Salamanca

Salamanca, por la pobreza cero: "Que nadie se quede atrás"

15 octubre, 2018 15:37

La Asociación Salmantina de ONGD ha organizado varios actos para conmemorar el Día Internacional por la Erradicación de la Pobreza, que tendrá lugar el próximo miércoles 17 de octubre bajo el lema 'Que nadie se quede atrás'.

En primer lugar, Marco Gordillo, responsable de proyectos de Manos Unidas y miembro de la Junta directiva de la Coordinadora estatal de ONGd, ofrecerá el mismo día 17 una charla sobre los objetivos de desarrollo sostenible en el Centro de Estudios Brasileños a partir de la las 19 horas.

El viernes, 19 de octubre, la compañía Los Kikolas representará la obra de teatro 'Calor' en una gran carpa instalada en la plaza de la Concordia. La entrada a la función, que comenzará a las 19 horas, será gratuita hasta completar aforo.

Y, finalmente, el sábado 20 de octubre, a las 18 horas, se desarrollará una concentración en el parque de La Alamedilla, seguida de una marcha hasta la Plaza Mayor, donde la profesora de la Universidad de Salamanca, Victoria Muriel, dará lectura al manifiesto de la jornada.

Pobreza Cero está conformada por una red de plataformas autonómicas y locales. Todos los años se movilizan para participar en las actividades que se llevan a cabo en torno al 17 de octubre. Todas las acciones se coordinan desde las plataformas de acción autonómica y locales de Pobreza Cero.

A nivel internacional, la campaña forma parte de la llamada mundial contra la pobreza, o GCAP por sus siglas en inglés. GCAP es una amplia coalición internacional en la que participan millones de personas en más de cien países. Pobreza Cero promueve en España los esfuerzos de esta coalición internacional.

Está formada por coaliciones ya existentes, ONG nacionales e internacionales, grupos comunitarios, sindicatos, personas individuales, familias, grupos religiosos, activistas, etc. “Acabar con la pobreza es una decisión política y el cumplimiento de los ODM representa un primer paso encaminado en ese sentido. Existen medios suficientes, tecnologías, desarrollo y capacidad para cumplirlos”, aseguran.

Asimismo, sostienen que “un modelo de desarrollo basado exclusivamente en el crecimiento económico y que no tome en cuenta el aumento de las desigualdades, los derechos básicos de todas las personas, los límites de nuestros recursos y la insostenibilidad de nuestros patrones de producción y consumo, no conseguirá responder de manera justa y eficaz a las aspiraciones de bienestar de los españoles y de todos los ciudadanos del mundo”.

Por ello, “para luchar efectivamente contra la pobreza, necesitamos crear un mundo justo y sostenible, en el que todos los seres humanos puedan realizar sus derechos, y disfrutar de una vida libre de violencia y de pobreza. La solidaridad y la justicia desde una perspectiva global son parte de la solución a la crisis. Por tanto, el respeto y la promoción de los Derechos Humanos, Económicos, Sociales, Culturales y Ambientales, es una obligación ineludible de nuestros gobernantes y un derecho de todos los ciudadanos”.