Imagen archivo.

Imagen archivo. EFE

Actualidad

Detenido por acosar a 4 menores a través de una aplicación móvil

El detenido vigilaba a las menores y llegó a conseguir sus números de teléfono. Invitaba a las jóvenes a intercambiar archivos de contenido sexual. 

Agentes de la Guardia Civil de Alfafar (Valencia) han detenido a un hombre como supuesto autor del acoso y las amenazas que habría cometido sobre cuatro chicas menores de edad a través de una aplicación móvil, y al que se le ha intervenido también numeroso material relacionado con pornografía infantil.

Según informa la Guardia Civil, la Operación Karioli ha permitido detener a este hombre de 25 años y nacionalidad australiana que habría acosado a las menores en Valencia, Alicante y Cáceres.

El pasado mes de agosto, la Guardia Civil de Valencia recibió denuncias de acoso sobre menores de edad mediante el procedimiento conocido como "stalking" o síndrome del acoso apremiante.

Las familias denunciantes aseguraban que un hombre desconocido había vigilado y captado a las menores en la red, llegando a obtener los números de teléfono de éstas a través de sus perfiles en redes sociales, contactando finalmente con ellas a través de una aplicación móvil.

La operación puesta en marcha por el equipo de Policía Judicial de Alfafar intentó entonces localizar, identificar y detener al autor o autores de estos delitos, lo que finalmente se logró en Xàbia (Alicante).

El detenido se identificaba como un varón joven que invitaba a las menores a mantener un intercambio de archivos de contenido sexual, incitándolas a mantener relaciones sexuales con él.

Les remitía incluso archivos con contenido pedófilo (pornografía infantil) en las que se identificaba como un chico que habitualmente mantiene relaciones sexuales con menores, todo ello con la intención de ganarse su confianza.

Ante la negativa de las víctimas al intercambio de archivos o entrevistarse con el autor, el acosador las perseguía de forma obsesiva, presionando y amenazando a las menores.

En algunos casos, los padres o tutores contactaron con el acosador con la intención de obtener información sobre el mismo, reconociendo el acosador su obsesión por sus hijas, amenazándoles con agredirlas sexualmente y remitiendo archivos con contenido pedófilo como muestra de su intencionalidad.

Tras el registro domiciliario se intervino material informático que empleaba para la comisión de los hechos y que albergaba los archivos pedófilos que remitía, según la Guardia Civil.

El detenido pasó a disposición de los juzgado de Dénia (Alicante), aunque el instructor de la investigación policial pertenece a los juzgados de Catarroja (Valencia), y el material intervenido está siendo analizado "minuciosamente" para determinar el alcance de los delitos.