EN PRIMERA PERSONA

José Luis Garci: "Estos de Podemos no saben lo que fue acabar con el franquismo"

Tras abandonar el cine, dirige teatro en homenaje a 'Arte Nuevo', de Alfonso Sastre y Madardo Fraile, el grupo más crítico de la posguerra.

"Todos estos de Podemos no tienen ni idea de lo que fue la Transición"

"Todos estos de Podemos no tienen ni idea de lo que fue la Transición"

  1. José Luis Garci
  2. Cine español
  3. Directores de cine
  4. Teatro
  5. Memoria Histórica
  6. Política
  7. Podemos
  8. Entrevistas

José Luis Garci (Madrid, 1944). El primer director de cine español oscarizado, por 'Volver a empezar', homenajea al grupo de teatro Arte Nuevo, el primero en surgir tras la Guerra Civil con una conciencia social y crítica. Dirige en el Teatro Español 'Cargamento de sueños', de Alfonso Sastre, y 'El hermano', de Medardo Fraile. En primera persona, se reafirma en que no volverá a dirigir películas.

Yo tuve la suerte de ir a un colegio donde la directora tenía una gran afición al teatro. A los que estábamos en quinto y sexto de bachillerato nos llevaban una o dos veces al mes al teatro, a ver desde Patata, de Marcel Achard, hasta el Tenorio, de Zorrilla, esa obra maestra. 

Cuando empecé el “preu”, en el Instituto Cervantes, cayó en mis manos el primer tomo de Arte nuevo, que recogía obras en un acto de Medardo Fraile, Carlos José Costas, Alfonso Paso, Alfonso Sastre, José María de Quinto, José María Palacio y Pepe Franco. Aquello fue otra cosa que el teatro comercial del momento. Montar ahora Cargamento de sueños, de Sastre, y El hermano, de Medardo, el gran cuentista, ha sido para mí algo como muy mío. 

Cargamento de sueños y El hermano no tienen nada que ver. Cargamento está escrita antes que Esperando a Godot y El hermano antes que Historia de una escalera. Alfonso y Medardo fueron unos tipos adelantados a su tiempo y entendían perfectamente el teatro del absurdo o del realismo, que en esa época nacería.

Yo tuve la suerte de que mi padre, que pintaba, lo mismo me llevaba a ver a Galiana, al boxeo, o me explicaba con un libro por qué Las Meninas tenía una “luz convaleciente”. ¡Que es la luz de España! Eso lo digo yo.

Yo no entiendo que una cátedra de Memoria Histórica diga que hay que quitar una plaza a Dalí. La historia es la historia

Yo empecé dirigiendo teatro: Escuadra hacia la muerte, de Sastre; Nocturno, de Suárez de Deza, o El diario de Ana Frank. Luego, ya lo dejé porque comencé a escribir guiones para cine. Hacer teatro ahora es como un flashback.

En 2013, en el barrio Prosperidad, se rebautizaron calles con nombres de cuentos de Medardo Fraile. Muy diferente a esto de ahora. Yo no entiendo muy bien que una cátedra de Memoria Histórica diga que hay que quitar una plaza a Dalí. La historia es la historia, y no se puede borrar. Todo esto es un problema de falta de cultura. 

José Luis Garci.

José Luis Garci.

Yo debuté como director de cine con mi trilogía de la Transición, tras la muerte de Franco, como Arte Nuevo debutó tras la Guerra Civil. Ruedo Asignatura pendiente en el 76, Franco muere el 20-N del 75. Intento hacer una unión de lo que a mí me gustaba, que era el cine de Hollywood, tomando de modelo Casablanca, con un “documental” de lo que pasaba. 

En Casablanca, una pareja que había tenido relaciones se vuelve a encontrar en medio de una guerra. Y en Asignatura pendiente eran unos chicos que se habían conocido en el pasado, Franco va morir, y se encuentran. Ése era el esquema, que nadie vio. Y seguimos con Solos en la madrugada, un homenaje a la radio. Y Las verdes praderas, que es otro tipo de sociedad, que piensa en cómo tener un chalecito.

Estos de Podemos no tienen ni idea de lo que fue la Transición, lo que fue poner esto en pie con gente de distintas ideologías

Yo tengo la sensación de que aquellos que fueron los responsables de lo que hoy se llama Transición, gente con las manos manchadas de sangre, cómo Carrillo, con Paracuellos, y Fraga, que firmó varias sentencias de muerte, se sentían muy españoles. 

La Constitución de la Transición necesita reformas. Pero todos estos de Podemos no tienen ni idea de lo que fue la Transición, lo que fue poner esto en pie con gente de distintas ideologías. No saben lo que fue acabar la dictadura. Hoy no se sabe lo que fue acabar con el franquismo. En aquella España de Franco, yo trabajé diez años en el Banco Ibérico de los Fierro. Tiovivo, c. 1950 fue una evocación. Era un banco muy humano. Estaba en el 18 de la entonces Avenida de José Antonio. Yo iba al cine todos los días en la hoy Gran Vía, donde había 14 cines. Acababa una película, tomaba un sándwich, e ibas a ver otra. Empecé Derecho pero aposté por el cine, dedicándome al final a escribir y dirigir películas. Aunque fui actor en Viva la clase media, interpretando a un comunista.

No he tenido nunca móvil, ni ordenador, ni creo que los vaya a tener. Sigo con mi olivetti que me la acaban de revisar

Yo lo que he tratado de hacer ahora en Cargamento de sueños y El hermano con los actores es que el director no se note. A los actores les he dicho: “Tenéis que formar parte de la atmósfera, de esa luz de pobres”. Yo siempre he entendido el teatro como del autor y de los actores. Y en el cine es igual, lo decía John Ford. Tú tienes un buen libro, que dicen ellos, y buenos actores, y si no te sales de ahí la película está bien siempre.

Fue hace 33 años mi Oscar con Volver a empezar, que conservo sobre los cuatro guiones de las nominaciones de Hollywood. Ahí los tengo, encuadernados. Y tengo un Goya, por Asignatura aprobada,y once nominaciones. Y no, no soy de la Academia. Eso queda muy atrás. Me han llamado, y no he vuelto. No se ha rectificado aquello de que un compañero se hizo pasar por mí… Han pasado tantos años, que lo mejor es dejarlo.

Ahora sigo viendo mucho cine, pero en casa. Antes era un cinéfilo trashumante. Ahora soy un “videófilo” sedentario. Pero no he tenido nunca móvil, ni ordenador, ni creo que los vaya a tener. Sigo con mi olivetti, que me la acaban de revisar. Soy “pre-google”, pero el día que yo tenga una “tablilla”, hablando con propiedad, que no digo que no la vaya a tener, ya me retiro del todo, porque estaría todo el tiempo viendo boxeo, fútbol… Eso para mí es un peligro.

¿La acusación de fraude con los datos de taquilla de Holmes para la subvenciones? A mí no me ha llamado nadie

Tampoco he digitalizado ninguna película, incluida Holmes & Watson. Madrid Days. Hice Londres con las calles de los pueblos de Madrid. Y cuando terminé esa película, paseando por la Tercera Avenida, me dije: “Oye, esto se ha acabado. Has hecho lo que querías, ahora dedícate a escribir, escuchar música, lee, pasea, ve amaneceres y disfruta”.

¿Mal sabor de boca por la acusación de fraude con los datos de taquilla de Holmes para la subvenciones? A mí no me ha llamado nadie, ni de la Dirección General de Cine, ni de Cultura. Y no he pasado por un juzgado, ni me han pedido devolver ningún dinero. En el Ministerio no me han dicho: “Oye, esto está mal”. ¡Pues anda que no miran! Esto es que te meten en un rollo, como me han metido a mí siempre. 

Ahora, que si me han dado en Telemadrid 2.500 millones de pesetas. A mí, no. Para una película que se llamó Sangre de mayo, que no me la propuso Esperanza Aguirre, que fue una idea mía. Se la propuse y le pareció muy bien. Lo cuentan como si Esperanza Aguirre le hubiera dado al hijo de su portera la oportunidad de hacer esta película. No, a uno que acababa de hacer El abuelo, de Galdós; a uno que había ganado un Oscar y había estado cuatro veces nominado, y a uno que reunía condiciones para hablar del levantamiento del 2 de mayo. ¡Y parece que me han dado a mí el dinero! 

Yo no soy un director de teatro, soy un aficionado al teatro. Como no soy un director de cine, soy un aficionado al cine

En fin, he hecho lo que quería, he hecho cine, tengo todo, estoy bien. Y hay otro mundo que me atrae tanto como en su momento me atraía éste. Yo esto lo dije antes de que Juan Carlos se fuera a un lado y dejara a su hijo. Yo me dije, bueno, hay otro mundo. Y ese mundo también está lleno de cosas buenas para mí.

En ese mundo están mis hijas Eva y Norma, y sus hijos, mis nietos, dos de una y cuatro de la otra. Y el amor, un cambio de vida. Tengo a Andrea Tenuta, actriz y cantante. Me hizo el favor de trabajar conmigo en Luz de domingo y en Tiovivoc. 1950. Ella es muy buena actriz y cantante.

Creo que no voy a volver hacer teatro. Una cosa es esto de Arte Nuevo que ha salido así. Yo no soy un director de teatro, soy un aficionado al teatro. Como no soy un director de cine, aunque pueda parecer pedante, soy un aficionado al cine. He visto más de 25.000 películas y dirigido 18. Soy un aficionado al cine que ha tenido la suerte de hacer 18 películas en 40 años, pero lo que predomina en mí es la afición al teatro. 

José Luis Garci en el teatro.

José Luis Garci en el teatro.