Sociedad Franganillo recordó que este servicio es “fundamental” en un momento en el que debe empezar a aplicarse la nueva legislación sobre muerte digna aprobada en el mes de marzo y para cuya implantación se destinan recursos especiales en los Presupuestos Generales del Estado (PGE).Al respecto, la coordinadora local de IU explicó que el servicio, que depende directamente del jefe de Oncología del Hospital de León, se encuentra ubicado en el hospital Monte San Isidro, aunque “siempre ha sido fruto de derivaciones” hacia los hospitales privados de La Regla y San Juan de Dios.

IU León denuncia el “intento de privatización” del servicio de paliativos del CAULE y pide dimisiones

18 julio, 2021 13:47

La coordinadora local de Izquierda Unida (IU) en la ciudad de León, Carmen Franganillo, denunció hoy el “intento de privatización” del servicio de paliativos del Complejo Asistencial Universitario de León (Caule) y exigió la dimisión del gerente del hospital, Alfonso Suárez, y del gerente del Área de Salud, Juan Luis Burón, ante esta situación. Franganillo recordó que este servicio es “fundamental” en un momento en el que debe empezar a aplicarse la nueva legislación sobre muerte digna aprobada en el mes de marzo y para cuya implantación se destinan recursos especiales en los Presupuestos Generales del Estado (PGE).

Al respecto, la coordinadora local de IU explicó que el servicio, que depende directamente del jefe de Oncología del Hospital de León, se encuentra ubicado en el hospital Monte San Isidro, aunque “siempre ha sido fruto de derivaciones” hacia los hospitales privados de La Regla y San Juan de Dios. Franganillo criticó que la falta de camas para medicina interna se use como “excusa” y subrayó que hay una planta cerrada en el hospital de León, que se suma a la previsión del cierre de otra ala el próximo martes. “El motivo real es la falta de inversión en el servicio público y de personal en estos momentos de aumento de ingresos por la quinta ola de la pandemia”, recalcó.

En ese sentido, lamentó que la “falta de previsión” de la Junta obligue a bloquear los nuevos ingresos en la unidad, algo que calificó de “muy grave”, y reclamó a las instituciones leonesas que se impliquen en la defensa de este servicio, pidiendo un aumento del personal y el fin de las derivaciones hacia la privada. Además, Franganillo echó en falta inversiones en el hospital Monte San Isidro para actualizar baños, ventanas, y mejorar la calidad del servicio.

En la misma línea, la coordinadora local de IU reprochó a la consejera de Sanidad, Verónica Casado, que no renovase los contratos del personal contratado a raíz de la pandemia. “Todos los veranos existe algún problema en el Caule por el cierre de plantas, cuando, con personal suficiente, se podría utilizar este período para reducir las listas de espera, por ejemplo, y atender adecuadamente a una población que en ningún caso es menor a la población que se atiende en invierno”, concluyó.