Zamora

Más de 240 pacientes colapsaron Urgencias en Año Nuevo

5 enero, 2017 13:41

Más de 240 pacientes colapsaron el Servicio de Urgencias del Hospital Virgen de la Concha de Zamora el día de Año Nuevo. Así lo han denunciado hoy los procuradores socialistas por la provincia, Ana Sánchez y José Ignacio Martín Benito, quienes formulan a la Junta una pregunta para esclarecer el número total de pacientes que acudieron al centro hospitalario, los efectivos sanitarios que trabajaban durante esos días y el número de horas extras acumuladas por el personal.

Y es que, para los socialistas, el desbordamiento del servicio de Urgencias no se debe a un incremento de los comas etílicos, sino que es consecuencia del "caos" que sufre el sistema sanitario de Castilla y León, que ha recortado personal y recursos económicos hasta llegar a la situación actual. De hecho, aseguran que la mayoría de los pacientes que acudieron al servicio tienen dolencias respiratorias, enfermedades crónicas o dolor abdominal, y los facultativos de los centros de salud "no dan abasto" para atender al elevado número de pacientes que requieren atención durante estos días, quienes se ven obligados a acudir a Urgencias para recibir asistencia. Además, el PSOE ha denunciado que las listas de espera para las consultas especializadas y la lista de espera quirúrgica se ha disparado en el último trimestre, llegando incluso a incrementarse en algunos servicios un 1.166%.

A los problemas de la capital, se unen el cierre de una planta en el Hospital de Benavente, la falta de 4 médicos en Sanabria y, recientemente, la falta de pediatra en Toro. Los padres están recibiendo una carta durante estos días en la que se les comunica el aplazamiento de las citas previstas para el mes de enero hasta febrero, al no tener sustituto para el profesional.

Ana Sánchez y José Ignacio Martin Benito han pedido, una vez más, la dimisión del consejero de Sanidad, Antonio María Sáez Aguado, a quien han invitado a desplazarse durante dos meses a vivir a Zamora, para que compruebe en sus propias carnes la situación de la sanidad, tanto en el medio urbano como rural, y han invitado al delegado territorial, Alberto Castro, a que encabece la reivindicación de una sanidad de calidad para los ciudadanos y a mire "por los intereses de los zamoranos y no tanto los del consejero".