Burgos

El Ayuntamiento de Burgos solicita la colaboración ciudadana en la limpieza de la vía pública ante la previsión de nieve para mañana

8 enero, 2021 14:25

El Ayuntamiento de Burgos solicita la colaboración ciudadana en la limpieza de la vía pública ante la previsión de nieve para mañana sábado, 9 de enero, al tiempo que recomendó también precaución en la movilidad. El regidor municipal, Daniel de la Rosa, publicó hoy un bando de Alcaldía con motivo del aviso naranja por nieve previsto para la jornada de mañana.



Así, el documento recoge que la Agencia Estatal de Meteorología ha establecido, para la ciudad de Burgos y durante las 24 horas del sábado, 9 de enero, un aviso naranja por riesgo importante de nevadas. Se prevé que esté nevando, con distinta intensidad, durante las 24 horas. Consecuentemente, añade, se ha activado el Plan de Emergencias Municipal de Burgos (PEMBUR) por nevadas. Además, se prevé que la temperatura máxima no supere en toda la jornada los -2ºC. Por tanto, se debe esperar que la nieve se mantenga en calzadas y aceras dificultando la movilidad.



En este sentido, indica que el Ayuntamiento de Burgos va a poner “todos los medios a su alcance” para limitar las dificultades que pueda crear este episodio climatológico excepcional. No obstante, teniendo en cuenta la magnitud prevista de la nevada así como sus posibles consecuencias, y en virtud del artículo 3 de la Ordenanza de Municipal de Limpieza del Ayuntamiento de Burgos, solicita la colaboración de la ciudadanía con objeto de que “la vía pública quede limpia de nieve en atención a mantener la seguridad de los peatones en todo momento”.



A tal efecto, precisó, “los propietarios y arrendatarios de locales y propietarios y comunidades de propietarios, así como en general quienes habiten fincas urbanas y quienes tengan a su cargo la limpieza de edificios públicos y establecimientos de toda índole deberán colaborar en la limpieza de hielo y nieve de las aceras en la longitud correspondiente a dichas edificaciones”.



Si la anchura de las aceras excede de cuatro metros, la limpieza incluirá las entradas a la propiedad en un ancho igual al de las puertas, con objeto de abrir un camino desde el portal o salida de la casa hasta la calzada. La limpieza de las aceras se realizará de modo que “no se deposite sobre los vehículos, no impida la circulación de agua por las correderas, ni el acceso y circulación de vehículos, quede libre el acceso al sumidero o tapa de registro de alcantarillado más próximo, no se deposite sobre los pasos de peatones ni rebajes de aceras y no se deposite sobre las plazas de aparcamiento destinadas a personas con movilidad reducida”.