Salamanca

Antonio Colinas y Mónica Velasco presentan su poemario ‘Trazos’

6 mayo, 2018 07:47

Antonio Colinas y Mónica Velasco han presentado en la Feria del Libro de Salamanca el poemario ‘Trazos’. Se trata de una colección de 44 poemas en torno a la figura del pintor Anglada-Camarasa. Un proyecto que surgió a raíz del encuentro de los dos poetas en las Conversaciones Literarias de Formentor en el año 2015. El entusiasmo por la obra pictórica del catalán, y el vínculo de los dos autores en torno al paisaje mallorquín, dan como resultado este libro joya publicado por la Editorial Amarante.

La luz mediterránea invade este poemario, como señala en el prólogo Silvia Pizarro, nieta de Anglada-Camarasa. “Sus autores la llevan prendida en la piel, tanto como el pintor, que procedente de París se dejó impregnar por ella. Antonio Colinas desde su larga estancia en Ibiza y Mónica Velasco por su residencia en Mallorca, frente al mismo paisaje de la bahía de Pollença, ¿casualidad?, que sedujo siempre a Anglada”.

La presentación ha tenido lugar este sábado 5 de mayo a las 13.00 horas en la Plaza Mayor de Salamanca dentro de la programación municipal de la 38ª Feria del Libro y ha sido a cargo de Carlos de Tomás, escritor y editor.

Mónica Velasco

Es poeta y profesora de Secundaria y Bachillerato de la especialidad de Lengua Castellana y Literatura en el IES. Gómez Pereira (Medina del Campo, Valladolid). Consigue la plaza como profesora funcionaria en Illes Balears en el 2011, con primer destino definitivo en IES Clara Hammerl del Puerto de Pollença (Mallorca). Licenciada en Filología Hispánica por la Universidad de Salamanca (2003). En el año 2000 viaja a París para realizar el último curso de la licenciatura en la Universidad París IV Sorbonne. Continúa sus estudios de especialización en Literatura española de los Siglos de Oro, en 2004, con el Doctorado con Mención de Calidad Sobre los dulces brazos del amado, en las Universidades de Sevilla, Huelva y Córdoba.

Comienza a escribir vinculada a la Tertulia Literaria Atril de Salamanca, en el año 1997. Participa en diversos recitales promovidos por esta tertulia, o en el grupo Papeles del martes, entre otras. Ve publicados sus poemas en revistas literarias como Generación Vértice de la Universidad de Salamanca, la Revista Álamo de poesía, poemarios conjuntos como "La poesía que viene", o el libro antológico "Femenino Plural", ed. EDIFSA. Participa como ponente en diversas presentaciones de poemarios y recitales poéticos.

Antonio Colinas

Es poeta, narrador, ensayista y traductor. Entre 1970 y 1974 residió en Italia, donde trabajó como Lector de Español en las Universidades de Milán y de Bérgamo. Posteriormente residió veintiún años en la isla de Ibiza y, en la actualidad, en Salamanca. El conjunto de su poesía (Obra poética completa, 2011) ha sido editado en España por Siruela y, en México, para América, por el Fondo de Cultura Económica. Sus últimos poemarios han sido "Canciones para una música silente" (Siruela) o "Lumbres" (Universidad de Salamanca).

Autor de novelas como "Un año en el sur" y "Larga carta a Francesca" y de cuentos, como "Días en Petavonium", "Huellas" o "Leyendo en las piedras". También de estudios biográficos sobre Vicente Aleixandre, Giacomo Leopardi y Rafael Alberti. Sus libros de aforismos han sido recogidos en el volumen "Tres tratados de armonía". Otros libros de ensayo son "El sentido primero de la palabra poética, Ibiza, la nave de piedra, Eivissa&Formentera, dos simbols, Pere Alemany, la música de los símbolos, Sobre la vida nueva, Del pensamiento inspirado, Un tiempo que no pasa o Nuevos ensayos en libertad".

Ha recibido, entre otros, el Premio Reina Sofía de Poesía Iberoamericana (2016), el Premio Nacional de la Crítica (1975), el Premio Nacional de Literatura (1982), el Premio de las Letras de Castilla y León (1999), y en Italia el Premio Internacional Carlo Bettochi (1999), concedido por su labor de estudioso de la cultura italiana y el Premio Nacional de Traducción (2005). Otros galardones son la Encomienda de Número al Mérito Civil, la Creu de Sant Jordi de la Generalitat Catalana y la Medalla del Consell Insular de Ibiza. Fue reconocido como “Importante de las Islas Baleares” y es Hijo Adoptivo de la Ciudad de Salamanca