El Español
Actualidad
|
A Coruña

Tranvías asegura que en los buses de A Coruña apenas hay opciones de propagación del virus

La compañía concesionaria se apoya en estudios científicos realizados en el transporte público y reitera que cumple las medidas contra el coronavirus
Concello da Coruña
Ofrecido por:

El transporte público es uno de los lugares más seguros y con menos opciones para la propagación del coronavirus. Son varios los estudios científicos que avalan esta afirmación con la que Tranvías quiere lanzar un mensaje de tranquilidad a sus usuarios.

La compañía concesionaria de los autobuses urbanos de A Coruña asegura que cumple con todos los protocolos establecidos por el Gobierno desde que comenzó la pandemia. Este jueves, en el pleno del Concello, el BNG preguntará al gobierno local por la masificación de los buses. La Ley marca que se podrán ocupar todos los asientos de los vehículos y podrá haber dos personas de pie por metro cuadrado.

Según la empresa coruñesa, esas restricciones, que no constituyen un aforo concreto, supone un "valor referencial en torno a algo más de la mitad de la ocupación homologada", sobre 57 personas en el caso de los autobuses rígidos. "Si bien estos niveles son significativamente reducidos con respecto a la capacidad homologada del vehículo, siguen siendo ocupaciones que evidentemente pueden ser calificadas como altas por muchas personas. Incluso hemos recibido quejas en algunos viajes que están lejos de los valores de referencias, simplemente porque la opinión sobre el nivel de ocupación es subjetiva y otras veces porque los propios usuarios forman aglomeraciones, que evitan la distribución de todo el piso y que se establezca la máxima distancia posible entre la gente, a pesar de los avisos sonoros, de los conductores y de los carteles en el autobús", señalan desde Tranvías.

Sin nuevas restricciones

Pese a la reciente declaración del estado de alarma y del endurecimiento de las restricciones, no se han establecido nuevos parámetros sobre la ocupación del transporte público. La razón detrás de esta decisión estaría en la inexistencia de brotes en estos espacios, ya que su impacto en la propagación de la enfermedad es nulo, por debajo del 1 %.

"Las características de los viajes en transporte público, inferiores a los 20 minutos, con el uso generalizado de la mascarilla, en silencio o con un nivel de conversación muy bajo y una correcta ventilación, eliminan prácticamente el riesgo de propagación del virus en caso de que algún viajero pudiera ser portador", afirma Tranvías. Por lo tanto, se mantienen las mismas restricciones que había el 3 de mayo, todavía en fase 0 de la desescalada.

Tranvías incide en que está poniendo a disposición de los usuarios todo el servicio disponible para ofrecer más comodidad y seguridad. "Aplicamos el mismo protocolo a todas las líneas de la ciudad desde que esta orden se estableció, vigilando el número de personas que se suben al autobús por cada viaje. A partir de estos datos, se ha realizado una adaptación de los refuerzos, incrementando el servicio entre la nueva hora punta", apuntan. 

Estudios científicos

Estudios científicos como el realizado para la Unión Internacional del Transporte Público avalan este tipo de vehículos como lugares seguros ante el coronavirus. En este trabajo se llega a la conclusión de que los lugares cerrados, con mucha gente y en los que se entablan conversaciones son muy propensos para la expansión del virus. Sin embargo, en los transportes urbanos "normalmente no se mantienen conversaciones".

Este trabajo incide también en la necesidad de usar de manera obligatoria la mascarilla y también hace hincapié en que la mayoría de los trayectos efectuados en transporte público son de corta duración.

Actualidad