Murcia

La exhibición que realizó la Patrulla Águila el 24 de julio de 2016 en Santiago de la Ribera fue la más romántica en la historia de las fiestas patronales: ese día los C-101 sorprendieron al público asistente dibujando en el cielo un corazón enorme que fue atravesado por el caza que pilotaba el comandante Francisco Marín Núñez, Paco,  fallecido este lunes tras estrellarse con su avión en La Manga. Esa maniobra no estaba dentro del guión y fue el preludio de la petición de mano que posteriormente realizó el comandante a su novia Nerea: una bellísima modelo.

Noticias relacionadas

Aquel domingo era una jornada muy especial porque se recuperó la exhibición con la que la Academia General del Aire (AGA) aportaba su granito de arena a la programación de las fiestas de esta pedanía de San Javier. “Era habitual con motivo del día del patrón, Santiago Apóstol, que la Patrulla Águila realizase acrobacias”, explican a EL ESPAÑOL fuentes del Ayuntamiento sanjaviereño. Cientos de vecinos y turistas se agolparon en esta zona del litoral murciano para disfrutar de las espectaculares maniobras que protagonizaron durante media hora los siete aviones C-101 que integran el equipo acrobático: capaces de volar en formación ‘Póquer’ (forma hexagonal), ‘Delta’ (triangular), ‘Ascua’ (forma de pica) o hacer un looping imposible.

Todo el mundo esperaba con expectación la tradicional recreación de la bandera de España con sus estelas rojigualdas, pero una de las mayores ovaciones de la jornada fue la maniobra que realizó el comandante Francisco Marín Núñez, por aquel entonces el Solo de la Patrulla Águila, y que fue el encargado de convertir su caza en una flecha que atravesó a 550 kilómetros por hora un corazón dibujado por sus compañeros a cientos de metros de altura.

El público rompió a aplaudir sin saber cuál era el verdadero significado de ese ejercicio. Los motivos por los que la Patrulla Águila realizó esa inusual maniobra trascendieron cuando los miembros del equipo acrobático tomaron tierra y se desplazaron al Club Náutico de La Ribera. “Las autoridades, el alcalde de San Javier y el coronel de la AGA, siempre realizan en el club una recepción a la Patrulla Águila tras su exhibición”, detallan las mismas fuentes municipales. Durante esa breve recepción en la que el público también aprovecha para acercarse a los pilotos para hacerse fotos con ellos y pedirles un autógrafo, el comandante Francisco sorprendió a los allí presentes hincando la rodilla en el suelo y declarando su amor a Nerea para pedirle matrimonio. De esta forma daba un pasito más la historia de amor entre el piloto y la modelo que desde hacía un tiempo ya convivían juntos.

Francisco sorprendió a los allí presentes declarando su amor a Nerea E.E.

“Había algunos familiares de la pareja que estaban avisados de la petición que iba a realizar por sorpresa”, precisan las citadas fuentes. “Todo el mundo comenzó a aplaudir”. La escena fue tan emotiva que en la cuenta oficial de Facebook del Ayuntamiento de San Javier se colgaron imágenes de la petición de mano y se aclaró el motivo del corazón que habían dibujado los cazas esa mañana sobre el litoral murciano: “La flecha con la que el Solo de la Patrulla Águila, el comandante Francisco Marín, atravesó el corazón que habían dibujado en el cielo el resto de pilotos, durante la exhibición que realizaron hoy en Santiago de la Ribera, tenía una destinataria muy concreta. Se trataba de su novia a la que una vez terminada la exhibición sorprendió entregándole, de rodillas, un anillo de compromiso. Sus compañeros sirvieron de anzuelo para preparar una sorpresa que puso la nota romántica a la mañana. La novia, que no pudo reprimir las lágrimas le contestó con un beso aplaudido por familiares y público que felicitaron a la pareja”.

"Una pareja muy buena"

Las fotos divulgadas por el Ayuntamiento de San Javier generaron numerosos comentarios sobre la espectacular y cinematográfica petición de matrimonio: “Momento inolvidable. ¡¡¡Vivan los novios!!!”, “¡‘Primica’ que bonito, mi enhorabuena a los dos, os deseo todo lo mejor!”… Tres años y un mes después de aquella exhibición que forma parte de la historia de las fiestas de Santiago de la Ribera por el final tan romántico que tuvo, todos los vecinos y miembros de la Academia General del Aire, con base en San Javier, lloran la trágica pérdida del experimentado piloto e instructor de vuelo.“Esto no se lo merece la Patrulla Águila, nosotros sentimos al personal de la base como gente de nuestro pueblo y esto es muy triste”, subraya un empleado del Club Náutico de La Ribera que fue testigo de la petición de mano que acabó en boda. De hecho, en la portada del perfil de Facebook de Nerea, junto a la foto del precioso bebé que tuvo con el comandante, dedica un espacio al día del enlace con una pequeña imagen en la que se les ve besándose bajo un pasillo de sables sujetados por militares uniformados de gala.

La novia, que no pudo reprimir las lágrimas le contestó con un beso E.E.

El comandante tenía 43 años y su pareja era una modelo mucho más joven que él, sin embargo, la diferencia de edad nunca fue una barrera para el amor que ambos se procesaban.

“Es una desgracia enorme eran una pareja muy buena y tenían un bebé de un año”, subraya la diseñadora Alicia Nicolás que tuvo a la mujer del comandante a sus órdenes como modelo. “Nerea siempre hablaba muy bien de él: decía que era muy atento, detallista y cariñoso”. La diseñadora resalta que la joven modelo “es un cañón de mujer interiormente y físicamente, de hecho, la primera pasarela que hizo conmigo ella estaba embarazada de su hijo”. Nerea es conocida en la Región por su trabajo porque ha posado en el programa que presenta Antonio Hidalgo, en la televisión autonómica 7RM, en grabaciones realizadas en el Balneario de Archena y en eventos como la ‘Shopping Night del Firmamento’ que organiza Laazo 80 de Murcia. “Es una gran profesional, no puedo tener ni una sola queja de ella”.

El comandante Marín es natural de Murcia y el interés por pilotar aviones le despertó durante sus años en el instituto, en el colegio marista de La Merced. Precisamente, el diputado regional del PP Jesús Cano fue al mismo centro, compartió ratos de recreo con el piloto cuando ambos cursaban Bachillerato Unificado Polivalente (BUP) y hoy se mostraba muy apenado en su perfil personal de Facebook: “‪DEP Comandante Marín Núñez, amigo Paco Marín. Ya sobrevuela el cielo un gran piloto, dibujando los colores de nuestra bandera, como a ti tanto te gustaba. Mi más sentido pésame a sus familiares, amigos, a la A.G.A. de San Javier y a la Patrulla Águila. ‪Los que te conocimos estamos tristes, pero muy orgullosos de ti. ‪Hasta siempre Paco”.

La boda entre el piloto muerto en La Manga y su mujer modelo E.E.

El parlamentario explicaba a este diario que “aunque estábamos en clases distintas en tercero de BUP, recuerdo que era un chico muy alegre y siempre tenía una sonrisa y un abrazo para todos sus amigos”. Cano es natural de Blanca y la familia materna del piloto Francisco Marín Núñez también es de la misma localidad por lo que también coincidían en algunas celebraciones: “Cuando era joven solía venir a las fiestas de agosto y a ver la Semana Santa junto a sus familiares, lo que ha pasado es una pena muy grande”. Después de aquellos años de juventud en el instituto, Cano y Marín no volvieron a verse hasta que la agenda institucional los volvió a hacer coincidir. “Cuando visité como diputado la Academia General del Aire nos volvimos a reencontrar, fue muy bonito. Después nos vimos en una entrega de despachos a la que asistió su Majestad el Rey y una vez acabado el acto protocolario siempre era muy cercano: venía a saludarte a hacerse fotos…”.

En una entrevista en la televisión autonómica 7 Región de Murcia, con motivo del treinta aniversario de la Patrulla Águila, el comandante Marín afirmaba con vehemencia que de todas las maniobras que realizaba en el C-101 había una que le gusta por encima de todas: “Dibujar la bandera nacional es lo más grande”. Por aquel entonces era el ‘Águila 5’, el ‘Solo’ del equipo acrobático cuya función es la de realizar las maniobras que ponen más al límite las características del avión. Su destreza con los cazas le valió una Cruz al Mérito Aeronáutico, la Cruz de San Hermenegildo y una Medalla OTAN, pero no le permitió esquivar la muerte este lunes frente a la costa de La Manga. El Ayuntamiento de San Javier ha avanzado que, una vez sean recuperados del mar todos los restos del cuerpo sin vida del comandante, “se decretarán una serie de medidas de luto”.