El Español
Actualidad
|
A Coruña

Una concejala de A Coruña va al hospital por ansiedad tras la bronca de Inés Rey y Lage Tuñas

Graves sucesos en el ayuntamiento coruñés derivados de la dimisión de Villoslada. Las concejalas Esther Fontán y Eva Martínez Acón habrían recibido duros ataques verbales de la alcaldesa de A Coruña y su mano derecha
Ofrecido por:

La Concejala de Medio Ambiente y Sostenibilidad de A Coruña, Esther Fontán, acabó ayer jueves en urgencias sin poder terminar el pleno del Ayuntamiento de A Coruña, tras una crisis de ansiedad. El motivo, según han confirmado fuentes a Quincemil, han sido los sucesos ocurridos el martes en el seno del grupo municipal socialista de la ciudad, tras la dimisión del concejal de urbanismo Juan Díaz Villoslada.

Tal y como se ha conocido hoy por la mañana a través de Mundiario y ha denunciado el grupo popular, la alcaldesa Inés Rey y José Manuel Lage Tuñas protagonizaron una enorme bronca a dos concejalas socialistas. Los sucesos ocurrieron en dos tiempos, según fuentes consultadas. En una primera reunión del gobierno local la alcaldesa y su mano derecha habrían agredido verbalmente a Esther Fontán. En una segunda reunión del grupo socialista los mismos habrían cargado contra Eva Martínez Acón, que no estaba en la primera, y que no forma parte del gobierno desde noviembre de 2020, cuando fue expulsada por la alcaldesa. Diana Cabanas, concejala de empleo en A Coruña, no estuvo en ninguno de los presuntos sucesos del martes y el jueves, ya que estaba confinada por Covid.

Las consecuencias de la dimisión de Villoslada

Según fuentes consultadas por este diario, el motivo de la "bronca" a Esther Fontán habría sido que diese la razón a Villoslada acerca de los motivos expresados por el ya exconcejal a la hora de dimitir. Villoslada explicó el pasado martes que se había sentido desplazado y que no estaba de acuerdo con ciertos aspectos de la gestión municipal.  "Las diferencias en la forma de ver algunos aspectos de la gestión de la ciudad, tanto asuntos internos como externos, han ido aumentando", afirmó en la radio. El propio Villoslada también comentó a lo largo de esta misma semana que se arrepentía de cómo se había comportado en el momento en el que Eva Martínez Acón fue expulsada del gobierno local, en noviembre del año 2020, apoyando una carta de la alcaldesa en la que se le acusaba de dejación de funciones.

Presión a Eva Martínez Acón para que dimita de su acta

Precisamente Eva Martínez Acón es la otra protagonista de esta historia y la segunda de las concejalas presuntamente "abroncadas" por Inés Rey y Lage Tuñas. La ya exsecretaria general del PSOE de A Coruña perdió su puesto este pasado domingo ante la alcaldesa, y no forma parte del gobierno local desde noviembre de 2020, cuando fue expulsada por Inés Rey.

El motivo de la expulsión esgrimido por la alcaldesa en aquel momento fue la falta de ejecución del presupuesto municipal por parte de la concejala de empleo, e Inés Rey expuso esas razones en una carta a la militancia. Sin embargo, fuentes consultadas por Quincemil aseguran que el auténtico motivo de la expulsión de Martínez Acón fue su insistencia en que Inés Rey pagase sus cuotas al PSOE gallego como ocupante de un cargo público. Según esas mismas fuentes, en una tensísima reunión en noviembre de 2020 la alcaldesa le habría dado un ultimátum a Martínez Acón, exigiéndole que dejase de reclamar las cuotas o se atuviese a las consecuencias. La todavía edil se habría negado, siendo inmediatamente expulsada por la alcaldesa.

Según fuentes cercanas a los protagonistas de lo sucedido, este martes tuvo lugar el segundo acto de la confrontación entre Inés Rey y Eva Martínez Acón. Tanto la alcaldesa como Lage Tuñas habrían exigido de muy malos modos a Acón que dimitiese definitivamente de su cargo de concejal, que todavía ocupa pese a no formar parte del gobierno, a lo que Acón se habría vuelto a negar. Esto habría desencadenado una bronca similar a la que habría sufrido Esther Fontán horas antes, sin que Eva Martínez Acón se hubiese arrugado ante los envites de sus rivales dentro del partido, produciéndose una violentísima discusión entre Rey, Tuñas y Acón.

Esther Fontán no terminó el pleno del jueves

48 horas después y el día de la aprobación de los presupuestos, Esther Fontán no pudo terminar el pleno municipal, ausentándose a alrededor de las 19:00 horas para ir a urgencias de uno de los centros hospitalarios de la ciudad. La alcaldesa comentó en la reanudación del pleno que Fontán se había ausentado por "estar indispuesta", pero fuentes cercanas han confirmado a Quincemil que Fontán sufrió un ataque de ansiedad debido a la gran tensión vivida durante toda la semana.

Malestar entre la militancia socialista de la ciudad

Fuentes del PSOE local consultadas por Quincemil transmiten que existe un gran malestar entre la militancia socialista de la ciudad debido a los sucesos de esta semana, ya que esperaban que tras las elecciones a Secretaria General del pasado domingo la situación comenzase a normalizarse.

Las mismas fuentes se refieren a una parte del consistorio municipal como "un clan que quiere quedarse con todo", haciendo comparaciones con "Los juegos del hambre". También cuentan que la agrupación socialista coruñesa ha sufrido durante meses problemas económicos por las cuotas impagadas, teniendo dificultades para hacer reuniones de pago por Zoom en los peores momentos de la pandemia, o incluso para pagar la renovación del dominio web.

Actualidad