LA NUEVA LEGISLATURA

PNV abre la puerta al diálogo con el PP aunque "en estos momentos estamos en el no"

ERC valora la llamada de Rajoy, a quien ha dado un no rotundo a su investidura porque solo apoyarán un gobierno que acepte un referéndum catalán.

Mariano Rajoy, durante la reunión con  Aitor Esteban.

Mariano Rajoy, durante la reunión con Aitor Esteban. Efe

Segunda jornada de visitas en Moncloa para sondear los futuros acuerdos de gobernabilidad. A primera hora de este miércoles, Mariano Rajoy recibía al portavoz de PNV, Aitor Esteban, que le comunicó que "en estos momentos estamos en el no". Sin embargo, a pesar de que los dos líderes no han quedado en volverse a ver, el político vasco no cierra la puerta a negociar a medio plazo su posición. "Nos gustaría ver un cambio de actitud". 
Posteriormente, Rajoy atendió en su despacho a Joan Tardá y Gabriel Rufián. Los dos diputados de ERC, que apenas estuvieron media hora en el Palacio de la Moncloa, destacaron la voluntad de diálogo del presidente del Gobierno en funciones, aunque ideológicamente estén en las antípodas. "Nunca vamos a investir un gobierno que no autorice un referéndum a la escocesa en Cataluña. No hacerlo significaría no respetar la voluntad del pueblo catalán" dijeron al líder del PP, que mostró ante los dos diputados republicanos una actitud positiva a presentarse a una sesión de investidura a pesar de no contar, a priori, con los apoyos suficientes para superarla.
Rajoy puso encima de la mesa a los dos portavoces nacionalistas los asuntos más urgentes que hay que resolver, como aprobar los Presupuestos Generales del Estado y el techo de gasto. "Hemos hablado de muchos temas", confesaba el político vasco, "pero no hemos quedado en ninguna otra reunión ni en ningún grupo de trabajo. Si ellos consideran que nos tienen que volver a llamar, acudiremos". Por su parte, Tardá reconocía la voluntad del líder del PP de superar la investidura. "Quiere que haya actividad parlamentaria en agosto", matizaba, para poder debatir los Presupuestos Generales del Estado que deben estar aprobados, como muy tarde, en septiembre.

La postura del PSOE

El portavoz del PNV en el Congreso, que también ha visto a Mariano Rajoy "muy decidido" a intentar superar una sesión de investidura si el Rey se lo pide, le ha indicado al líder del PP que una reforma constitucional promovida por PP, PSOE y C´s "solucionaría muy poco si no están los nacionalistas vascos y catalanes". La agenda vasca también ha sido uno de los temas que los dos líderes han discutido. "Hemos hablado desde materia económica hasta temas sociales, pero ha sido una conversación general. No en términos de 'yo te doy esto y tú me das esto'. Hemos hablado de política en general y de las posiciones que tiene cada uno".

Mariano Rajoy ha hablado primero de sus prioridades con las que el PNV coincide "en algunas". "Lo que no sé es si vamos a llegar a acuerdos", ha asegurado. Además, Esteban aprovechó su intervención para criticar duramente la postura del PSOE tras los resultados del 26J. "Me sorprende cómo está actuando, que desde el día uno dijo que está en la oposición. Eso significa que renuncian a buscar una alternativa. El PSOE debería mirarse al espejo". Los representantes de ERC, que han adelantado que no irán a la ronda de contactos con el Rey cuando éste les convoque, han dejado en el despacho de Mariano Rajoy un pendrive con las escuchas del ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, y el jefe antifraude de Cataluña. "Nos parece inadmisible", matizó Tardá. 

Los presos de ETA, ¿una línea roja?

Por su parte, el ministro del Interior en funciones, Jorge Fernández Díaz, ha desvinculado cualquier acuerdo con el PNV de un posible acercamiento de los presos de ETA a cárceles del País Vasco. “Los terroristas tienen en en sus manos que no se les aplique la política de dispersión. Que se desvinculen de ETA, que colaboren con la justicia. Que no se le pida al gobierno una responsabilidad que no le corresponde", ha dicho.El ministro ha asegurado en los cursos de verano de la Universidad Complutense en el Escorial que ve factible llegar a acuerdos de gobierno con el partido de los nacionalistas vascos: “Descarto el acuerdo con Convergencia y no lo descarto con el PNV”.