alrededor del lacrimal.

Los orzuelos, en general, son inofensivos, y suelen curarse solos en alrededor de una semana, aunque resulten molestos. Sin embargo, y debido al dolor que muchos provocan, lo mejor es aplicar una serie de técnicas, para poder acelerar su curación. Además es muy probable que ante el mínimo contacto, otra persona desarrolle un orzuelo u otra infección.

Cómo quitar un orzuelo: tratamiento

Los tratamientos para el orzuelo que mejor funcionan suelen ser los más tradicionales: compresas tibias y limpieza cuidadosa de los párpados y los lacrimales con jabón neutro, aunque hay algunas más.

Hay una serie de remedios caseros que funcionan bien, ayudan a atenuar el dolor y también a bajar la hinchazón y las molestias asociadas al orzuelo:

  • Usar una compresa tibia: suele ser la forma más eficaz de tratar un orzuelo. El calor de la compresa ayudará a que la pus de la infección y todas las bacterias vaya saliendo y el orzuelo drene de forma natural. Mojamos un paño con agua que no esté excesivamente caliente, escurrimos bien y lo colocamos en el ojo, dejando reposar unos 10 ó 15 minutos. No hay que presionar ni intentar reventar el orzuelo porque si explota y sale la pus de forma descontrolada, se puede expandir la infección. Se puede realizar esta operación unas 3 ó 4 veces al día.
  • Limpiar el ojo con jabón suave: podemos escoger un jabón o un champú de bebé, y lo mezclamos con agua tibia. Limpiamos suavemente los párpados con un paño limpio o con un disco de algodón. Podemos realizar esta operación hasta que el orzuelo se haya curado. Hay que tener en cuenta que esta limpieza es también preventiva, y ayudará a que no vuelvan a salir orzuelos.
  • El té caliente o la manzanilla son también métodos muy apropiados para el tratamiento de un orzuelo: hervimos agua y la echamos en una taza. Después, echamos una bolsita de manzanilla o de té (el té negro es el más adecuado porque también ayuda a reducir la hinchazón y tiene propiedades antibacterianas). Dejamos reposar el agua un rato, esperamos a que se enfríe y el agua esté tibia, escurrimos la bolsita y la colocamos sobre el ojo, dejándola durante unos 5 ó 10 minutos.

Qué no hacer cuando te sale un orzuelo

Lo más posible es que el orzuelo nos produzca un dolor agudo. Tomar Ibuprofeno es bueno para aliviar el dolor, además este medicamento tiene también propiedades antiinflamatorias. Aunque no sería necesario visitar un médico salvo si el dolor es muy agudo, si lo hacemos, lo más posible es que nos recete antibióticos locales para aplicar en el ojo. Puede que sea una pomada o unas gotas, que debemos aplicar con un disco de algodón y con mucho cuidado y delicadeza. Ayudará a atenuar el dolor y a desinfectar esta zona del ojo.

Si tenemos un orzuelo no debemos utilizar maquillaje en los ojos durante esos días porque además de que será muy molesto, puede retrasar el proceso de curación del orzuelo, y lo más importante, podemos transmitir bacterias a nuestro maquillaje y a nuestros pinceles, propagando así la infección. Lo más recomendable es limpiar bien los pinceles que utilizamos regularmente, con agua tibia y jabón neutro.

En estos días tampoco deberíamos utilizar lentes, y lo mejor es sustituirlas por unas gafas. También debemos lavar nuestras lentillas con agua tibia y jabón neutro para evitar que nos volvamos a infectar. Nunca debemos reventar el orzuelo porque puede ser peor para su curación. Si apretamos el orzuelo saldrá pus y puede expandir la infección a otras partes del ojo, y que nos vuelva a salir otro orzuelo.

Lo más recomendable siempre es utilizar compresas o bolsas de infusiones, lavar la zona diariamente para acelerar la curación del orzuelo, y dejar que se vaya secando solo.