photokina 2012

photokina 2012

Tecnología

Photokina 2012: Sony quiere arrasar con el mercado de la fotografía

Noticias relacionadas

El irresistible Photokina que se celebra el próximo 18 de Septiembre está a la vuelta de la esquina, pero los impacientes, como siempre sucede en estos casos, ya han realizado una escaramuza para investigar lo que se cuece en el mercado y qué aspecto presenta. En este caso, motivo del artículo, Sony se adelanta para generar especulación y robusta presencia, junto con Fujifilm, Pentax y Olympus, que también lo han hecho respectivamente, aunque con productos de más restringido eco. Esta misma mañana se filtraba, también, la célebre Nikon D600 de la que hablaremos próximamente.

En este año 2012 la fotografía ha asentado las bases del futuro, tanto del futuro inmediato como el de largo plazo. El mundo de las DSLR parece que continuará explorando la excelente mejoría de rendimiento en sensores de última generación. Tendremos resoluciones contenidas para sensores de formato APS-C y FF con amplios rangos dinámicos y notables resultados señal-ruido. Los procesadores optimizarán la gestión de la señal recibida y la velocidad de procesamiento de la misma. Las implementaciones también irán asociadas a mayores ráfagas, eficientes sensores y cuerpos más atractivos y polivalentes.

Algunas FF singulares competirán en resolución con el formato medio, como se espera de Canon muy pronto y tal y como Nikon ostentó con la Nikon D800. Grandes resoluciones en cuerpos DSLR a precios muy apetecibles. Estos precios, en general, bajarán drásticamente en todos los formatos, y la ferocidad estallará como ya lo ha hecho en este último bloque semestral, batalla instigada por lo que acontece desde hace muchísimo tiempo: las compañías pelean desesperadamente por un espectro del mercado comercial. Al fin y al cabo, sin dinero no hay negocio.

Photokina_2012

Photokina_2012

Todo el mundo tiene que poder invertir sin grandes esfuerzos en un mercado de imparable expansión. Algo así como un derecho constitucional. La fotografía extiende sus tentáculos y abarca toda la sociedad y todo tipo de consumidor. Ahora bien, el que quiera calidad, la tendrá que pagar, como siempre ha sucedido, situación afianzada por el refrán castizo de que nadie regala duros por pesetas. No obstante, la evolución del mercado imperará en que haya opciones para todos los consumidores y, como consecuencia directa,  productos y precios bastante atrayentes gracias a la amplia competencia.

El resto del gran mercado se concentra en la nueva generación de cámaras —creo que será la última ocasión en que un servidor las llame “nueva generación”, ya que merecen un asentamiento definitivo— Mirrorless, EVIL o CSC, que, como ya se ha redicho, son cámaras con cuerpos compactos y montura de objetivos intercambiables con sensores eficientes de tamaños hasta APS-C, aunque más abajo veremos que ya no es así. Estas cámaras suponen una sorprendente miniaturización de prestaciones técnicas avanzadas en cuerpos extremadamente reducidos. Todas las compañías se han sumergido en lo que parecía aunar una desvertebración y herejía del mercado DSLR clásico y el concepto de la fotografía, siendo los resultados precisamente opuestos, atrayendo gustosamente fotógrafos aficionados y profesionales que pedían a gritos sistemas compactos de altas cualidades. Muy útil para retrato urbano, viajes, zonas donde dispositivos fotográficos deben pasar desapercibidos, fotoperiodismo y otros formatos variopintos donde se agradece lo liviano, aunque ahí cada fotógrafo decide cómo y en qué emplear el ligero sistema.

Sea como sea, este segmento ha echado raíces y ha florecido. Como en cualquier otro apartado en la vida, presenta muchos detractores, pero, en definitiva y colocando la opinión de un servidor, hay más compradores y defensores que haters, y este dato salta a la vista por la apuesta en el formato de todas las grandes firmas y las excelentes optimizaciones que lentamente —pero sin descanso— van saliendo al mercado.

Habiendo finalizado esta pequeña introducción, pasamos a comentar directamente las principales aportaciones de Sony como anticipo oficial del evento Photokina.

Sony A99V

sony a99v

sony a99v

Nueva full frame de la casa que, sin maravillar, continúa con su gama de formato completo con espejo translúcido.

Especificaciones:

  • Sensor 25.4 MP CMOS EXMOR APS HD de fotograma completo 35mm
  • Grabación de vídeo FULL HD a 50p/60p
  • Sensibilidad ISO 100-25.600
  • Sistema AF de 19 puntos

Además, la cámara podrá tomar fotografías hasta 1/8000 de velocidad de obturación electrónica. La pantalla tendrá unas dimensiones de 3 pulgadas con una resolución de 1.228.800 píxeles de resolución. Precio oficial de 2.800 euros con disponibilidad a partir de Octubre. Creo que es un precio para nada apetecible dada la reciente aparición de la Nikon D600 y la épica Canon 5D Mark II que empieza a situarse en una franja de 1800 euros. El AF se queda, a mi gusto, algo corto. A la espera de pruebas de campo y estudio con el sensor para saber a qué nos enfrentamos.

Toda la información adicional en su página oficial, aquí.

Sony NEX-6

Sony NEX-6

Sony NEX-6

Pequeña pero potente, la nueva Sony NEX-6 se declara la hermana menor de la Sony NEX-7 con las siguientes prestaciones:

  • Sensor APS-C Exmor de 16.1MP
  • Procesador BIONZ
  • Rango ISO desde 100 hasta 25,600
  • Visor XGA OLED Tru-Finder EVG de 2.369.000 pixeles de resolución.
  • Vídeo FULL HD a 60i/60p/24p
  • Precio estimado de 1.000 dólares/800 euros en Europa.

Además de lo anteriormente descrito, el Firmware oficial incorporará un sistema automatizado de HDR para programar varias tomas como con el clásico horquillado, así como un sistema Wi-Fi para la transferencia de datos inalámbrica. Poseerá un nuevo motor de enfoque automático con puntos de detección de fase y contraste. La pantalla LCD tendrá 3 pulgadas con 921.000 píxeles y será táctil. La velocidad máxima de obturación será de 1/4000. Como síntesis, la NEX-6 muestra un precio más reducido que la NEX-7 para personas menos pudientes, con unas características bastante atractivas.

Puedes encontrar toda la información del producto en la página oficial, aquí.

Sony RX1

Sony-RX1

Sony-RX1

Especificaciones:

  • Sensor de formato completo (Full Frame) con 24.3 MP. El mismo que posee la A99.
  • Focal Fija no intercambiable Carl Zeiss 35mm f2
  • Sensibilidad ISO 100-25.600
  • Ráfaga de 5 fps y 2.5 fps con AF
  • Vídeo FULL HD a 50p/60p

Incorporando una pantalla de 3 pulgadas y 1.300.00 megapíxeles de resolución, esta cámara no dispone de visor electrónico integrado. En caso de quererlo, se tendría que comprar por separado como accesorio, al igual que la unidad de flash. En cualquier caso, el objetivo fijo de Zeiss dispone de dos anillos clásicos: uno para el enfoque manual y otro para seleccionar la abertura de diafragma manual, como todas las casas presentaban antes de la lectura de diafragmas por componentes electrónicos. Un detalle que personalmente agradezco. A pesar del prestigio de esta firma de objetivos, el hecho de que únicamente se disponga de una focal fija de 35mm limita totalmente la variedad de trabajos en campo, reduciendo el target de esta cámara a un perfil muy específico. El peso queda establecido en 480 gramos aproximadamente y el precio en Europa pretende fijarse en 3100 euros, compra disponible sobre Diciembre de 2012.

Mi opinión es, como en estos casos de precipitada novedad, que Sony únicamente ha querido colocar esta cámara con la exclusiva razón de sacar pecho como titán y llamar la atención. Tal vez por alguna historia de patentes o simplemente por orgullo. Que se diga que la primera empresa del mundo en presentar una cámara Full Frame digital en un cuerpo extremadamente compacto fue Sony. Un “yo la tengo más grande” de toda la vida. No estoy seguro de la intención, pero sí de mi lectura, meramente personal y para gustos lentejas. Creo que es un precio desproporcional por un producto que debe mejorarse, aunque sea una tecnología incorporada en un cuerpo tan compacto por primera vez en la historia digital. Por 3.100 euros podemos adquirir una Canon 5D Mark II con un objetivo de gama L. Sí, no es un cuerpo compacto, pero por esa cifra tenemos muchas virtudes en DSLR’s de formato completo. La nueva Nikon D600 sólo cuesta 2.000 dólares, 2.700 con un interesante 24-85mm. En cualquier caso, poco tiempo transcurrirá hasta ver una RX2 con objetivos intercambiables, precio reducido y mejoras en el AF.

Pentax-q10

Pentax-q10

Aquí tenéis la ficha oficial.

Fuji, por su parte, sigue con una línea muy interesante de Mirror-less con diseños, a mi gusto, preciosos, con un acabado no sólo hermoso en líneas, diseño, tonos y materiales empleados, también en operatividad de los cuerpos, que mejoran progresivamente con cada ejemplar. La nueva Fuji X-E1 es la progresión de la X-Pro 1, tomando directamente prestado su sensor de 16.3 MP APS-C.

El cuerpo de la cámara es más portátil que su antecesora, con peso reducido y un nuevo enfoque ultra rápido. El visor será electrónico y de 2.36 millones de píxeles de resolución con ángulo de 25 grados e incorporando dos cristales de doble grosor montados en una lente asférica para proteger los ojos del fotógrafo y aumentar la calidad de visión. Fuji asevera que la correcta mirada del fotógrafo a través de un visor de altas prestaciones es un punto de extrema importancia.

Fujifilm_xe1_silver

Fujifilm_xe1_silver

Todo el sistema grabará vídeo FULL HD a 24 fps. El precio: 1300 dólares con el objetivo 18-55mm anteriormente mencionado. A la espera del precio en Europa y los respectivos análisis de campo y laboratorio para comprobar si el sensor sigue siendo tan eficiente como su antecesor y el desembolso es merecedor del precio que presume.

Toda la información en su página oficial, de momento, sólo en inglés, aquí.

Hasta la fecha, esto es lo que empieza a hacer ruido. Ya quedan muy pocos días para el evento oficial, y esta misma mañana, como mencionábamos al principio, la Nikon D600 se ha filtrado con todas sus especificaciones, una Full Frame que pretende desbancar a la 5D Mark II en cuanto a relación calidad precio al salto de Full Frame.

Veremos qué pasa. No os desesperéis y guardad vuestro dinero prudencialmente. La cosa está que arde.