Concierto en la sala Razzmatazz de Barcelona

Concierto en la sala Razzmatazz de Barcelona Efe

Reportajes

Los Mossos identifican a varias personas por la violación de una menor en Razzmatazz

Todavía no hay ningún detenido por esta supuesta violación aunque la discoteca ha puesto todos los medios con los que cuenta para aclarar lo sucedido.

Los Mossos d'Esquadra han identificado a varias personas en relación con la supuesta agresión sexual en grupo sufrida por una menor durante la madrugada del pasado viernes en la sala Razzmatazz de Barcelona, han informado fuentes de la policía de la Generalitat.

Según fuentes próximas a la investigación, se trata de entre tres y cuatro personas que no han sido detenidas, a la espera de contrastar los hechos denunciados por la menor con las imágenes de las cámaras de seguridad registradas en el interior del local.

Las mismas fuentes han señalado que los hechos continúan en fase de investigación, y que se debe aclarar aún lo sucedido y la presunta relación de las personas identificadas con la denuncia de agresión sexual de la menor.

Investigan una agresión múltiple a una menor en sala Razzmatazz en Barcelona

Los hechos habrían sucedido en uno de los reservados privados de la sala Razzmatazz, donde la menor se encontraba con un joven al que había conocido en el local cuando entró un grupo de chicos y tres de ellos acabaron penetrándola sin su consentimiento.

Una amiga de la víctima, que alertó a los Mossos d'Esquadra de la agresión, la acompañó al Hospital Clínic de la capital catalana, donde fue atendida y permaneció hasta el sábado por la tarde.

En un comunicado publicado en Twitter, Razzmatazz afirma que ha puesto "a disposición de las autoridades todos los medios necesarios para aclarar los hechos en el momento de tener conocimiento" y añade: "Queremos respetar la privacidad de la víctima y de la investigación".

"Pero por encima de todo -añade el comunicado- condenamos rotundamente los hechos denunciados" y recuerda que la sala está adherida al protocolo contra las agresiones sexuales en espacio nocturno impulsado por el Ayuntamiento de Barcelona denominado "No Callemos".