CATALUÑA

CDC y ERC se alían para echar a un alcalde de la CUP en Barcelona

La oposición presenta una moción de censura para cesar al regidor de Monistrol de Calders.

El alcalde de la CUP de Monistrol de Calders, junto a los dos ediles del partido

El alcalde de la CUP de Monistrol de Calders, junto a los dos ediles del partido

La lucha a nivel nacional entre los partidos independentistas también empieza a percibirse a nivel local. El 'no' de la CUP a los presupuestos de Junts pel Sí (JxS) ya ha tenido su primera consecuencia en el ámbito municipal y probablemente le costará el cargo a Ramon Vancells, uno de los 32 alcaldes que la CUP tiene en el territorio.

Los cuatro ediles de CDC y MDI (grupo vinculado a ERC) se pusieron de acuerdo la semana pasada para presentar una moción de censura contra el alcalde anticapitalista de Monistrol de Calders (Barcelona, 697 habitantes). El pacto entre las formaciones establece que Sílvia Sánchez, de CDC, será la nueva alcaldesa del consistorio mientras que Enric Vilatersana, de ERC, ejercerá de teniente de alcalde.

Según han detallado ambos partidos en sendos comunicados, la falta de apoyos que tiene la CUP en el pleno, los "incumplimientos de los acuerdos" y la falta de consenso con el resto de ediles han motivado la decisión, que se hará efectiva durante la semana que viene.

El grupo municipal vinculado a ERC va más allá y ha denunciado actitudes "autoritarias y antidemocráticas" de la CUP desde que accedió a la alcaldía en 2015. Desde este partido denuncian que los vecinos tienen "dificultades" para acceder al alcalde y que la CUP no ha puesto en marcha muchos de los acuerdos que pactaron los tres partidos que tienen representación en el pleno. El comunicado de ERC presenta una serie de medidas que no se han aplicado a pesar de haberse aprobado en el Ayuntamiento y le afea a la CUP una actitud "exclusiva y de desinformación municipal".

La CUP lo vincula a los presupuestos

Ramon Vancells, el alcalde de la CUP, declaró que la moción presentada por ERC y CDC es consecuencia del 'no' de su partido a los Presupuestos de JxS. "Hay un antes y un después [del debate de los Presupuestos]. El 'no' de la CUP a abrió la veda", afirmó al diario El Punt Avui. "Se ha iniciado el juego sucio y han traspasado los problemas nacionales a nivel local, cuando no debería ser así". Este periódico intentó contactar sin éxito con Vancells durante el viernes.

La formación anticapitalista obtuvo tres ediles en las elecciones municipales de 2015 y se quedó a sólo tres votos de la mayoría absoluta en el pueblo. Los otros cuatro ediles se repartieron entre CDC y ERC, que permitieron gobernar a la formación asamblearia al ser la más votada.

Ante la situación de minoría en el pleno, la CUP anunció la semana pasada que celebraría una consulta entre los vecinos para refrendar su mandato. Esa consulta, que todavía no tenía fecha, debía emplearse como una moción de confianza a la que se sometía el alcalde para ver si los vecinos le seguían apoyando. Pocos días después, sin embargo, CDC y ERC tomaban la iniciativa y ponían en marcha una moción de censura que debía solventarse en el plazo de 10 días.

La CUP, sin embargo, no se da por vencida y estudia la posibilidad de avanzar esa consulta y celebrarla la semana que viene, probablemente el mismo día en que se vote la moción de censura en el Ayuntamiento.